Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Viernes, 4 de agosto de 2006 - 13:57 GMT
Juan Villoro: entre los pies y la cabeza

BBC Estudio 834

Sergio Correa, corresponsal de la BBC en Berlín.
Sergio Correa
Berlín, Alemania

Juan Villoro en el Estadio Azrteca (Foto: Emmanuel Campos)
Un comentarisa de fútbol fue quien inspiró a Juan Villoro en su carrera.
Encontrarse con el escritor mexicano Juan Villoro no es fácil. A medio camino entre Europa y México, entre infinidad de artículos prometidos a otros tantos medios, escribiendo cuentos y novelas y algunas cosas más que apenas vislumbro, Villoro (Ciudad de México, 1956) me cita en su hotel de Berlín: "entre las 9 y las 9:30, ¿si?, para poder tomar el avión hacia Munich a las 10:30; alcanzamos ¿no?," me dice por teléfono.

Villoro, considerado por muchos como uno de los mejores escritores latinoamericanos de la generación del post boom, había venido a Alemania a cubrir para la televisión mexicana en Munich algunos aspectos de la Copa Mundial de Fútbol, pero también se dio el tiempo para dar una conferencia en el Instituto Iberoamericano de Berlín sobre su último libro "Dios es Redondo", un conjunto de ingeniosas y brillantes crónicas sobre las altas y bajas pasiones del fútbol.

El ejemplar de "Dios es Redondo" que Villoro me regaló esa mañana cayó rápidamente en las manos -y posteriormente en las maletas- de los enviados de BBC Deportes para el mundial. Había capítulos memorables en ese libro, que reflejan la curiosa y feliz mezcla de intereses literarios y populares de Villoro, por ejemplo, cuando narra el "regreso" de Maradona, a la televisión.

"Gran aficionado al fútbol, Samuel Beckett escribió: 'No hay partido de vuelta entre el hombre y su destino'. Beckett rara vez erró una profecía. Una tarde, en un campo lluvioso, la fatalidad aplicó su guadaña. No hay juego de vuelta".

Juan Villoro (Foto: Alejandro Fernández)
Ser mexicano, ya por el sólo hecho de pensar en la nacionalidad, es como tener una segunda profesión

"Diego se sometió a esa condena y la aceptó entre lágrimas y autoacusaciones que competían en dureza con las de Rousseau o San Agustín pero llevaban menos palabras: 'La cagué'. Cuando el destino ya le rozaba los tobillos, inventó un regate y encontró un excepcional punto de fuga. El crack que burló a media docena de ingleses en el Estadio Azteca, por una vez se burló a sí mismo".

Y justamente la entrada de Villoro en la literatura no se debió, como a la mayoría de los escritores, a algún libro de Robert L. Stevenson, Julio Verne o Emilio Salgari, sino a Ángel Fernández, un relator de fútbol de la radio mexicana

"A los seis años yo sabía que el lenguaje servía para que me regañaran o para tener un pretexto por no haber hecho la tarea, en fin, una comunicación utilitaria, pero las narraciones de fútbol de Ángel Fernández me dieron el convencimiento que la narración es una realidad en sí misma," me contó Villoro después de haber mirado el reloj y haber hecho los cálculos de cuánto demoraría en llegar al aeropuerto.

Trayectoria profesional

Desde sus comienzos, Villoro trabajó en medios de comunicación: entre 1977 y 1981 dirigió un programa radial llamado "El Lado Oscuro de la Luna", de 1995 a 1998 editó el suplemento semanal del diario La Jornada, pero también dirigió talleres de narrativa y hasta fue agregado cultural de la Embajada de México en la Alemania Federal entre 1981 y 1984, en el centro de la Guerra Fría.

Juan Villoro (Foto Pepe Encinas).
En México yo vivo del multiempleo, estoy muy disperso, me dedico al perodismo, entonces siempre tengo que estar haciendo cosas de urgencia

"En México yo vivo del multiempleo, estoy muy disperso, me dedico al periodismo, entonces siempre tengo que estar haciendo cosas de urgencia," reconoce Villoro.

Los rastros de este dilatado y vastísimo trabajo entre literatura y periodismo son agotadores incluso para todo un esforzado día de búsqueda en Google. Pero sus libros si son mensurables: unos 14, incluido el penúltimo de ellos "El Testigo", que ganó el premio Herralde 2004 de novela.

"Yo pensé que sería una novela de unas 200 páginas y se desbordó en unas 400, quizá porque llevaba mucho tiempo posponiendo esta escritura y porque en Barcelona pude cobrar esa distancia para recuperar un país que es realmente muy complejo y que no se puede abarcar en pocas páginas."

"El Testigo" es una suerte de policial literario de la búsqueda de documentos sobre el poeta mexicano Ramón López Velarde en el contexto de un casi olvidado México campesino y católico. La imagen de López Velarde, católico, sensual y revolucionario, es también una metáfora del país mismo.

Futuro

Mexicano por nacimiento y temperamento, Villoro me dice como una confesión que "ser mexicano, ya por el sólo hecho de pensar en la nacionalidad, es como tener una segunda profesión". Es considerado uno de los escritores hispanoamericanos más importantes, originales y versátiles de nuestra época, aunque detrás de eso, insiste con una sonrisa, no debe verse ningún programa.

Sobre su futuro como escritor señala enfáticamente: "Yo lo veo como un caos absoluto. No tengo un plan global del desarrollo de mi escritura ni nada. Lo veo de manera caótica, voy como de proyecto a proyecto."

No tengo un plan global del desarrollo de mi escritura ni nada. Lo veo de manera caótica, voy como de proyecto a proyecto
La planificada entrevista de 30 minutos duró casi una hora. Recuerdo sus comentarios sobre una que él le hizo a Mick Jagger, el líder de los Rolling Stones, y su orgullo de haber conseguido estirarla de 30 minutos consignados de audiencia a casi una hora. El extraño paralelismo me da risa e imagino que a él, y a muy pocos escritores más también le habría divertido si se lo hubiera dicho.

Ya en la puerta del hotel y mientras espera el taxi me habla un poco de la selección mexicana y algunos paralelismos entre la tragedia griega y el fútbol. Yo amago para sacar otra vez el micrófono y no perder esas perlas, pero ya llega el taxi y debo resignarme con una agradable sonrisa. "¡La seguimos pronto!". En verdad, es el escritor más simpático que he conocido.



ESCUCHE/VEA
Entrevista a Juan Villoro



Manuel Rivas, escritor gallego Manuel Rivas: en busca de las palabras

OTRAS CHARLAS RECIENTES


TODAS LAS VOCES

 

EL PROGRAMA






 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


banner watch listen