Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Viernes, 15 de octubre de 2004 - 00:41 GMT
Notas con final de Tocqueville

Miguel Molina
Columnista, BBC Mundo

Por primera vez en mucho tiempo escribí esta columna con mi puño y letra, más que nada porque la computadora se murió de pronto una noche de miércoles mientras George Bush y John Kerry hablaban a Estados Unidos y al mundo, pero no entre ellos.

Sólo en casos así se da uno cuenta de que la vida llena de aparatos, de instrumentos, de objetos que se vuelven familiares en más de un sentido, hasta que llega el día en que tienen un parpadeo o un zumbido, y se estremecen y dejan de funcionar y uno se queda a merced de uno mismo, como al principio.

Debate Bush/Kerry
"Bush y Kerry hablaban a Estados Unidos y al mundo, pero no entre ellos."

Conozco sólo a un puñado de personas que no tienen radio ni teléfono ni televisión, ni hornos de microondas ni neveras, ni computadoras ni estéreos ni muchas otras cosas que uno tiene en la edad de las máquinas, porque se han dado cuenta de que nos hacen cambiar.

Uno comienza adaptándose a ellas y acaba como los niños que en algún lugar del mundo están perdiendo la habilidad de escribir a mano porque siempre han tenido acceso a aparatos que hace lo que uno tendría que hacer. Pero esa disminución de las capacidades no se limita a nuestra relación con los aparatos, los instrumentos o las cosas.

La palmada en la espalda

No recuerdo bien lo que dijeron Bush y Kerry. Sé que hablaron sobre los millones que perdieron el trabajo o tienen acceso muy limitado a hospitales, médicos o medicinas, que hablaron sobre el déficit, sobre el resto de la economía, sobre quién ha hecho qué y ha dicho qué y cuándo, pero sobre todo sé que terminaron hablando de Irak.

Si la invasión y la resistencia de Irak son el tema que define el debate político en Estados Unidos, tanto en los encuentros de los candidatos ante las cámaras como en las sobremesas de las casas y en los bares cuando no hay ninguna otra cosa de qué hablar, el nombre de Osama bin Laden se menciona cada vez menos en Washington por razones que ignoro.

Lo que voy a recordar durante mucho tiempo es que después del programa, cuando ya ninguno de los dos podía decir ninguna otra cosa y la gente aplaudía, Kerry y Bush se encontraron en el centro del escenario y se dieron la mano.

Se miraron, miraron hacia el frente, y cuando estaban a punto de romper el apretón de manos, Kerry le dio a Bush una palmada en la espalda, no sé si en señal de aprecio en buena lid o buscando un transmisor que no apareció por ningún lado.

Por ejemplo la democracia

Tony Blair, primer ministro británico
"En Gran Bretaña, la mayoría que eligió a Tony Blair equivale al 15% de los votantes registrados".

Por ejemplo la democracia, un bien preciado para quien la gana, una carga cada vez más molesta para quien la ejerce. Quien la tiene no la cuida, quien no la tiene la persigue a cualquier costo en nombre de un sueño que es de otros...

En Afganistán, las mujeres llegaron al extremo de violentar la puerta de un recinto electoral que no abrió a tiempo en las elecciones presidenciales. En Gran Bretaña, la mayoría que eligió a Tony Blair equivale a 15% de los votantes registrados, la participación más baja desde 1918.

Cuando pienso en esos dos extremos, me convenzo de que el sistema político y social más acabado terminó por convertirse en una cosa que ahí está y pertenece a lo que nos rodea y sirve hasta que se descompone, y entonces uno se da cuenta de la falta que hace, y de que terminó el debate y volvieron los anuncios.

Así hablaba Tocqueville

Pero así es. La igualdad hace que cada uno busque sus opiniones dentro de sí mismo y termine por pensar sólo en sí mismo, como dejó dicho Tocqueville, para quien el egoísmo es un amor exagerado hacia uno mismo que lo lleva a uno a conectar todo con uno y a preferir a uno por sobre todas las cosas, y el individualismo es un sentimiento maduro que separa a cada uno de los demás y lo hace formar un círculo propio y aislarse de la sociedad.

A medida en que las condiciones son cada vez más igualitarias -dice Tocqueville en su ensayo sobre la democracia en Estados Unidos-, aumenta el número de personas que consideran que no deben nada a nadie ni esperan nada de nadie, y se consideran independientes y tienden a imaginar que su destino está en sus propias manos.

Y uno piensa que es cuando la gente va y vota por ellas.


Escríbale a Miguel:

Nombre
Correo electrónico
Ciudad
País
Teléfono (opcional)
Mensaje (máx. 50 palabras)

La BBC se reserva el derecho de editar y publicar su mensaje. Los datos provistos no serán entregados a terceros.



NOTAS RELACIONADAS
Verdades a medias o mentiras
07 10 04  |  La Columna de Miguel



 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


Portada | Internacional | América Latina | Economía | Ciencia y Tecnología | Cultura | Deportes | Participe | A fondo | Multimedia | Aprenda inglés | Tiempo | Quiénes somos | Nuestros socios
Programación | En FM, AM, OC |
banner watch listen