Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Sábado, 18 de agosto de 2007 - 18:13 GMT
Crece frustración y caos en Perú
Redacción BBC Mundo

Restos de la iglesia de San Clemente
Los feligreses de la iglesia quedaron sepultados al desplomarse el techo.
Pese al llamado del presidente Alan García a conservar la calma ante la destrucción y la tragedia que afectan la zona occidental de Perú, surgen manifestaciones de frustración y caos entre los damnificados por el sismo del miércoles.

Las brigadas de emergencia lograron rescatar con vida a dos mujeres atrapadas entre los escombros de lo que fue la iglesia de San Clemente en Pisco, pero en las últimas 24 horas han sacado 127 cuerpos de las ruinas del templo.

En la ciudad de Ica la policía tuvo que disparar al aire para dispersar a grupos de personas que saqueaban lo que podían en busca de agua, comida y cobertores.

En Pisco el ejército vigila la Plaza de Armas, y según Carlos Chirinos, enviado de BBC Mundo a la zona devastada, "la ciudad está en tinieblas, aunque aquí y allá se ven fogatas improvisadas por las personas que no se atreven a entrar a sus casas o no tienen casa a dónde ir".

"Pero la vigilancia en Pisco se limita a la Plaza de Armas", dice Chirinos. "Más allá no hay patrullaje".

La ayuda no llega

Aunque la mayoría de las casas en Pisco están inhabitables, la gente comienza a volver a sus hogares a tratar de rescatar algunas de sus pertenencias.

Niños durmiendo en la calle.
Muchos durmieron en las calles de Pisco ante el temor de que se produjeran nuevos sismos.
Recogen documentos, televisores, algunos muebles, pero no pueden quedarse ahí, según reporta Carlos Chirinos.

"La gente con la que hablé", dice el enviado, "empieza a sentir pesimismo conforme pasan las horas y la ayuda no llega".

La señora Magda Vázquez se queja de que tiene que caminar 15 cuadras para buscar agua y teme que la falta de ayuda tenga que ver con favoritismos y corrupción.

A un par de cuadras de donde vive la señora Vázquez, un grupo de vecinos, ante la tardanza de la ayuda, organizaron un centro de distribución con los alimentos que lograron sacar de sus casas.

Pese a la devastación que los rodea, dijeron sentirse "afortunados" por poder hacer algo. De acuerdo con Carlos Chirinos, los vecinos no expresaban ningún sentimiento de enojo o resentimiento ante la falta de ayuda.

Pero saben que ésta no puede tardar mucho más. "Ya llegará la hora en que sí se necesite la ayuda oficial", dijeron.

Pero eso es de día. Muy pocas casas están de pie, y de noche no hay dónde dormir. Los que tienen coche se meten a él, otros se encaminan al anochecer a un hostal, donde se ha instalado un centro improvisado de prensa que cuenta con planta de luz, y ahí se acomodan donde pueden.

"Aturdidos", dice nuestro enviado, "ésa es la mejor definición que encuentro para describir el estado de los habitantes de Pisco".

Crece la frustración

Algunas farmacias y tiendas en las ciudades más afectadas, Pisco e Ica, han sufrido saqueos.

El luto de una familia en un cementerio de Pisco
Las familias han comenzado el doloroso proceso de enterrar a sus muertos.
Chirinos informó que algunos damnificados "han intentado saquear casas de abasto", así como algunos camiones con equipo de rescate que "se topan con una población desesperada que en algunos casos puede estar sintiendo que no está siendo atendida".

El enviado especial de BBC Mundo agregó, sin embargo, que en opinión de voceros de la Cruz Roja Internacional consultados por la BBC, "es normal que la respuesta no sea todo lo rápida que debería ser, pues dicen que en este tipo de desastre no es posible prever una respuesta inmediata que satisfaga a todos".

Los funcionarios de rescate esperan que la situación mejore en las próximas horas a medida que se vaya a poniendo a tono el operativo de emergencia, indicó el corresponsal.

El presidente peruano advirtió que no tolerará el saqueo ni otros actos de violencia.

Luto

Iglesia de Ica.
La iglesia de la Virgen del Socorro en Ica fue otro de los templos afectados.

El gobierno peruano decretó tres días de duelo nacional por quienes murieron en el terremoto del miércoles.

La Defensa Civil de Perú trabaja en el rescate de las víctimas del fuerte sismo, de 7,9 en la escala de Richter, que afectó a extensas zonas y ha dejado hasta el momento un saldo de al menos 500 personas muertas y más de 829 heridas.

La agencia estatal de noticias, Andina, informó que este viernes, a las 08:18 hora local (13:18 GMT) se sintió una réplica de regular intensidad, cuyo epicentro fue ubicado en el mar, a 70 kilómetros al oeste de Pisco.

"El movimiento telúrico ocasionó temor en la población, especialmente en la zona sur de Lima y en el departamento de Ica, que fueron los más afectados por el sismo del pasado miércoles", dijo la agencia, que especificó que hasta ahora se han sentido más de 300 réplicas del terremoto.

Podría haber más muertos

La iglesia de Guadalupe.
Muchas personas murieron dentro de iglesias que no resistieron la fuerza del sismo.

Las cifras de muertos -que se teme que aumenten- fueron proporcionadas por el director nacional de operaciones del Instituto Nacional de Defensa Civil, comandante Arístides Mussio.

El funcionario también informó que hay 16.669 viviendas destruidas y se han registrado 80.000 damnificados.

Los hospitales de las zonas afectadas no dan abasto y atienden a heridos leves en los estacionamientos.

"Era irreal"

Según el Centro de Estudios Geológicos de Estados Unidos (USGS, por sus siglas en inglés), el epicentro estuvo en el mar, 150 kilómetros al sur de Lima.

Mapa del epicentro. Instituto Nacional de Defensa Civil de Peru.

El viceministro de Salud, José Calderón, informó que la situación en Ica, a 110 kilómetros del epicentro, es "dramática". Según la Defensa Civil, allí fue donde ocurrió la mayoría de las muertes.

En algunas partes de Lima se produjeron cortes de luz. También se habrían desplomado más de 70 viviendas y varias edificaciones resultaron dañadas.

En Lima, el tránsito se detuvo y miles de personas salieron a las calles.

El terremoto se produjo en los límites entre las placas tectónicas de Nazca y Sudamérica, en una zona de intensa actividad sísmica.

Según el USGS, el temblor de este jueves se produjo en una zona cercana a la que causó el movimiento de 8,2 en 1966, y a la del de magnitud 8,3 que se sintió cerca de Arequipa en 2001.

El sismo de mayor intensidad que se ha producido en la costa peruana fue uno de magnitud 9, que ocurrió en 1868 y produjo un tsunami que mató a varios miles de personas en zonas costeras de la región y causó daños en Hawaii.


¿Se encuentra usted en Lima o en otras zonas del Perú afectadas por el sismo?

Puede enviarnos sus fotos y una breve explicación al siguiente correo electrónico: participe@bbc.co.uk, incluyendo como "Asunto" o "Subject": Perú-sismo.



NOTAS RELACIONADAS
Nuevas imágenes
17 08 07 |  América Latina
80.000 damnificados en Perú
17 08 07 |  América Latina
Telecoms sin Fonteras en Perú
17 08 07 |  Ciencia y Tecnología
Sismo sacude norte de Perú
26 09 05 |  América Latina
Temor y dolor por terremoto en Perú
24 06 01 |  América Latina

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.



 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


banner watch listen