BBC Página Principal (en inglés) BBC Noticias (en inglés) BBC Deportes (en inglés) BBC Servicio Mundial (en inglés)
versión texto | escríbanos | ayuda
BBC Mundo
Noticias 
América Latina 
Economía 
Ciencia 
Miscelánea 
Foros 
Especiales 
Aprenda inglés 
Nuestros socios 
Quiénes somos 
BBC Radio
Programación 
Cómo sintonizar 
  Miscelánea: Columna Miguel
Martes, 04 de diciembre de 2001 - 20:32 GMT
Memoria fácil de Arreola

Se murió Juan José Arreola.

Juan José Arreola tuvo la expresión de quien iba por la vida de sorpresa en sorpresa.

Yo lo conocí cuando lo entrevistó Sergio González Levet en el trayecto de su casa a la oficina de teléfonos.

Sergio manejaba, yo sostenía la grabadora, y Arreola hablaba, poseído de un ansia verbal que lo llevaba a cimas y simas, y los tres sudábamos en el auto que llevaba las ventanillas cerradas para evitar el ruido.

Portada de uno de los libros de Juan José Arreola.
Confabulario, uno de los libros de Arreola.

Otras veces lo ví jugar ajedrez con uno de los hermanos Lizalde, y otras veces lo escuché quejarse por teléfono: "Esto que me haces no se le hace a quien te ha estado esperando horas y horas", le decía con ternura y reproche a una muchachita anónima que nunca llegó a su casa, y varias veces bebí vino de la Rioja curioseando entre sus libros. Tenía un ejemplar de Veinte poemas de amor dedicado por Neruda.

Pero desde mi infancia recuerdo la frase de uno de sus personajes en La Feria:

-¿Qué me ve, amigo? -dice uno.

-Nada -responde el otro-. La vista es muy natural.

Caprichoso azar

Formador de talleres literarios y excelente cuentista, Arreola me convirtió en su lector desde el momento en que encontré en la biblioteca de mi papá una edición de La Feria (cuya trama no se cuenta aquí para no caer en lugares comunes a la crítica, pero que conserva el aire que respiró la picaresca cuando era un género en uso).

Mi impresión, como la muchos otros, se confirmó cuando cayó en mis manos su cuento El Guardagujas (que por cosas del caprichoso azar podría describir algunas tardes del sistema ferroviario inglés): el estilo de Arreola, minucioso y elegante, engañosamente fácil, lo marcó como un escritor único en las letras mexicanas.

A finales de los 70, su estilo lo había convertido en uno de los intelectuales de Televisa, como algunos llamaban con cierta sorna a las figuras que colaboraban con la empresa de televisión más poderosa de México.

Reflexiones en voz alta

La figura y las palabras del escritor se hicieron todavía más famosas en un programa breve pero intenso que consistía en reflexiones en voz alta sobre prácticamente cualquier cosa.

Hace años dejé de tener noticias suyas. Más tarde supe que estaba enfermo y abandonado, o casi, hasta este martes en que me sorprende la noticia de su muerte.

Hay personas a las que no es necesario tratar demasiado para sentirlas cercanas. No puedo evitar la evocación al enterarme de la muerte de Arreola, un hombre de cabellera blanca intensa, enmarcada por un sombrero cordobés, señor de capa, al que la gente se le quedaba viendo a su paso por la calle. La vista, como ya se dijo, es muy natural.


Búsqueda en BBC Mundo
Claves de búsqueda

Archivo 2001:

Archivo 99/00

Vínculos:

Nota: el contenido de las páginas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.
Arriba ^^  
 
 escribanos@bbc.co.uk
© BBC
BBC World Service
Bush House, Strand, London WC2B 4PH, UK.

Servicio Mundial de la BBC:
temas de actualidad e información institucional en más de 40 idiomas: