OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Jueves, 14 de agosto de 2008 - 12:43 GMT
Hackers: los retos en la región
Dalia Ventura
BBC Mundo

Teclado

La informática ha permitido hacer lo que se hacía más rápidamente, a mayor escala con menos esfuerzo y, a menudo, mejor.

Esta afirmación tan positiva, se aplica también a los aspectos negativos de nuestra sociedad.

Como le dijo a BBC Mundo Sergio de los Santos, de HispaSec Sistemas, así como ocurría con delincuentes en el pasado, "los que roban contraseñas y crean malware a gran escala no son personas que actúen individualmente, sino conjuntos numerosos, jerarquizados y perfectamente organizados en forma de mafias".

Los padres de niños y jóvenes que no tienen acceso a la informática (¡la gran mayoría en América Latina!), no conocen los contenidos existentes en la internet, no sabiendo como orientar a sus hijos
Jorge Werthein, RITLA
La diferencia ahora es que los requisitos para triunfar en la ciberdelincuencia son altos: "muchos de ellos (delincuentes) tienen unos elevadísimos conocimientos técnicos que desafían a los de cualquier experto que se mueva en la legalidad".

"Por desgracia, la lucha no es la mayor parte de las veces entre iguales -subraya De los Santos- por su naturaleza ilegal, explotan y usan todos los métodos conocidos, todas las posibilidades a su alcance, no están limitados por ningún marco legal, lo que les aporta una mayor libertad de movimiento".

Para explorar cuál es el panorama en Latinoamérica, consultamos a Jorge Werthein, director ejecutivo de RITLA (Red de Información Tecnológica Latinoamericana).


En Latinoamérica en particular, ¿cuáles son los principales retos frente a la ciberdelincuencia?

Responder al creciente aumento de la ciberdelincuencia, en su sentido más amplio, que en forma vertiginosa ha hecho su aparición en la región. En sus distintas formas, llegando a las computadoras y a los teléfono celulares, las violencias se manifiestan con una gran virulencia.

El robo de datos personales, la invasión de cuentas bancarias, el uso de la telefonía celular para documentar y difundir escenas de pedofilia, de abuso sexual en general y de violencia entre jóvenes dentro y fuera de las escuelas (happy slapping, en inglés), son algunas de las nuevas realidades con las cuales nos enfrentamos.

¿Qué tan preparada está la región para proteger a los cibernautas?

Con muchas limitaciones, que también uno observa en otras regiones del mundo. Es el uso de una tecnología nueva, incipiente, no muy difundida o utilizada por amplios sectores de la población, aun marginalizados de los beneficios tecnológicos.

Pero los temas son antiguos, las violencias adquieren otra forma, se utiliza otro instrumento para materializarlas. La violencia en la escuela (el bullying) por ejemplo, comenzaba y terminaba en la pelea misma, en la agresión física al agredido. Hoy esa agresión se filma con un teléfono celular y se difunde en el tiempo y en el espacio, sin grandes restricciones, potencializando esa violencia.

Otra preocupación es el aumento del uso de la internet en las escuelas y en los hogares de los niños y jóvenes. Ese aumento tan positivo que permite elevar el acceso a la información y a la producción de conocimiento, enfrenta los problemas de las violencias existentes en la internet.

Los padres de niños y jóvenes que no tienen acceso a la informática (¡la gran mayoría en América Latina!), no conocen los contenidos existentes en la internet, no sabiendo como orientar a sus hijos.

Esto también sucede con un gran porcentaje de los profesores de las escuelas públicas de la región, quienes tampoco tienen acceso a internet.

Por otro lado, nuestras leyes aún no consiguen enfrentar estos nuevos desafíos cibernéticas, y no tenemos mecanismos mas sofisticados para fiscalizar adecuadamente ese tipo de crímenes.

Este es el desafío de nuestra región y de tantas otras.

¿Nos puedes además contar sobre las ciberpolicías? ¿Qué tan efectivas son? ¿Qué tan efectivas pueden ser?

Son muy importantes, y existen en muchos países de la región (Chile, México, Brasil, Argentina, etc.).

La gran mayoría está coordinada con Interpol y su división de ciberdelincuencia.

Como en tantas otras áreas importantes de la región, esta también requiere de una mayor sensibilidad por parte de los formuladores de las políticas públicas en los países, para así dotar a estos departamentos de la policía y de la justicia con recursos humanos, tecnológicos y financieros que les permita combatir la ciberdelincuencia en mejores condiciones.



VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

banner watch listen