OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Jueves, 1 de mayo de 2008 - 20:07 GMT
Colombia y la FARC-política
Hernando Salazar
Hernando Salazar
Bogotá

Naipes con las caras de los líderes de las FARC.
Se cree que muchos políticos podrían estar implicados en la Farc-política.
Después de años de estar hablándose de para-política en Colombia, ahora surge la FARC-política. Sin embargo, parecerían ser fenómenos muy distintos.

Para-política y FARC-política son dos palabras que surgieron para designar los nexos de los políticos con los paramilitares de derecha y con los guerrilleros de izquierda.

La para-política ya tiene tras las rejas a 33 congresistas y ex congresistas, un par de gobernadores, varios alcaldes, y decenas de concejales municipales y diputados regionales.

Algunos huyen y muchos otros más, entre ellos 30 congresistas, están siendo investigados.

Mientras tanto, la expresión FARC-política surgió con fuerza después de los hallazgos de correos electrónicos en los computadores de Raúl Reyes, uno de los principales jefes de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), muerto el pasado 1º de marzo.

Hasta dónde llega

Un día después de la detención de Mario Uribe, primo del presidente Álvaro Uribe, por supuestos vínculos con los paramilitares, trascendieron supuestos correos electrónicos hallados en los computadores de Reyes, donde éste se escribe con personajes como la senadora Piedad Córdoba o donde se habla del periodista Carlos Lozano.

Soy el primer interesado en que el país conozca todo lo que es la estructura de las FARC y de quiénes están comprometidos en tanto daño a Colombia
Juan Manuel Santos, ministro de Defensa
Por ahora, todavía no se sabe a qué niveles llegará la FARC-política, aunque ya hay algunos funcionarios de pequeños municipios que están privados de la libertad por supuestos nexos con esa guerrilla.

El legislador Santiago Castro, quien hace parte de la coalición que apoya al presidente Uribe, dijo hace poco que "por menores indicios hay congresistas presos en la para-política, y según lo escuchado en la Cámara, son muchos los políticos implicados en nexos con la guerrilla".

"Soy el primer interesado en que el país conozca todo lo que es la estructura de las FARC y de quiénes están comprometidos en tanto daño a Colombia", declaró el ministro de Defensa, Juan Manuel Santos, después de asistir a una sesión reservada en el Congreso.

¿Cortina de humo?

Sin embargo, Carlos Lozano, director del semanario comunista Voz, sostiene que la FARC-política es "una cortina de humo, lanzada por el gobierno para tratar de contrarrestar la para-política y la detención de una ex congresista por haber recibido dádivas a cambio de aprobar la reelección presidencial".

Carlos Lozano, director del semanario Voz.
El periodista Carlos Lozano considera que la FARC-política es una "cortina de humo".

En diálogo con BBC Mundo, Lozano señala que "si hay vínculos de sectores políticos con las FARC, que los investiguen las autoridades judiciales competentes".

Lozano y la senadora Piedad Córdoba han hecho gestiones por el acuerdo humanitario para liberar a más de 40 políticos y militares en poder de las FARC a cambio de guerrilleros presos.

"Yo no tengo ningún temor. Establecí contactos y comunicaciones con las FARC en aras de conseguir un acuerdo humanitario", expresó Lozano.

La politóloga Claudia López, quien hizo una investigación sobre las alianzas de los paramilitares en las elecciones legislativas de 2002 y quien conoce bien ese fenómeno, cree que para-política y FARC-política son muy diferentes.

En una entrevista con BBC Mundo, López sostiene que mientras los paramilitares "quisieron cooptar el Estado, la guerrilla quiere destruirlo".

"Mientras los paramilitares combinaban violencia y fraude electoral tratando de poner congresistas, las FARC secuestraban congresistas", señala.

Guerrilla, "electoralmente marginal"

López subraya, además, que las FARC mantienen influencias en zonas del oriente y el suroriente Colombia que son "muy marginales en términos electorales".

Por su parte, la profesora Elisabeth Ungar, directora del proyecto Congreso Visible, de la Universidad de los Andes, considera que los vínculos de las FARC con la política "no alcanzaron la magnitud de la para-política en términos de número de personas ni de instancias de poder".

Politóloga Claudia López.
La politóloga Clauda López considera que hubo comunicación fluida entre las FARC y los políticos.

Ungar cree que la presión del gobierno alrededor de la FARC-política "es para equiparar las cargas y decir que los malos no son sólo los para-políticos".

Y Mauricio García Villegas, investigador del Centro Justicia y Sociedad, declara a BBC Mundo que la guerrilla tiene o tuvo poder político en municipios pequeños.

"(La FARC-política) es un fenómeno a nivel mucho más local, sobre todo en municipios que estuvieron bajo dominio de la guerrilla entre 1996 y 2002", explica.

Según García, por el contrario, los paramilitares empezaron teniendo poder local, pero llegaron a niveles nacionales.

A raíz de los anuncios del gobierno sobre la FARC-política, la Corte Suprema le pidió al ministro de Defensa que le haga llegar la información para evaluar si algunos congresistas podrían ser investigados.

Pero la información de computadores de Raúl Reyes todavía sigue siendo analizada por la policía internacional INTERPOL.

La politóloga López le dice a BBC Mundo que ella cree que, al final, se van a encontrar muchos correos electrónicos que demostrarán una comunicación fluida con las FARC, pero no necesariamente una pertenencia a ese grupo.



NOTAS RELACIONADAS
Colombia: gobierno se siente maltratado
29 04 08 |  América Latina
Prueba de fuego para el presidente Uribe
22 04 08 |  América Latina
Ordenan arresto de primo de Uribe
22 04 08 |  América Latina
Empezó juicio por para-política
01 11 07 |  América Latina
Uribe defiende
16 05 07 |  América Latina

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

banner watch listen