Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Jueves, 25 de noviembre de 2004 - 15:46 GMT
¿Qué hace a la mujer más vulnerable?
Campaña contra el SIDA en Ucrania (ONUSIDA L.Taylor)
"Anteriormente, había mas casos de VIH entre hombres que entre mujeres, pero se ha ido dando una "feminización" de la epidemia en todas las partes del mundo"
Nina Ferenci, ONUSIDA

El proceso de "feminización del SIDA" a lo largo fundamentalmente de la última década, se debe a la combinación de una serie de factores biológicos y sobre todo sociales, en los que interactúan viejos temas conocidos para la mujer, como la violencia sexual y el machismo.

"Desde 2002 el número de mujeres que viven con VIH ha incrementado en todas las regiones (del mundo), sin excepción", advirtió la coordinadora de ONUSIDA para América Latina y el Caribe, Nina Ferenci.

"En África, donde hay una epidemia ya muy avanzada, más del 56% de las personas que viven con el VIH son mujeres, y lo mismo está pasando en otras regiones", advirtió.

Los datos del último informe de ONUSIDA ponen de manifiesto que, a menos que las políticas y programas de prevención del SIDA se enfrenten a la desigualdad entre los sexos, gran parte de los esfuerzos para combatir la enfermedad resultarán en vano.




Factores Biológicos

Las características biológicas específicas del sexo femenino y la naturaleza misma de las relaciones sexuales contribuye a acentuar el riesgo de contagio de las mujeres, como explicó la coordinadora de ONUSIDA para América Latina y el Caribe, Nina Ferenci.

"Las mujeres tienen una vulnerabilidad adicional al VIH/SIDA", dijo la experta a la BBC. "Por una lado están la desigualdad y la dependencia socioeconómica y por otro la vulnerabilidad biológica".

Distribución de condones en China (ONUSIDA P. Virot)
La carga viral es mayor en el semen de un varón infectado que en los fluidos vaginales de una mujer con el VIH
Nina Ferenci, ONUSIDA

La Organización Mundial de la Salud (OMS), estima que en las relaciones sexuales las mujeres son de dos a cuatro veces más vulnerables que los hombres a la infección del virus del VIH.

Durante las relaciones sexuales, el virus del VIH se transmite de hombre a mujer mucho más fácilmente que de mujer a hombre.

Por un lado, la carga viral es mayor en el semen de un varón infectado que en los fluidos vaginales de una mujer con el VIH.

Por otro lado, en la mujer el tejido de la vagina y el recto es mucho más vulnerable a la contracción de infecciones que el tejido que cubre el pene.

Además, la superficie de contacto en la mujer es mucho mayor, como explicó Nina Ferenci, de ONUSIDA: "en una relación sexual la mujer tiene un contacto extendido con los fluidos seminales, lo que conlleva más oportunidad de infección".

Estamos tratando de fomentar el desarrollo de ciertos métodos que la mujer puede controlar, como microbicidas 'una especie de crema vaginal que puede matar el virus' o incluso condones femeninos, que introduce la mujer en su vagina y protege al tiempo que el hombre puede penetrar sin condón
Nina Ferenci, ONUSIDA

"El aspecto biológico es muy importante porque es una vulnerabilidad muy particular y específica para la mujer", anadió.

La coordinadora de ONUSIDA explicó que por esa razón es importante desarrollar métodos de protección contra el virus del SIDA que puedan ser controlados por la mujer.

"En muchos casos el hombre se niega a usar preservativos, y muchas mujeres son muy conscientes de que se están exponiendo a riesgos, sin embargo no pueden imponer el uso de condón a su pareja", denunció.

"Estamos tratando de fomentar el desarrollo de ciertos métodos que la mujer puede controlar, como microbicidas 'una especie de crema vaginal que puede matar el virus' o incluso condones femeninos, que introduce la mujer en su vagina y protege al tiempo que el hombre puede penetrar sin condón".

Factores Sociales

La enfermedad del SIDA no es una mera cuestión sanitaria: muchos la consideran una enfermedad social.

En efecto, la campaña mundial del SIDA de este año pone de manifiesto hasta qué punto las desigualdades de género contribuyen a la expansión de la enfermedad.

Están además el machismo, los tabúes y los aspectos culturales: por ejemplo si una chica lleva un condón se la suele considerar una mujer fácil
Nina Ferenci, ONUSIDA

Para Nina Ferenci, de ONUSIDA, la epidemia pone en relieve justamente los problemas diarios a los que se tienen que enfrentar las chicas jóvenes, como por ejemplo aspectos de dependencia económica.

"La mujer en muchos países depende económicamente del hombre, y muchas veces eso conlleva a una situación donde la mujer tienen menos posibilidades de negarse a tener una relación sexual", dijo Ferenci.

"La pobreza se aúna con la situación de desventaja social de la mujer para crear más vulnerabilidad", adviritó la experta.

Además, en muchos países es inaceptable que las mujeres puedan decir "NO" a las relaciones sexuales no deseadas o sin protección.

En los lugares en que la violencia sexual está generalizada, la abstinencia o la insistencia en la utilización del preservativo no es una opción realista para las mujeres y las jóvenes.

El matrimonio tampoco es una solución: un número creciente de mujeres casadas se están infectando con el VIH porque sus maridos tienen otras relaciones sexuales.

"Están además el machismo, los tabúes y los aspectos culturales: por ejemplo si una chica lleva un condón se la suele considerar una mujer fácil", apuntó Ferenci.

Algunos patrones culturales del machismo estimulan a los hombres a demostrar su virilidad teniendo relaciones sexuales con varias mujeres.

Según explicó Ferenci, la penetración en los comportamientos homosexuales y bisexuales del hombre también consolida la imagen de ser "macho".

"Son patrones culturales difíciles de manejar, y en muchos países toma mucho tiempo (cambiarlos) porque se han ido instalando durante siglos", explicó Ferenci.

Educación sobre SIDA en Jordania (ONUSIDA G.Pirozzi)
La educación es la clave.

Por otro lado, el acceso al tratamiento es en muchos casos un privilegio del que gozan los hombres mucho más que las mujeres, y algo similar ocurre también con la distribución de fármacos.

Con motivo de la celebración del día de la mujer en marzo de 2004, el Secretario General de las Naciones Unidas, Kofi Annan, denunció el precio devastador que el SIDA se está cobrando en la población femenina.

Entre otras cosas, Annan denunció que las mujeres pobres cada vez tienen menos seguridad económica como resultado de la enfermedad, y a menudo se ven privadas de su derecho a la vivienda, al patrimonio o a la herencia, e incluso de servicios sanitarios adecuados.

Ademas, con frecuencia el SIDA obliga a las niñas a abandonar la escuela, para cuidar de sus parientes enfermos, ocuparse del hogar o porque deben comenzar a trabajar para contribuir al sustento de la familia, con lo cual se ven sumidas aún más en la pobreza.

Y, como en círculo vicioso, los hijos de estas mujeres tienen menos posibilidades de asistir a la escuela, y más posibilidades de ser infectados.

Annan sugirió así que la sociedad paga mucho más caro el precio de los efectos del SIDA sobre la mujer.



VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.


 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


Portada | Internacional | América Latina | Economía | Ciencia y Tecnología | Cultura | Deportes | Participe | A fondo | Multimedia | Aprenda inglés | Tiempo | Quiénes somos | Nuestros socios
Programación | En FM, AM, OC |
banner watch listen