OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Martes, 15 de julio de 2008 - 09:23 GMT
"La posición del Ecuador no cambia"
Tomás Ciuffardi
Quito, Ecuador

María Isabel Salvador, canciller de Ecuador.
La canciller Salvador dijo a BBC Mundo que "hay una falta de seriedad" en la actitud colombiana.
La ministra de Relaciones Exteriores de Ecuador, María Isabel Salvador, no cree que el actual momento que se vive en la región, en el que Venezuela y Colombia superaron sus diferencias, sea el más adecuado para restablecer las relaciones diplomáticas con Bogotá, según explicó a BBC Mundo.

"Las conversaciones que han mantenido el presidente Hugo Chávez y el presidente Álvaro Uribe probablemente generan alguna expectativa; sin embargo, la posición del Ecuador no cambia" dijo Salvador.

Las declaraciones con tono conciliador realizadas este fin de semana por el presidente colombiano para normalizar las relaciones entre ambos países tampoco sirvieron para cambiar la postura ecuatoriana.

"No vemos ningún camino en este momento para el restablecimiento de estas relaciones en el corto plazo... usted hace referencia a las declaraciones del presidente Uribe, no es la primera vez que las hace, habrá que ver cuán consistente y cuán coherente es esa posición de Colombia".

Necesitamos señales claras, permanentes, coherentes en el tiempo

El presidente Hugo Chávez también ofreció hablar del tema con Rafael Correa este martes, cuando el mandatario venezolano realice una visita a Ecuador para firmar un acuerdo para construir una refinería de petróleo.

Sin embargo la ministra Salvador dijo a BBC Mundo que a pesar de las "muestras de buena voluntad" de Chávez, "no ve" en este momento ningún elemento que genere confianza para volver a conversar con Colombia.

"Hay una falta de seriedad... necesitamos señales claras, permanentes, coherentes en el tiempo para que se demuestre efectivamente que esa voluntad de buscar el restablecimiento pleno de las relaciones entre los dos países es férrea y real", comentó.

Gobierno decente

Ecuador rompió sus lazos diplomáticos con Colombia desde inicios de marzo, luego de que el ejército colombiano bombardeara un campamento guerrillero clandestino situado en territorio ecuatoriano y en el que murió Raúl Reyes, segundo al mando de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

Colombia lo que está haciendo es utilizando el pretexto de las declaraciones del presidente Correa, y lo ha hecho en varias ocasiones, para detener un proceso que está en marcha

A mediados de junio la crisis entre ambos países parecía dar señales de mejoría gracias a la mediación del ex presidente estadounidense Jimmy Carter, hasta el punto en el que estaba muy avanzada la designación de encargados de negocios como un primer paso para restablecer los vínculos diplomáticos.

Sin embargo, el proceso fue postergado por Bogotá luego de unas declaraciones dadas al periódico argentino Página/12 por el presidente ecuatoriano Rafael Correa.

En esa entrevista, el mandatario ecuatoriano dijo que su país todavía busca "que se aclare plenamente ese ataque" y sugirió que el ataque había en realidad sido perpetrado por aviones norteamericanos.

Además, dijo que tres de los heridos en el incidente habían sido ejecutados tras el ataque.

Pero Salvador minimiza la importancia de esas declaraciones.

"Para nosotros eso fue un pretexto, porque en realidad no tienen la voluntad seria y real de generar esa aproximación con el Ecuador" comentó Salvador, "en esa entrevista el presidente Correa no hizo ninguna opinión adicional, no dijo nada más que no hubiera dicho en el pasado".

Rafael Correa (izq) y Álvaro Uribe en noviembre de 2007.
Otros tiempos: un acercamiento Ecuador-Colombia parece distante, dice la canciller.

"Aparentemente, Colombia lo que está haciendo es utilizando el pretexto de las declaraciones del presidente Correa, y lo ha hecho en varias ocasiones, para detener un proceso que está en marcha", dijo.

La reacción del presidente ecuatoriano a la medida colombiana fue tajante. El 25 de junio anunció que cancelaría el restablecimiento de las relaciones "indefinidamente hasta que haya un gobierno decente con el cual tratar".

Por su parte, la canciller ecuatoriana declaró en esa ocasión que no se descartaba la posibilidad de eventualmente establecer restricciones de tipo comercial a Colombia.

Actualmente Salvador asegura que esa posibilidad "se está estudiando, pero no es una decisión tomada ni es algo que el Ecuador va ha hacer si es que eso significa un perjuicio para nuestra propia economía y para el empleo en el país" y añadió que "se respetarían los acuerdos comerciales a nivel de la Comunidad Andina o de la Organización Mundial de Comercio".

Pararse firme

La canciller Salvador dijo a BBC Mundo que el gobierno tiene conciencia de que internamente hay sectores críticos ante la ruptura de relaciones con Colombia, una situación que jamás había ocurrido con un país vecino, ni siquiera cuando Ecuador y Perú protagonizaron un conflicto bélico a mediados de la década de los 90.

María Isabel Salvador, canciller de Ecuador.
El Ecuador tradicionalmente ha sido el país que acaba cediendo en su posición y ahora es la segunda vez que nos paramos firme ante una agresión hecha por Colombia

Sin embargo, cree que "la mayoría del pueblo respalda al gobierno" y explicó las razones por las cuales el gobierno ecuatoriano no está interesado en aprovechar la actual coyuntura para solucionar la crisis con Colombia.

"El Ecuador tradicionalmente ha sido el país que acaba cediendo en su posición y ahora es la segunda vez que nos paramos firme ante una agresión hecha por Colombia", dijo Salvador.

Según la ministra la primera vez fue cuando Ecuador decidió interponer una demanda ante la Corte Internacional de La Haya por las fumigaciones aéreas con glifosato en la frontera común, y la segunda fue ante la incursión del ejército colombiano en territorio ecuatoriano.

"Es muy duro decidir romper relaciones con un país que durante más de 100 años hemos tenido relaciones diplomáticas" afirmó Salvador. "Sin embargo, esas son las posiciones que en el pasado no han sido lo suficientemente firmes y son las que han permitido que Colombia nos trate como el hermanito menor, que está allí pero no importa mucho lo que suceda con él, y eso es absolutamente injusto".

A pesar de todo Salvador tiene esperanzas de que la crisis encuentre una salida "en el marco de los buenos oficios de la Organización de Estados Americanos", pero aseguró que una cosa será restablecer relaciones y otra muy distinta recuperar la confianza con el gobierno de Uribe.

"A mí lo que me preocupa mucho es que pongamos el enfoque de todo este problema en el restablecimiento de relaciones con Colombia, como que todo se resolverá ese día y eso no es así... eso es solamente una parte relativamente pequeña respecto de todo lo demás que tenemos que trabajar para el verdadero restablecimiento de la confianza entre los dos países".



NOTAS RELACIONADAS
Correa condiciona relación con Colombia
26 06 08 |  América Latina
Ecuador y Colombia en el congelador
25 06 08 |  América Latina
FARC: ¿ofensiva o escaramuzas?
24 06 08 |  América Latina
Colombia acusa a Nicaragua en la OEA
25 06 08 |  América Latina
Frustran "atentado" contra Correa
13 06 08 |  América Latina
Bogotá/Quito: reconciliación espinosa
11 06 08 |  América Latina
Colombia y Ecuador se acercan más
11 06 08 |  América Latina
Colombia y Ecuador reactivan lazos
06 06 08 |  América Latina
FARC: OEA revisará los computadores
03 06 08 |  América Latina
La "conciencia limpia" de Ecuador
02 06 08 |  América Latina
OEA: Cumbre de expectativas
01 06 08 |  América Latina

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

banner watch listen