Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Sábado, 12 de junio de 2004 - 17:48 GMT
Huenún: poesía para recuperar la memoria

Manuel Toledo
BBC Mundo

El poeta chileno de origen mapuche Jaime Luis Huenún, ganador del Premio Pablo Neruda 2003, presentó su obra en Londres.

Jaime Huenún en Londres.  Foto: Manuel Toledo
Jaime Huenún nació en Valdivia, Chile, en 1967.

Huenún es autor de los poemarios "Ceremonias" (1999) y "Puerto Trakl" (2001).

Recientemente, editó la antología "20 poetas mapuche contemporáneos", en español y mapudungun, y está trabajando en un nuevo libro, "Reducciones".

Aprovechamos que estaba de paso por la capital británica, invitado a leer su poesía en el Instituto Cervantes, para conversar sobre su obra y sobre la cultura mapuche.


¿Cuándo empezaste a escribir poesía?

Desde pequeño. Empecé seriamente a escribir poesía a finales de la adolescencia, entre los 18 y los 20 años.

Todo esto en el sur de Chile, con la presencia tutelar de poetas como César Vallejo, el mismo Pablo Neruda, poetas que en ese instante hacían huella en la poesía del país.

¿Siempre tu poesía estuvo vinculada a la cultura mapuche, a la cultura del sur del país?

Mi poesía, digamos, estaba atravesada por todos los temas interculturales del sur de Chile.

Niño mapuche cerca de Puerto Saavedra, Chile. Foto: Dimas Portes Alemany.
Niño mapuche cerca de Puerto Saavedra, Chile. Foto: Dimas Portes

Es una zona donde se cruzan ciertas culturas europeas colonizadoras, como la cultura alemana, la cultura criolla de los chilenos que llegaron a asentarse en esas tierras y las culturas originarias, en este caso la sociedad y la cultura mapuche huilliche.

Estas tres vertientes poblacionales, culturales, han convertido a la región en una zona de intensa interculturalidad, en lo histórico, en lo artístico, en lo antropológico.

¿Creciste en la ciudad o en el campo?

Yo crecí en la ciudad. Crecí en las zonas periféricas de la ciudad de Osorno.

Mawüzantü kütxal,
antú ñi txufken.
Ragi antü tañi
mapu mew.

Fuegos de montaña,
cenizas del sol.
Mediodía en mi
provincia.

Jaime Huenún, Cantos

Gran parte de la población mapuche hoy día vive en la ciudad, un 70% de la población mapuche censada en el país.

Esto ha provocado que temas como el idioma se hayan perdido en algunas zonas del país mapuche.

En mi caso, como miembro de la sociedad mapuche huilliche esto ha sido mucho más notorio.

Somos tal vez el grupo más aculturado por la invasión española de 1793, en que se impone una mirada del mundo, de un tipo de sociedad que avasalla y termina con los elementos culturales propios, ya por esas fechas.

En tu libro "Puerto Trakl" hay un verso que dice "Perdí mi idioma en la costa ceniza de Trakl". Y yo pensé, la primera vez que lo escuché, que era, de cierta forma, un reflejo de lo que te pasa, ¿no?

Claro. Este libro pretende ser una especie de metáfora de la situación cultural que vive un país como Chile que está, con toda su alma, ya metida en un intento por convertirse en un país del Primer Mundo.

Joven mapuche cerca de Puerto Saavedra, Chile. Foto: Manuel Toledo
Perdí mi idioma en la costa ceniza de Trakl...
Jaime Huenún: Puerto Trakl
Foto: Manuel Toledo

Es decir, vendiendo el alma, prácticamente.

Eso provoca una especie de orfandad existencial, política, territorial, que es una orfandad que vive la población indígena del país.

Ese verso de alguna manera, refleja también estas pérdidas, todas estas situaciones problemáticas que hoy día afectan a la sociedad indígena en Chile.

¿Crees que la poesía pueda ejercer algún tipo de función de recuperación?

La poesía que está siendo escrita por poetas de origen mapuche está realizando esa labor, una labor de rescate de la memoria de la historia no oficial, de la geografía, de los espacios territoriales, de la cosmovisión ancestral, adaptándose y actualizándose a los tiempos contemporáneos.

Uno de los elementos que se está tratando de recuperar, con fuerza, es el idioma.

Y hay varios poetas hablantes del mapudungun, naturalmente hablantes de este idioma, que escriben en sus dos idiomas, en el mapudungun y hacen versiones en español.

¿Cómo crees que la naturaleza está marcando a la poesía mapuche actual?

El elemento natural es parte sustancial de la visión de vida y cultural mapuche.

Alerce milenario. Foto: Manuel Toledo.
Escribo mi poema
en las hospederías
del bosque.
Los pájaros vuelan
y borran con sus cantos
lo que escribo

Jaime Huenún, Cantos
Foto: Manuel Toledo

Hay un contacto pleno con el medio natural, con el entorno, en términos de cultura ancestral.

Y el mapuche tiene mucho respeto por la naturaleza que lo rodea.

Es decir, todo el mundo espiritual mapuche está vinculado a la naturaleza.

Parte de esta visión sacral de la naturaleza se transmite a los poetas.

No se entiende la cultura mapuche sin esta vinculación porque ya "mapuche" significa "gente de la tierra".

¿Esta obra que están haciendo se lee en las zonas de donde ustedes provienen, digamos las personas mayores que viven ahí y sólo hablan el mapudungun la están escuchando?

Aún cuando, durante todo el siglo XX, poetas mapuches escribieron sus libros y se publicaron, no tuvieron ningún eco a nivel literario ni a nivel de aparataje cultural en el país, por toda la discriminación y por todo el problema de fricción cultural que existía.

Maestro mapuche.   Bahía Cañicul, Argentina. Foto: Manuel Toledo
Maestro mapuche, frente a su casa. Foto: Manuel Toledo

A fines de la década de los 80, con la aparición del libro de Lionel Lienlaf que se llama "Se ha despertado el ave de mi corazón", empieza a desarrollarse todo un movimiento literario que hoy día tiene más de 50 cultores.

Entre ellos hay poetas muy importantes, como Elicura Chihuailaf, como Lorenzo Ayllapán, y el surgimiento también de muchas voces femeninas, de muchas mujeres poetas.

No ha habido todavía un contacto estrecho con la comunidad mapuche.

Esto, porque se ha tenido que negociar con el poder cultural chileno e instalarse primero en estas esferas para, yo creo, luego tener este contacto con las comunidades mapuches propiamente tales.

El pueblo mapuche no sólo reside en Chile, también cruzando la cordillera, en la parte argentina hay una amplia población mapuche. Y muchos de ellos están tratando de hacer lo mismo, están tratando de recuperar el idioma...¿Tienen ustedes algún tipo de contacto con esas comunidades?

Hay un contacto que está en crecimiento.

Pero yo diría que hay una cosa mucho más profunda: la gente mapuche del Puel Mapu, es decir de "la tierra del este", Argentina, y la gente mapuche de la zona de la Araucanía, Temuco, IX Región de Chile, han tenido permanentemente contacto.

Ana y cuatro de sus hijos.  Foto: Manuel Toledo
Familia mapuche cerca de San Martín de los Andes, Argentina. Foto: Manuel Toledo

Porque siempre, históricamente, el mapuche viajaba hacia la Argentina, hacia el Puel Mapu.

Era un viaje iniciático, un viaje casi ritual, donde el mapuche chileno iba a negociar, a buscar caballos, incluso a casarse a la Argentina.

Esta realidad cultural se mantuvo durante todo el siglo XX. Por lo tanto, hoy día hay muchos mapuches chilenos que tienen familia en Argentina.

A nivel de organizaciones, se están dando ciertas comunicaciones y ciertos vínculos, a nivel político también.

¿Crees que hay algún peligro de que el tema mapuche, la cuestión étnica, se convierta en un límite del cual después no se pueda salir?

Creo que siempre estamos con ese tipo de presiones, con ese tipo de espada de Damocles.

De alguna manera, los temas indígenas hoy día tienen una repercusión nacional e internacional, en el sentido de que hay una búsqueda de lo nuevo, de lo diferente, de la otredad, dondequiera que ésta se encuentre, lo cual tiene un elemento positivo y un elemento muy nefasto.

Anciana yerbatera y joven mapuche, Chile. Foto: Dimas Portes Alemany
Anciana yerbatera y joven mapuche. Foto: Dimas Portes

El elemento positivo es que se permite que estas culturas manifiesten sus expresiones y que sean consideradas por las culturas dominantes, aún cuando sea en el circuito del turismo o del exotismo.

Pero el elemento nefasto está en que es probable que estas manifestaciones se queden solamente en lo folklórico, se queden en los elementos convencionales, estereotipados de lo indígena.

Y creo que ahí está la lucha. Tenemos que intentar crear una literatura, una poesía, que se desvincule y que altere esa situación, tanto el acomodamiento facilista a lo indígena como a los elementos exóticos fácilmente vendibles en un mercado ávido de elementos distintos.

¿Cómo ves el desempeño del Estado chileno en la actualidad respecto al tema mapuche?

El Estado chileno, en general, digamos, ha tenido una relación poco afortunada con los pueblos originarios de Chile.

Han desaparecido pueblos enteros en Chile y eso es un drama no superado.

Jaime Huenún, Foto: Manuel Toledo
Han desaparecido pueblos enteros en Chile y eso es un drama no superado

Hay un vacío, una ausencia, en la trama de la sociedad chilena que ninguna política va a poder reparar.

Eso ha desembocado en tragedias lamentables, que hoy día alimentan la memoria, el resentimiento, la búsqueda de una solución radical a los problemas.

Hoy por hoy, el Estado ha tenido una apertura, tanto a nivel de burocracia estatal, en donde se han instalado personas de origen mapuche en las reparticiones públicas del Estado.

También a nivel cultural, la poesía mapuche, por ejemplo, es muy reconocida en Chile.

Pero diríamos que estos son elementos que forman parte más bien de un deseo, del deseo de mejorar, pero no de una política muy profunda al respecto.

Decías en tu charla en el Instituto Cervantes que estás escribiendo un nuevo libro.

Así es. Estoy escribiendo un nuevo libro que lleva por título "Reducciones", precisamente aludiendo a los retazos de tierra a donde fueron conducidos los mapuches derrotados a fines del siglo XIX, y que es el espacio donde se desarrolla hoy día la vida comunitaria mapuche campesina.

Pero estas reducciones están amplificadas también al mundo simbólico: estas reducciones, estos fragmentos de sueños, estos fragmentos de utopía, fragmentos de memoria, estos vestigios de una sociedad que trata fervientemente de mantener elementos de su cultura ancestral, dentro de un presente azaroso, de un presente frenético, de un presente neoliberal en Chile.

El intento de este libro es recuperar parte de esa memoria.



ESCUCHE/VEA
BBC Mundo
Entrevista a Jaime Huenún


BBC Mundo
Jaime Huenún lee sus poemas



NOTAS RELACIONADAS
Poemas de Jaime Huenún
12 06 04 |  De todo un poco
Retrato de Gonzalo Rojas
23 04 04 |  De todo un poco
Pablo Neruda "nació" en Temuco
02 03 04 |  De todo un poco
Teitelboim: "El sueño continúa"
03 06 04 |  De todo un poco
ONU: pobreza para los mapuches
30 07 03 |  América Latina
La poesía subterránea
21 01 04 |  Los mineros
Otras voces, otras generaciones
21 09 03 |  De todo un poco


VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.


 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


Portada | Internacional | América Latina | Economía | Ciencia y Tecnología | Cultura | Deportes | Participe | A fondo | Multimedia | Aprenda inglés | Tiempo | Quiénes somos | Nuestros socios
Programación | En FM, AM, OC |
banner watch listen