OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Viernes, 22 de agosto de 2008 - 00:35 GMT
Los huéspedes secretos de Lord Astor
Redacción BBC Mundo

Cliveden House

En una antigua mansión inglesa se acaba de descubrir una numerosa familia que, durante más de un siglo, vivió oculta de la aristocracia.

En la Cliveden House, en el condado de Buckinghamshire, se solía reunir la crema y nata de la sociedad británica.

Por allí pasaron, entre otros, Winston Churchill, George Bernard Shaw y Charlie Chaplin.

Fue allí donde comenzó uno de los mayores escándalos sexuales de la Guerra Fría, entre un ministro británico, John Profumo, y una corista que era amante de un espía soviético.

Lord Astor había sido embajador en Roma y era un gran coleccionista
John Bignell, Cliveden House

Y mientras todo esto ocurría, nadie sabía que, escondida detrás de una balaustrada de mármol en esta casa frente al río Támesis, vivía una colonia de babosas del Mediterráneo.

Es la primera vez que se encuentran ejemplares de estos caracoles, de la especie Papillifera papillaris, en el Reino Unido.

El vizconde y las babosas

Nadie sabe a ciencia cierta cómo llegaron, pero se cree que su destino está vinculado al de William Waldorf Astor, el hombre más rico de Estados Unidos en la segunda mitad del siglo XIX.

Papillifera papillaris
Las babosas son de la especie Papillifera papillaris.

Astor, un prominente financista que luego se convertiría en vizconde, había decidido mudarse a Inglaterra porque, según dijo, su país natal no era "el lugar adecuado donde un caballero pueda vivir".

Cuando compró la Cliveden House, hizo traer desde Italia una balaustrada de mármol, de unos cien metros de longitud, que había adquirido en Roma.

Parece que las babosas, tal vez sospechando la opulencia en que vivirían, decidieron venir como polizones en el barco que la transportó.

"Lord Astor había sido embajador en Roma y era un gran coleccionista", le dijo a la BBC John Bignell, jefe del servicio de atención a los visitantes de Cliveden House, que ahora es propiedad del National Trust, una organización que administra más de 300 lugares históricos y jardines de Inglaterra, Gales e Irlanda del Norte.

"La Villa Borghese, de Roma, donde compró la balaustrada, ahora tiene una copia de ésta", añadió.

1896

Un especialista en conservación del National Trust, Mathew Oates, explicó que fue un voluntario que ayudaba a limpiar el estuario de Cliveden quien descubrió los caracoles.

William Waldorf Astor
En su tiempo, William Waldorf Astor fue el hombre más rico de Estados Unidos.

"Él después asistió a una charla que estaba dando un especialista en babosas, en la sociedad arqueológica local, y mencionó su hallazgo", le contó Oates a la BBC.

"Resultó que había descubierto una colonia que vivía aquí casi seguramente desde 1896", agregó.

Fue en esa fecha que llegó a Cliveden la balaustrada comprada en Roma por Lord Astor.

Desde el punto de vista de la conservación, el futuro de las babosas en Cliveden House parece estar asegurado porque éstas viven en diferentes partes de la gigantesca casa, un ala de la cual sirve de hotel.

Posiblemente su huésped más famoso recientemente fue el futbolista inglés Steven Gerrard, quien se casó allí el año pasado.

Sin embargo, se desconoce si el mediocampista del Liverpool o alguno de sus invitados se tropezó con alguna curiosa Papillifera papillaris.



NOTAS RELACIONADAS
Para el dolor, veneno de caracol
11 07 06 |  Ciencia y Tecnología
Veneno contra el cáncer
13 11 03 |  Ciencia y Tecnología
¿Víboras para la artritis?
06 05 02 |  Science

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

banner watch listen