Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Sábado, 3 de septiembre de 2005 - 17:14 GMT
Un dottore para el mal de Ferrari
Raúl Fain Binda
Raúl Fain Binda
Columnista, BBC Mundo

La posibilidad de que Valentino Rossi cambie las dos ruedas de su Yamaha por las cuatro de una Ferrari, acaso en 2007, enciende una sonrisa ancha y fresca en el aficionado al automovilismo.

Valentino Rossi
Lo que todos se preguntan es si Il Dottore será tan rápido sobre cuatro ruedas como en dos

En contraste, la posibilidad de que Kimi Raikkonen también sea hombre de Ferrari en 2007 es recibida con naturalidad, como un cambio más de personal; un antipático se va y otro antipático, igualmente rápido, ocupa su lugar.

Los rumores se han acentuado en las últimas semanas, alcanzando su máxima intensidad en vísperas del Gran Premio de Italia, este fin de semana en Monza.

Todos se preguntan si Il Dottore será capaz de salvar a Ferrari de su depresión post-coital, así como rescató a Yamaha de su complejo de inferioridad ante la aplastante superioridad que demostraba Honda año tras año.

Schumi en la mala
Aficionado de Ferrari en Monza
El culto a Schumacher parece ir en descenso.

Los rumores se inflaman con el mismo viento que está apagando el culto a Michael Schumacher en los corazones de los seguidores de Ferrari en todo el mundo.

Las crónicas desde Monza hablan de la resignación de la multitud, cargada de significado, en los entrenamientos del viernes, cuando la Ferrari de Schumi se estrelló contra la barrera de neumáticos.

El humor no mejoró el sábado, cuando Schumacher sólo pudo registrar el séptimo tiempo en la clasificación para la largada, detrás de Kimi Raikkonen (McLaren), Juan Pablo Montoya (McLaren), Fernando Alonso (Renault), Jenson Button (BAR-Honda), Takuma Sato (BAR-Honda) y Jarno Trulli (Toyota).

Raikkonen, como ya parece habitual en él, debió cambiar el motor de su coche y en consecuencia largará en undécima posición. Esto acerca más el título de este año a Fernando Alonso.

Intervención de Bernie

Bernie Ecclestone aderezó a su modo los rumores: dijo a La Gazzetta dello Sport que Schumacher se retirará a fines de 2006 y su lugar será ocupado por Kimi Raikkonen.

El patrón de la Fórmula 1 expresó su deseo de que Kimi sea acompañado por Rossi, agregando que "sobre esto último no tengo información", con lo cual quiso señalar que su "información" sobre Raikkonen era verídica.

El finlandés ha desmentido varias veces las versiones sobre un acuerdo secreto con Ferrari para 2007. Si esto resulta cierto, como quiere Ecclestone, se fortalecerá la posibilidad (algunos ya lo dan por hecho) de que Alonso pase de Renault a McLaren.

Un campeón "distante"

Kimi Raikkonen
Kimi Raikkonen sería un posible reemplazo de Michael Schumacher en Ferrari.

Es evidente que Ecclestone tiene una agenda propia, ya que ésta no es la primera vez que habla de Schumacher como si su próximo destino fuese una mecedora al lado del fuego.

En la entrevista con el diario deportivo italiano, Ecclestone repitió su acusación de hace algunos meses: es cierto, dijo, que la mala campaña de Ferrari se debe en gran parte a los neumáticos Bridgestone, pero Schumacher también tiene parte de culpa porque "su actitud distante" reduce la popularidad de Ferrari en un momento de crisis.

Schumacher, a los 36 años y con siete títulos mundiales en el cinto, toma sus obligaciones de relaciones públicas y trato con los periodistas con el mismo entusiasmo con que tomaría un par de cucharadas de aceite de ricino.

Simpatía de Kimi

Pero si de simpatía se trata, Raikkonen no es el personaje indicado para reemplazar al viejo campeón. Kimi nunca sonríe, nunca hace un chiste, nunca festeja una broma.

Su imagen pública no dista mucho de la sombría gravedad de un empresario de pompas fúnebres.

Lo interesante es que esta imagen no coincide con la que tienen sus amigos, ya que Kimi tiene fama de ser un farrista incorregible. Ron Dennis, el mandamás de McLaren, dijo hace poco, refiriéndose a esas aventuras, que "a veces Kimi parece tener 16 años".

Rossi, de 26 años y con cuatro (muy pronto cinco) títulos mundiales en la categoría máxima del motociclismo, también es un farrista incorregible, pero la gran diferencia es que sonríe todo el tiempo y habla con tantos periodistas en un solo día como Schumacher y Raikkonen en todo el año.

Valentino y John Surtees
Auto Ferrari
Ningún italiano ha quedado campeón mundial con Ferrari desde 1953

Lo que todos se preguntan es si Il Dottore será tan rápido sobre cuatro ruedas como en dos.

El único antecedente comparable es el del británico John Surtees, campeón mundial de F1 en 1964 (casualmente con Ferrari), tras dominar el motociclismo en los años '50 (tres títulos mundiales en 350cc y cuatro en 500cc).

En teoría, muchas de las virtudes de los grandes conductores de autos son semejantes a las de los grandes motociclistas.

En las dos actividades valen, entre otras cosas, los reflejos, la percepción de la velocidad y de las posibilidades de cada circuito, el sentido táctico, la comunicación instintiva con la máquina, la capacidad de motivar a sus colaboradores.

Valentino Rossi tiene en abundancia todo eso y también algo más, que es la principal virtud del vencedor: la capacidad de descorazonar a sus rivales.

Pero ningún italiano ha ganado un campeonato del mundo de F1 con Ferrari desde Alberto Ascari, en 1953.


Escríbale a Raúl Fain Binda:

Nombre
Correo electrónico
Ciudad
País
Teléfono (opcional)
Mensaje (máx. 50 palabras)

La BBC se reserva el derecho de editar y publicar su mensaje. Los datos provistos no serán entregados a terceros.




La Vida es Juego


ARCHIVO 2004

ARCHIVO 2003

ARCHIVO 2002

ARCHIVO 2001


VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.

EN ESTA SECCIÓN

 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


Portada | Internacional | América Latina | Economía | Ciencia y Tecnología | Cultura | Deportes | Participe | A fondo | Aprenda inglés | Tiempo | Quiénes somos | Nuestros socios
Programación | En FM, AM, OC |
banner watch listen