OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Domingo, 30 de diciembre de 2007 - 00:06 GMT
Venezuela "fortalece" su moneda
Carlos Chirinos
Carlos Chirinos
Caracas, Venezuela

Año nuevo, moneda nueva. O al menos con nueva denominación. Desde el 1º de enero el tradicional "bolívar" venezolano pasará a llamarse "bolívar fuerte".

Soldado frente a reproducciones de la nueva moneda venezolana
La moneda venezolana pierde tres ceros.

La moneda venezolana pierde tres ceros, con lo que mil bolívares, 1.000 Bs., serán un Bolívar Fuerte (BsF).

"Un Bolívar fuerte, una economía fuerte, un país fuerte", repite desde hace ya varios meses la campaña con la que el Banco Central de Venezuela (BCV) promociona la reconversión monetaria.

El gobierno venezolano quiere aprovechar la solidez que considera tiene la economía, tras cuatro años de crecimiento sostenido a un promedio del 10% anual, de acuerdo con las cifras del BCV, impulsado por los altos precios del petróleo.

En marzo de 2007, el presidente Hugo Chávez ordenó la reconversión a través de un decreto-ley para "adecuar" el signo monetario venezolano a la nueva fortaleza de la economía nacional.

"Estamos cerrando un ciclo de inestabilidad de precios y acortando un cono monetario con altas denominaciones en Venezuela, que es el único país de Sudamérica que tiene billetes y monedas de tan alta denominación", se afirmaba en una nota de prensa emitida el viernes desde el despacho del ministro de Finanzas, Rodrigo Cabezas.

Para Cabezas, un beneficio adicional radica en la simplificación de la contabilidad y que Venezuela elimine la actual denominación de sus billetes, considerados los más altos de entre el grupo de sus principales socios regionales.

¿Qué tan fuerte?

Otros consideran que la reconversión es una medida efectista e innecesaria y que el naciente Bolívar Fuerte corre el riego de debilitarse rápidamente.

"Mi impresión es que el gobierno está tratando de vender una ilusión de armonía", le aseguró a BBC Mundo el economista José Manuel Puente, del Instituto de Estudios Superiores de Administración de Caracas.

Van a eliminar tres ceros de la moneda y así vender la ilusión de que hemos vuelto al bolívar fuerte del pasado (...) pero, en mi opinión, es solamente un cambio cosmético
José Manuel Puente, Instituto de Estudios Superiores de Administración de Caracas

"Van a eliminar tres ceros de la moneda y así vender la ilusión de que hemos vuelto al bolívar fuerte del pasado (...) pero, en mi opinión, es solamente un cambio cosmético y no hay ningún cambio en la política económica ni en la fortaleza de la moneda".

Hasta 1983 el bolívar, entonces considerada una moneda fuerte y también sobrevaluada, se cotizaba frente al dólar estadounidense a 4.30 Bs. por cada US$1.

Veinticinco años después, el cambio oficial está en 2.150 Bs por cada US$1, el triple si se considera el llamado cambio paralelo.

Aunque el cambio pasará a ser 2,15 BsF. por cada US$1, la capacidad adquisitiva de la nueva moneda es muy inferior.

Enemigo delbolívar

La devaluación del bolívar en ese tiempo ha sido muy fuerte y su capacidad adquisitiva ha caído sustancialmente al combinarse con una inflación acumulada desde 1983 del 800%, según cifras del BCV.

Plataforma petrolera
La economía venezolana ha crecido impulsada por los altos precios del petróleo.

"Las devaluaciones, junto con altas y persistentes inflaciones, son los peores enemigos que tiene una nueva moneda, porque se comen la fortaleza de esa moneda", explicó Puente.

El economista considera que, de mantenerse la inflación registrada en los últimos dos años (17% en 2006 y superior al 20% en 2007, según estimaciones no oficiales), la nueva moneda vería reducido su valor a la mitad en cuestión de cuatro años.

Domingo Maza Zavala, quien hasta este año se desempeñó como director del BCV, le aseguró a BBC Mundo que la medida puede terminar convirtiéndose en una decepción para la población.

Se justificaría (la reconversión) si hubiera una lucha a fondo contra la inflación. Pero si no se acompaña esta medida, puramente técnica, con un conjunto de políticas y medidas para batir realmente la inflación, de nada valdrá
Domingo Maza Zavala, economista y ex director del banco Central de Venezuela

"Se justificaría (la reconversión) si hubiera una lucha a fondo contra la inflación. Pero si no se acompaña esta medida. puramente técnica. con un conjunto de políticas y medidas para batir realmente la inflación. de nada valdrá; será más que todo una decepción", afirmó Maza.

Aunque se estima que el índice de precios de 2007 cerró hasta seis puntos por encima de los cálculos oficiales, el gobierno venezolano asegura que está dedicado a combatir la inflación, al tiempo que acusa al sector comercial de inflar precios en ocasiones con supuestos objetivos desestabilizadores.

Maza Zavala considera que debieron adoptarse medidas de política económica, como la racionalización del gasto público o la mejora de la circulación monetaria y del control de cambios vigente desde 2002.

Adaptación

En los últimos días el BCV, con apoyo de la Fuerza Armada Nacional, ha estado distribuyendo la nueva familia de monedas a los bancos, que a su vez adaptan sus sistemas al BsF.

Además, desde el primer día del año todos los comercios y negocios deberán empezar a cotizar sus productos y servicios en la nueva denominación.

Tengo la impresión de que rápidamente la población comenzará a utilizar los billetes nuevos y no habrá muchos problemas
Armando León, director del Banco Central de Venezuela

En los próximos seis meses convivirán los nuevos y los viejos billetes. En ese tiempo, los productos se cotizarán en BsF pero podrán ser pagados con cualquier combinación de nuevas y viejas monedas.

Desde octubre los precios vienen mostrándose en los actuales bolívares y sus equivalentes "fuertes". En cambio, los cheques personales deberán ser escritos en BsF o de lo contrario "rebotarán".

Los responsables de la reconversión monetaria reconocen que es "un proceso complejo".

"Puede ser que haya algunos inconvenientes la primera semana, pero se irán subsanando. (...) Tengo la sensación de que será relativamente fácil", expresó el director del BCV, Armando León, en una reciente entrevista con el diario caraqueño El Universal.

Pero León dijo tener la "impresión" de que "rápidamente la población comenzará a utilizar los billetes nuevos y no habrá muchos problemas".

Redondeo

Más allá de las explicaciones técnicas y las consideraciones políticas, las expectativas de la población parecen estar el llamado efecto de redondeo.

Centro comercial en Caracas, Venezuela
En Venezuela la inflación acumulada desde 1983 es del 800%.

Con el nuevo fraccionamiento de la moneda algunos precios deberán aumentar o disminuir. La regla la marca la matemática tradicional: si la cifra es menor a 0,5 se reduce hacia abajo; se aumenta al entero superior.

En visitas a varios centros comerciales de Caracas, BBC Mundo ha podido palpar entre los clientes un cierto desconocimiento del proceso de reconversión y sobre todo el temor de que se sienta un aumento de precios.

Esos temores los secunda el economista Maza Zavala quien afirmó a BBC Mundo que "ya de una vez en perspectiva de la reconversión monetaria los precios han aumentado, previendo el redondeo".

En teoría los precios no deberían variar al re-expresarse en BsF. Sin embargo hay experiencias en otros países que hacen temer del efecto inflacionario, como lo ocurrido con la introducción del euro en la Unión Europea.



NOTAS RELACIONADAS
El nuevo bolívar de Chávez
01 10 07 |  América Latina
Economía venezolana bajo la lupa
26 07 07 |  Economía
Venezuela: gobierno vs. privados
15 02 07 |  Economía
Chávez anuncia nacionalizaciones
09 01 07 |  América Latina
Cae el bolívar en Venezuela
03 03 05 |  América Latina
Chávez prefiere el sistema socialista
28 02 05 |  América Latina

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

banner watch listen