OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Lunes, 8 de diciembre de 2008 - 18:07 GMT
La Revolución cubana, en los titulares
America LatinaAlemaniaEspanaEstados UnidosFranciaReino UnidoRusia

El 2 de enero, los tres principales periódicos de la entonces Unión Soviética - Pravda, Izvestya y Trud- cubrieron la noticia de forma concisa. Para ello, se basaron en la información suministrada por agencias de noticias.

Informaron que, en su primer discurso, Castro había declarado que el nuevo gobierno restauraría la Constitución, permitiría la libertad de prensa, protegería los derechos de los trabajadores y castigaría a los simpatizantes de la dictadura.

Debido a la diferencia horaria, el 3 de enero fue el día en el que la prensa soviética dio una amplia cobertura a los acontecimientos de aquel país que, en los años inmediatos, se convertiría en su principal aliado en el continente americano.

El Pravda publicó un artículo titulado: "Los primeros pasos del gobierno cubano", escrito por un corresponsal del periódico en México.

Allí destacó que los rebeldes habían ocupado "posiciones estratégicas en La Habana, capital de Cuba", donde estaba previsto el arribo de Castro y del presidente temporal Manuel Urrutia.

"El éxito de los rebeldes fue en gran parte debido a la resistencia de la población. Los ataques jugaron un rol clave en el arresto del fugitivo presidente Batista", destacó el Pravda.

"Hoy, Castro anunció que la resistencia ya se había terminado... La victoriosa batalla de los patriotas cubanos es altamente valorada y admirada por todos los trabajadores de América", agregó.

El Izvestya, por su parte, tituló su artículo: "Fin de la dictadura de Batista".

Según la redacción del periódico, la noticia había llegado por telegrama "informando sobre el éxito de los rebeldes cubanos".

La publicación incluyó un resumen histórico de la lucha armada de más de dos años, y destacó que el movimiento rebelde que había empezado en las regiones montañosas se había extendido por todo el país, controlando el 75% de las zonas productoras de azúcar.

"La monopolista nación de Estados Unidos ha hecho su mejor esfuerzo para apoyar a la dictadura, proveyendo a Batista con armas para apuntar a pacíficos civiles... Sin embargo, en los dos últimos días se ha demostrado que Washington ha fracasado... La junta militar fue incapaz de controlar la situación", denunció el medio de comunicación.

"La caída de la dictadura en Cuba sigue a los derrocamientos en Argentina, Venezuela, Colombia y Guatemala, con lo que se demuestra la proliferación de movimientos nacionales que luchan por la libertad en Latinoamérica", agregó el artículo.

Los titulares de Trud fueron celebratorios: "¡Cuba está luchando. Cuba va a ganar!", se leyó en su portada.

El primer día del año nuevo trajo "cambios dramáticos a la vida de los cubanos", anticipó el diario.

Según la información, "combates severos todavía se están produciendo, pero la victoria está garantizada por los rebeldes quienes han entrado en la capital, tras asumir el control de tres provincias".

El 2 de enero, se anunció la conformación del nuevo gobierno, con una nota de análisis de proyección regional: "El vergonzoso final del régimen de Batista demuestra el fortalecimiento del poder de los latinoamericanos y su creciente deseo de luchar contra el imperialismo", declaró el Trud.

Y agregó: "El derrocamiento de la tiranía ha unido a las clases trabajadoras y al campesinado así como también a algunos grupos de intelectuales y círculos de empresarios".


Informe de Irakli Imnaishvili, para BBC Mundo.





 

banner watch listen