BBC Página Principal (en inglés) BBC Noticias (en inglés) BBC Deportes (en inglés) BBC Servicio Mundial (en inglés)
versión texto | escríbanos | ayuda
BBC Mundo
Noticias 
América Latina 
Economía 
Ciencia 
Miscelánea 
Foros 
Especiales 
Aprenda inglés 
Nuestros socios 
Quiénes somos 
BBC Radio
Programación 
Cómo sintonizar 
  Noticias
Lunes, 27 de enero de 2003 - 16:11 GMT
Irak: la ONU escuchó a los inspectores
El director de la Agencia Internacional de Energía Nuclear, Mohamed ElBaradei, y el jefe de inspecciones de armas de Naciones Unidas.
Los inspectores de armas aún no han encontrado pruebas decisivas.
Los inspectores de armas de la ONU expusieron su informe formal sobre Irak frente al Consejo de Seguridad de las Naciones Unidas.

El contenido de este informe será crucial para determinar si hay suficientes datos que justifiquen una guerra contra Bagdad.

El inspector jefe, Hans Blix, dijo que el régimen de Bagdad ha cooperado "bastante bien" en lo referente a permitir el acceso y al apoyo ofrecido a la misión internacional, pero dijo que aún no han despejado las dudas sobre el desarme.

Con respecto a este punto, Blix dijo que el régimen de Saddam Hussein no ha aceptado de forma genuina la resolución del Consejo de Seguridad para que abandone sus programas de armamento.

El director de supervisión nuclear de la ONU, Mohamed El Baradei, dijo que no se han identificado actividades nucleares prohibidas en Irak y pidió más tiempo para trabajar.

Inspectores de armas de la ONU
Los inspectores de armas han pedido más tiempo.
Por su parte, el secretario general de las Naciones Unidas, Kofi Annan, dijo a los periodistas que hacen guardia en el edificio de la ONU en Washington que él no pierde sus esperanzas de que no se produzca un conflicto bélico.

La Casa Blanca emitió un comunicado donde indica que Irak debe cooperar completamente con los inspectores y que la administración de George W. Bush no aceptará nada menos que eso.

Por su parte, el gobierno iraquí brindó una conferencia de prensa este lunes en Bagadad en la que reiteró que ha hecho todo a su alcance para colaborar con los inspectores.

Además, el ministro de Relaciones Exteriores, Naji Sabri, acusó a Estados Unidos y a Gran Bretaña de mentir y promover una guerra psicológica.

Determinación previa

Este lunes, el secretario de Estado de EE.UU., Colin Powell, acusó a Irak de usar "evasivas y mentiras" en respuesta a las exigencias de las Naciones Unidas para que se desarme.

Al hablar en el Foro Económico Mundial que se realiza en Davos, Suiza, Powell dijo que Bagdad ha utilizado "las mismas viejas tácticas de engaño y dilación" con la ONU, y afirmó que Estados Unidos "está listo para acometer una guerra contra Irak por su cuenta, si se diera el caso".

Agregó que su país "no vacilará en recurrir a la guerra si es la única vía de arrebatar a Saddam Hussein sus armas de destrucción masiva".

Momentos después, el rey Abdullah de Jordania afirmó en el foro de Davos que "sólo con un milagro se conseguiría una solución dialogada y pacífica a la crisis".

Y no parece desacertado. Powell también lanzó una advertencia sobre la alternativa de otorgar más tiempo al régimen iraquí, argumentando que eso incrementaría el riesgo de que el arsenal de Hussein "caiga en manos de grupos terroristas como Al-Qaeda".

Colin Powell
Powell aclaró este domingo que EE. UU. está listo para ir solo a una guerra.
Durante su alocución, el secretario de Estado insistió en que Irak no ha rendido cuentas de una larga lista de materiales, que incluyen armas biológicas.

"Se trata de cuestiones de vida o muerte y por lo tanto son requerimientos que deben ser respondidos", manifestó Powell.

A al mismo tiempo pidió al mundo que confíe en que Washington usará su poder en busca del bien, tal como lo demuestran -dijo- las intervenciones estadounidenses en Afganistán, Kuwait y Bosnia.

"No buscamos nada para nosotros, sólo brindar seguridad a aquellos que han sufrido tanto", expresó.

Ofensiva

Pero para los analistas internacionales, las palabras de Powell no habrían sido suficientes para persuadir a líderes europeos.

Varios de ellos se han mostrado proclives a dar más tiempo a los inspectores de armas de Naciones Unidas para que continúen su trabajo en Irak.

A su vez, los hombres de finanzas y negocios también presentes en Davos han expresado su preocupación de que una guerra contra Irak se convierta en otra amenaza a la economía mundial, elevando aún más los precios del petróleo y los índices de inflación.

Los observadores consideraron que el mensaje de Powell debe enmarcarse dentro de una ofensiva de Estados Unidos, previa al informe que debe presentar este lunes ante el Consejo de Seguridad el jefe de inspectores de la ONU, Hans Blix.

Se cree que Blix dirá que su equipo de investigadores no ha logrado encontrar hasta el momento ninguna prueba que incrimine a Irak en la producción de armas nucleares, biológicas o químicas.

Varios miembros del Consejo de Seguridad de la ONU han expresado su deseo de que se permita continuar el trabajo de los inspectores antes de tomar cualquier decisión sobre el uso de la fuerza militar.

La misión no habría tenido hasta el momento mayores problemas en su tarea, a excepción de la negativa de dos científicos iraquíes a ser interrogados en forma privada por los inspectores.


Búsqueda en BBC Mundo
Claves de búsqueda

Notas relacionadas:

26 01 03 |  Noticias
Washington estudiará informe
24 01 03 |  Noticias
La vieja Europa se defiende
24 01 03 |  Noticias
EE.UU. cuenta con sus aliados
23 01 03 |  Noticias
Autos de guerra

Vínculos:

Nota: el contenido de las páginas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.

 Envíe este artículo a un amigo
Arriba ^^  
 
 escribanos@bbc.co.uk
© BBC
BBC World Service
Bush House, Strand, London WC2B 4PH, UK.

Servicio Mundial de la BBC:
temas de actualidad e información institucional en más de 40 idiomas: