BBC Página Principal (en inglés) BBC Noticias (en inglés) BBC Deportes (en inglés) BBC Servicio Mundial (en inglés)
versión texto | escríbanos | ayuda
BBC Mundo
Noticias 
América Latina 
Economía 
Ciencia 
Miscelánea 
Foros 
Especiales 
Aprenda inglés 
Nuestros socios 
Quiénes somos 
BBC Radio
Programación 
Cómo sintonizar 
  Especiales: Guerra en Irak
Jueves, 13 de marzo de 2003 - 17:01 GMT
George W. Bush
George Bush en la oficina Oval
Algunos lo llamaron un "intruso" en la Casa Blanca.
Como en muchas historias cotidianas, George Walker Bush llegó a la Casa Blanca con su condición de "junior" a cuestas -o a la sombra de aquel viejo adagio que predica que "nunca segundas partes fueron buenas".

Mucho más aún, dadas las circunstancias en las que se produjo su triunfo. George hijo fue protagonista de la elección más controvertida de la historia de Estados Unidos.

Como resultado, el iconoclasta profesional Michael Mooore lo llamó un "intruso en la Oficina Oval", mientras que críticos más bondadosos los calificaron de "presidente accidental".

Clonteo de votos en Florida
La elección de Bush fue una novela por entregas.

Pero de la misma manera que la guerra del Golfo Pérsico definió la presidencia de su padre, George W. ("Dobleú", como lo llaman en algunos medios anglosajones) se enfrentó a una prueba de "mayoría de edad" política con los acontecimientos del 11 de septiembre de 2001.

Los estadounidenses se enamoraron de su indignado líder. Los nubarrones electorales se dispersaron, y Bush comenzó a disfrutar de la aprobación de su país.

Dinastía texana

George W. Bush es el último de una ilustre dinastía política en Estados Unidos. Su abuelo fue senador, su padre fue presidente y su hermano es el gobernador de Florida.

Pero si su estirpe prometía grandes cosas en política, sus primeros esfuerzos resultaron decepcionantes.

Nacido en Connecticut en 1946, pero criado en Texas, siguió los pasos de su padre inscribiéndose en la escuela militar y luego en la Universidad de Yale. Después se uniría a la Guardia Nacional, pero no fue enviado a la guerra de Vietnam.

George Bush junto a su hermano Jeb
George "junior" viene de una ilustre dinastía política

Tampoco tuvo suerte en la industria petrolera, donde trabajó sin mucho éxito, armado con un título en Negocios de la Universidad de Harvard.

El año 1986 fue decisivo para George W. Bush. Se dice que su esposa le dio lo que los locales llaman "la opción texana": "O Jack Daniels o yo", le dijo. Se convirtió al cristianismo, y se "reinventó" como hombre de familia, dos elementos que serían cruciales para su éxito político.

Camino a la Casa Blanca

Después de ayudar a su padre durante la campaña electoral y de cerrar negocios altamente rentables, George Bush hijo estaba listo para la política.

En 1994 hizo una incursión definitiva, al derrotar a la popular Ann Richards en la elección por la gobernación de Texas.

Su desinterés por los temas ambientales y su aprobación a la pena de muerte horrorizó a los críticos, pero la reducción de impuestos y las mejoras en el sistema educativo aseguraron su popularidad. En 1998 ganó la reeleción, con el 68,6% de los votos.

El siguiente paso era la Casa Blanca. Sus incorrecciones gramaticales y su desconocimiento de los líderes extranjeros lo hicieron blanco de caricaturas durante la campaña presidencial. Sin embargo, su manera directa de expresarse y su estilo pragmático le ganaron adeptos. Con todo, la elección presidencial de 2000 se convirtió en una novela por entregas, cuyo resultado no satisfizo a muchos.

El derrumbe de una de las torres gemelas de Nueva York, el 11 de septiembre
La prueba de "mayoría de edad política" para Bush

Conservador "compasivo", según su propia definición, George junior se rodeó de fieles "bushistas" de los tiempos de su padre, y se dispuso a transformar al partido Republicano a un modelo más inclusivo, con mejoras educativas, impositivas y de seguridad social.

Pero en el plano internacional, Bush se convirtió en el defensor de una política aislacionista y unilateral que no funcionó bien al estallar la crisis con Irak.

Los intentos de su administración y de los socios británicos por convencer al mundo de "sus buenas intenciones" en Irak chocaron contra un muro de desconfianza y de malestar en algunos de sus aliados tradicionales en Europa y en el mundo árabe.

Sea cual sea el resultado de la guerra en Irak, Bush tiene por delante el cometido de mejorar su imagen, si no ante los estadounidenses, sí ante el resto del mundo.

Un mundo unipolar, en el que, hoy por hoy, George Walker Bush es el máximo líder.


Búsqueda en BBC Mundo
Claves de búsqueda

Vínculos:

Nota: el contenido de las páginas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.

 Envíe este artículo a un amigo
Arriba ^^  
 
 escribanos@bbc.co.uk
© BBC
BBC World Service
Bush House, Strand, London WC2B 4PH, UK.

Servicio Mundial de la BBC:
temas de actualidad e información institucional en más de 40 idiomas: