OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Jueves, 3 de julio de 2008 - 21:53 GMT
El triunfo de Uribe
Hernando Salazar
Hernando Salazar
BBC Mundo, Bogotá

Álvaro Uribe
Los analistas estiman que este rescate elevará aún más los altos índices de popularidad de Uribe.

El exitoso rescate de Ingrid Betancourt y 14 otros secuestrados se convirtió en una gran bocanada de oxígeno que apaciguó la crispación que había en Colombia luego del enfrentamiento entre el presidente Álvaro Uribe y la Corte Suprema de Justicia.

La operación de inteligencia que liberó a los rehenes fue una jugada de alto riesgo, que ganó, a todas luces, Uribe y descolocó a las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC).

Y ese triunfo hizo cambiar radicalmente las cosas de un día para otro.

Pocas horas antes de la liberación de los secuestrados, se había presentado un nuevo roce entre la Corte Suprema, que pidió respeto por las decisiones judiciales, y Uribe, quien dijo que él respetaba los fallos, pero no renunciaba a controvertirlos.

El choque con la corte por la condena por cohecho a una ex congresista en el caso de la Yidispolítica -el escándalo por la aprobación de la primera reelección presidencial- hizo que algunos observadores afirmaran que Uribe iba por la misma senda del ex presidente peruano Albero Fujimori.

Uno de ellos fue el profesor de derecho constitucional Mario Madrid-Malo, quien, a propósito de la propuesta de un referendo hecha por Uribe, declaró a BBC Mundo que "el país va rumbo a la dictadura, ya que se está intentando emplear técnicas fujimoristas para desacatar a las cortes".

¿Segunda reelección?

Pero hoy, tras el golpe a las FARC, las cosas se ven desde otra óptica.

Así se lo dice el columnista Alfredo Rangel a BBC Mundo, cuando sostiene que el rescate de los 15 rehenes "refuerza políticamente a Uribe, de cara a una segunda reelección".

Alfredo Rangel
El rescate refuerza políticamente a Uribe, de cara a una segunda reelección. Este éxito contra las FARC va a aumentar el apoyo popular a Uribe
Alfredo Rangel, columnista

Esa segunda reelección está siendo promovida a través de un referendo, que empezará a discutirse en el Congreso en el segundo semestre de 2008.

"Este éxito contra las FARC va a aumentar el apoyo popular a Uribe", enfatiza Rangel.

En las más recientes encuestas de opinión, más del 80% de los consultados tenía una opinión favorable de la gestión de Uribe.

Algunos, como el ex ministro y ex constituyente Jaime Castro, sostienen que el éxito de la operación de rescate deja a Uribe "con la sartén por el mango".

En diálogo con BBC Mundo, Castro subraya que a eso también contribuye que la Corte Constitucional se haya abstenido de revisar nuevamente el proceso de aprobación de la reforma que abrió las puertas a la reelección por una sola vez.

El golpe a las FARC fue saludado por todos los sectores políticos, incluidos los dos principales partidos de la oposición, el Partido Liberal y el Polo Democrático Alternativo (PDA), que pidieron el abandono de la lucha armada y la liberación de los demás rehenes.

Subsisten críticas

No obstante su aplauso a la operación, el PDA insistió en reiterar "sus enérgicas críticas al gobierno por su injerencia en órbitas de otros poderes y el desdibujamiento del Estado social de derecho".

Diego López
Ahora los actores políticos que habían pedido que la corte deslindara las responsabilidades con los actores armados tratan de envenenar la confianza en el sistema judicial y están diciendo que la corte es corrupta. ¿Por qué no lo habían dicho antes?
Diego López, profesor de derecho constitucional

De hecho, la oposición y las centrales obreras mantuvieron en pie una marcha de respaldo a la Corte Suprema de Justicia, programada para este jueves.

Entretanto, el Yidisgate continúa y se esperan decisiones judiciales y disciplinarias para los próximos días, que podrían afectar a cercanos colaboradores de Uribe.

Rangel dice, sin embargo, que se tratará de "responsabilidades individuales, que no afectarán a Uribe".

Además, subsisten los factores de tensión entre el gobierno y la justicia, pues la Corte Suprema todavía no ha definido la suerte de más de 30 congresistas que investiga por posibles nexos con los paramilitares de derecha.

¿Cuestión de tiempo?

Y mientras Uribe sigue insistiendo en que la corte ha sido selectiva en las investigaciones, otros observadores, como el profesor de derecho constitucional Diego López, de la Universidad de los Andes, le dicen a BBC Mundo que la situación es paradójica.

"Ahora los actores políticos que habían pedido que la corte deslindara las responsabilidades con los actores armados tratan de envenenar la confianza en el sistema judicial y están diciendo que la corte es corrupta. ¿Por qué no lo habían dicho antes? Es una carga de profundidad y el gobierno está atacando muy fuertemente", explica López.

Por ahora, Uribe saborea las mieles de un golpe inédito contra las FARC y recibe aplausos de muchos sectores.

¿Cuánto durará el apaciguamiento? Nadie lo sabe. Jaime Castro afirma que en Colombia los acontecimientos cambian sustancialmente en muy corto tiempo.



VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

banner watch listen