OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Domingo, 22 de febrero de 2009 - 17:40 GMT
Jade Goody, vida y muerte en directo
Redacción BBC Mundo

Jade Goody y su prometido Jack Tweed.
El publico ha siguido cada uno de los pasos de su vida adulta.

El público británico la descubrió en el programa de tele-realidad Gran Hermano. A partir de ahí la ha seguido en cada una de sus peripecias en una decena de programas, y ahora la ha visto casarse y espera verla morir.

Se trata de Jade Goody. En el penúltimo capítulo de su historia, los telespectadores han visto cómo después de haber sido diagnosticada de cáncer terminal, se casaba con su prometido.

Su enlace ha acaparado los titulares de toda la prensa nacional. No importa si se trata de un medio de corte sensacionalista o de uno más 'respetable'. Todos tenían algo que decir acerca de la vida sobreexpuesta de esta mujer.

Desde que en 2002 apareciera en la pantalla chica como una de las concursantes de Gran Hermano, el programa que aísla a un grupo de personas en una casa llena de cámaras en la que deben convivir unos tres meses, Goody ya se hizo notar entre sus compañeros y los medios de comunicación.

Frases como "¿qué es un espárrago?" o "¿Río de Janeiro es una persona?" la catapultaron a la fama. La prensa la criticaba, mientras la audiencia la amaba.

Ello le permitió continuar su carrera como concursante de programas de telerrealidad.

Una vida frente a las cámaras

Jade Goody.
Goody supo rentabilizar su popularidad fuera de la pantalla chica.
Siempre frente a las cámaras, cambió de esposo por dos semanas con otra famosa, aprendió a conducir y puso a prueba sus conocimientos en el concurso The weakest Link (El rival más débil).

Además, tuvo programas dedicados a su vida como "¿Qué fue lo otro que hizo Jade?", "La peluquería de Jade" y "La asistente personal de Jade".

A diferencia de lo que ocurre con otros participantes de este tipo de programas, Goody ha podido rentabilizar su popularidad. Fuera de la pantalla chica publicó una autobiografía, abrió una peluquería y lanzó un perfume que fue un éxito de ventas en el país.

Pero no fue sino hasta 2007, cuando decidió participar en el Gran Hermano de las Celebridades junto a su madre y su prometido, que Goody logró alcanzar fama internacional, aunque no por las razones adecuadas.

Su comportamiento con otra de las concursantes, la actriz de Bollywood Shilpa Shetty, provocó que Ofcom -el organismo que regula el contenido de la televisión británica- recibiera unas 45.000 quejas de televidentes que condenaban la conducta de Goody.

Según denunciaron los espectadores, algunos habitantes de la casa -en particular Goody- habían hecho comentarios racistas, burlándose del acento de Shetty y poniendo en duda sus prácticas higiénicas así como su forma de cocinar.

La controversia puso de vuelta el nombre de Jade Goody en todos los titulares, pero quizás no con los mejores resultados, pues de la noche a la mañana se convirtió en una villana para muchos indios residentes en el Reino Unido.

A pesar de sus múltiples disculpas, Goody sufrió las consecuencias de sus actos y vio cómo su perfume fue retirado del mercado y la edición de bolsillo de su biografía cancelada.

Para reparar daños, la estrella de la telerrealidad se fue hasta la India para hacer una aparición en la versión de Gran Hermano de ese país, en la que reiteró su arrepentimiento por lo sucedido.

El último capítulo

Jade Goody.
He vivido toda mi vida adulta hablando sobre mi vida. La única diferencia es que ahora hablo sobre mi muerte
Actualmente el público sigue otra etapa de su vida: su lucha contra el cáncer cervical que le diagnosticaron en agosto pasado.

Desde entonces ha vuelto a acaparar la atención de los medios con múltiples entrevistas sobre la batalla a la que se enfrenta.

Un canal de televisión local ya tiene los derechos para emitir una serie que consiste en documentar la última etapa en su vida y ha recibido una millonaria suma por las imágenes de su boda.

Ante las críticas de quienes condenan que la famosa venda su historia más personal, Goody se defiende argumentando que está intentando ganar suficiente dinero para sus hijos.

Con la exclusiva de las imágenes de su matrimonio, que se celebró este domingo, Goody espera asegurar el futuro económico de su familia.

"He vivido toda mi vida adulta hablando sobre mi vida. La única diferencia es que ahora hablo sobre mi muerte", le dijo al diario News of the World.

Los gastos de la ceremonia, que se estima rondan los US$430.000, han sido cubiertos con donaciones de personas que le desean bien.


NOTAS RELACIONADAS
"Gran Hermano" enciende el debate
20 01 07 |  Cultura y Sociedad
"No hay racismo" en Gran Hermano
19 01 07 |  Cultura y Sociedad
Gran Hermano, ¿racista?
17 01 07 |  Cultura y Sociedad
"Reality show" en la sala de partos
03 10 06 |  Cultura y Sociedad
"Gran Hermano" de por vida
07 02 05 |  Cultura y Sociedad

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

banner watch listen