OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Lunes, 26 de mayo de 2008 - 20:22 GMT
Argentina en punto muerto
Manifestación en Rosario
Las negociaciones están suspendidas tras la manifestación del domingo en Rosario.
Las relaciones del sector agrícola y el gobierno argentino se volvieron a agriar este lunes con la cancelación de una cita para negociar y la amenaza de retorno a las acciones de protesta que le han costado millones al país.

"Dialogar así es imposible", declaró el jefe del Gabinete de Argentina, Alberto Fernández, refiriéndose a la actitud de los dirigentes agropecuarios quienes en sus discursos en una masiva protesta el domingo reiteraron su exigencia de que el gobierno reconsidere sus nuevos impuestos a la exportación de granos.

Con sus declaraciones a los medios, Fernández anticipó lo que se venía: la suspensión de las negociaciones que buscan conciliar a las partes en un conflicto que este lunes completa 75 días.

"Todos los discursos fueron con frases enormes, con conceptos tremendos, y esta idea permanente de que si no se hace lo que el campo quiere, no hay posibilidad de encontrar una solución", declaró Fernández en una entrevista con medios locales.

Reforzando esa opinión, el ministro de Justicia, Aníbal Fernández, señaló que los discursos de la mayoría de los titulares de las cuatro principales asociaciones del campo fueron "una agresión fenomenal" contra la presidente Cristina Fernández.

Golpe al mercado

El efecto del recrudecimiento del conflicto se sintió en los mercados casi inmediatamente, con una pérdida de más de un 3% en los bonos de la deuda y una caída de 0,75% en las acciones líderes de la bolsa de Buenos Aires.

Rostro de Cristina Fernández en campo de soya
El choque afecta el mercado nacional e internacional.
Se teme ahora que, en respuesta a la decisión del gobierno, los productores rurales retomen las medidas de protesta que venían aplicando desde que el pasado 11 de marzo se pusiera en marcha el nuevo esquema de impuestos a la exportación de granos.

Antes de suspender esas medidas para negociar, las patronales ya habían llevado a cabo dos huelgas agropecuarias que desabastecieron al país y afectaron las exportaciones de uno de los principales proveedores de granos del mundo.

Aunque el presidente de la Sociedad Rural Argentina, Luciano Miguens, insiste en que el campo quiere "negociar una solución", el dirigente de la Federación Agraria declaró este lunes que si el gobierno no desiste frente al aumento de impuestos, "habrá que hacer acciones" de fuerza.



NOTAS RELACIONADAS
Protestas masivas en Argentina
26 05 08 |  América Latina
Agricultores "defraudados"
26 05 08 |  Economía
Argentina: extienden el paro
16 05 08 |  América Latina
Gobierno marcha, paro continúa
01 04 08 |  América Latina
Argentina: suavizan medidas
01 04 08 |  América Latina
Mucha soja en pocas manos
01 04 08 |  América Latina

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

banner watch listen