Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Viernes, 11 de febrero de 2005 - 12:40 GMT
"Hay un nuevo mercado de CO2"
Planta petrolera
Los países podrán vender el cupo de emisiones de CO2 que no usaron.

La entrada en vigencia del Protocolo de Kioto podría originar grandes ganancias para aquellos países que desarrollan tecnologías ecológicas y para los que emiten menos gases con efecto invernadero de lo permitido.

Esto, para algunos analsitas, podría originar el surgimiento de un mercado mundial de dióxido de carbono (CO2).

Michael Grubb es profesor de ciencia y tecnología ambiental del Imperial College de Londres y explica a BBC Mundo las implicaciones económicas de la ratificación de Kioto.


¿Es el protocolo de Kioto un negocio para los países que lo ratifican?

Para algunos países, definitivamente, habrá ventajas económicas. Si éstos logran reducir los niveles de emisión de gas de efecto invernadero por debajo de lo estipulado en el protocolo, la diferencia se podrá vender a aquellos países que no cumplen con los objetivos.

Los países que desarrollan tecnología ecológica, como Dinamarca que viene desarrollando energía eólica, también obtendrán beneficios, ya que podrán vendérsela a los países cuyas emisiones de CO2 sobrepasan los límites impuestos por el protocolo.

Planta de energía en Reino Unido
Para algunos países, definitivamente, habrá ventajas económicas
Michael Grubb

¿Y qué países tendrán que hacer una mayor inversión en tecnologías ecológicas o comprando cupos de "no emisiones" para cumplir con el protocolo de Kioto?

Creo que actualmente hay muchos países que están muy lejos de alcanzar las metas del protocolo. Así que tendrán que aumentar los costos de la implementación si quieren acelerar el proceso de reducción de gases.

Fuera de Europa, estamos hablando de Japón y Canadá.

Dentro de Europa, son pocos los países que no están en buen camino para cumplir los objetivos de Kioto, como España e Irlanda.

Antes había mencionado a Dinamarca como uno de los países que se podrían beneficiar económicamente de Kioto. ¿Qué otros países se beneficiarían?

Creo que los países de Europa del Este son los que más se verán beneficiados, debido a que sus emisiones se redujeron mucho durante la transición económica.

Esto significa que, de acuerdo con los términos del tratado, podrán vender las emisiones que no usan.

En cuanto a la tecnología, dependerá de cuán inteligentes sean los países.

Dinamarca y Alemania han hecho un esfuerzo por liderar la industria de la energía eólica.

Mientras tanto, Japón lo ha hecho muy bien en cuanto al desarrollo de tecnologías industriales eficientes.

El Reino Unido está tratando de abrirse paso en el campo de energías renovables y de las olas.

¿Si hay tantas posibilidades para obtener beneficios económicos del protocolo de Kioto, por qué Estados Unidos no lo ratificó?

Porque EE.UU. no quiere asumir el costo de limitar las emisiones de CO2.

Para Washington, ratificar el protocolo sería más una pérdida que una ganancia, en términos económicos.

Esto se debe a que en ese país se ha hecho poco para reducir las emisiones de gases.

En cuanto a la posibilidad de vender cupos de emisiones de gas, ¿no podría suceder que en vez de reducir las emisiones se igualarían los índices de los países?

Molinos de viento, una planta nuclear y cables de alto voltaje
Para Washington, ratificar el protocolo sería más una pérdida que una ganancia, en términos económicos.
Michael Grubb

El protocolo tiene un límite en el total de las emisiones globales y determina cuánto puede comerciar cada país.

Así que con este método también se podría lograr cumplir con los objetivos.

La idea de este sistema de comercio es que, debido a que los países tendrán que pagar una multa por comprar las emisiones no usadas por otros países, y el costo de estos cupos será elevado, al final terminarán por implementar medidas ecológicas para reducir los niveles de CO2 y otros gases con efecto invernadero.

Entonces usted está de acuerdo con el comercio de emisiones de gases contaminantes.

En principio, sí. Claro que depende de cómo se haga.

Creo que es una buena idea incluir algunos elementos de intercambio de emisiones a fin de que los países tengan cierta flexibilidad necesaria para implementar su compromiso de manera eficiente.

Pero con este intercambio de emisiones, pareciera como si estuviéramos a punto de presenciar el surgimiento de un nuevo mercado energético.

Creo que esto es cierto.

Considero que hay un nuevo mercado de dióxido de carbono a punto de surgir.

Los países que puedan reducir sus emisiones podrán venderlas en ese mercado común y creo que esto es parte de la idea del acuerdo.

Y el protocolo de Kioto perdería entonces su espíritu ambientalista para convertirse en un negocio lucrativo.

No creo que habrá un gran cambio en el espíritu del protocolo, debido a que todavía será Kioto quien imponga las regulaciones básicas de las emisiones.

Y siempre se supo que, como parte del sistema, surgiría un precio que tendrían que pagar los países que sobrepasen los índices de polución impuestos.

No importa si se impone esta especie de multa a través del comercio o con el pago de impuestos, al final, habrá que pagar para reducir las emisiones.



EN OTROS SITIOS BBC

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.

 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


Portada | Internacional | América Latina | Economía | Ciencia y Tecnología | Cultura | Deportes | Participe | A fondo | Multimedia | Aprenda inglés | Tiempo | Quiénes somos | Nuestros socios
Programación | En FM, AM, OC |
banner watch listen