Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Sábado, 14 de febrero de 2004 - 18:04 GMT
La historia se repite
Miguel Molina
Miguel Molina
Columnista, BBC Mundo

Vista en el papel, la cosa parece sencilla, le digo a mi colega.

En la primera página explica que se trata de un proyecto de ley para restringir, en aplicación del principio de laicismo, el uso de símbolos o de prendas de vestir que manifiesten una apariencia religiosa en las escuelas, colegios y liceos públicos.

Libertad, Igualdad, Fraternidad
La tradición laica francesa es parte de su identidad.

Mi colega es un periodista mexicano que llamó para preguntarme qué pienso de esta propuesta, y para pedirme que le envíe una copia si la puedo conseguir.

Puedo conseguirla, pero le aseguro que no vale la pena enviarla porque en las dos páginas siguientes aparecen los cuatro artículos cuyos párrafos, numerales e incisos que para algunos son causa y para otros son consecuencia del debate que tiene Francia consigo misma desde hace meses, aunque en el papel es una cosa que sólo entienden los enterados.

Mi colega insiste, y le envío el texto mientras conversamos por teléfono.

Le explico que desde el punto de vista legal, institucional, se trata de una regulación que no menciona credos y establece que a partir del jueves 9 de enero de 2005 ningún estudiante podrá llevar a la escuela cruces cristianas, yarmulkes judíos, velos musulmanes, turbantes sij o cualquier otra cosa que evidencie un sentido religioso.

Pero la ley está dirigida a los musulmanes, señala mi colega.

La ley prohíbe el uso de velos musulmanes...
La ley prohíbe el uso de velos musulmanes...

En realidad, el tema se puede ver de muchas formas, le digo. Aunque es cierto que los musulmanes reaccionaron con molestia porque sintieron que la medida estaba dirigida a ellos, aunque afecte a todos, y hubo manifestaciones y declaraciones de mujeres que exigían el derecho a usar el velo, como corresponde en una democracia.

Eso va a presionar al gobierno, dice mi colega.

Puede ser, admito. Sin embargo, siete de cada diez franceses expresó apoyo al proyecto que, según el presidente Jacques Chirac, protege la neutralidad de la esfera pública, un principio republicano centenario, y permite la existencia armoniosa de diferentes religiones.

Todos piensan que además es una ley contra la religión, apunta mi colega. Y que es antidemocrática.

...turbantes sij...
...turbantes sij...

Le recuerdo que el 17 de diciembre del año pasado el presidente Chirac advirtió que, como todas las libertades, la libertad de expresión de la fe propia sólo tiene como límite la libertad de otros y el acatamiento de las reglas de la vida en sociedad.

Pero mi colega no quiere oír sobre el contrato social, que establece cómo es un país y cómo se relacionan entre sí quienes viven en él. Quiere que le diga algo más. Le hablo del recelo que sienten los musulmanes franceses, en su mayoría originarios del norte de África, de las ex colonias.

Entonces quiere decir que Francia no acepta a los inmigrantes, concluye mi colega. Entonces quiere decir que los está forzando a cambiar sus costumbres, su cultura, su religión.

...kippot judías...
...kippot judías...

Tengo que reconocer que no sé, y no creo que haya quien sepa. Le digo que yo veo lo que pasa en Francia como parte de un debate que busca establecer cómo quiere ser una sociedad ante los cambios sociales y religiosos del nuevo siglo, y qué medios tiene para lograrlo.

El sólo hecho de que se debata, se legisle, y se vaya a evaluar el efecto de la ley un año después de que entre en vigor, me indica que la cosa no va a parar en la prohibición de los símbolos religiosos. Creo que en Francia, como en otras partes del mundo, hay temor de que la vida cambie.

Y entiendo ese temor. Comprendo a quienes piensan que la religión musulmana ha sido secuestrada por extremistas violentos, como sucedió hace varios siglos con la religión cristiana, que se impuso a sangre y fuego en lo que ahora es el continente americano.

...y cruces cristianas.
...y cruces cristianas.

La historia se repite, porque quien no conoce la historia está condenado a repetirla. En Alemania hay estados que consideran prohibiciones similares a la de Francia. En Gran Bretaña la prensa dedica cada vez más espacio al caso de una estudiante de Luton que se niega a quitarse la chilaba para ir a la escuela, y la escuela que se niega a aceptarla con chilaba.

En otras partes es lo mismo, aunque tal vez no todos se atrevan a aceptarlo para no parecer políticamente incorrectos. En el fondo, lo que pasó en Francia como pasó en Alemania como pasó en Gran Bretaña como pasa en otras partes, se trata del típico caso en que se importó fuerza de trabajo y llegaron seres humanos, como dijo Max Frisch ya no me acuerdo cuándo.

Me detuve para tomar aliento. Mi colega cambió el tema y aprovechó para decirme que Fidel Herrera Beltrán será gobernador de Veracruz y me dio gusto. Colgamos. Él se fue a seguir haciendo lo que hace y yo terminé escribiendo estas notas.


Escríbale a Miguel:

Nombre
Correo electrónico
Ciudad
País
Teléfono (opcional)
Mensaje (máx. 50 palabras)

La BBC se reserva el derecho de editar y publicar su mensaje. Los datos provistos no serán entregados a terceros.



VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.


 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


Portada | Internacional | América Latina | Economía | Ciencia y Tecnología | Cultura | Deportes | Participe | A fondo | Multimedia | Aprenda inglés | Tiempo | Quiénes somos | Nuestros socios
Programación | En FM, AM, OC |
banner watch listen