Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Martes, 27 de noviembre de 2007 - 16:09 GMT
Chávez advierte a "desestabilizadores"
Carlos Chirinos
Carlos Chirinos
BBC Mundo, Venezuela

Hugo Chávez, presidente de Venezuela.
Pequeños grupos de fascistas, teledirigidos por los enemigos de la patria, que quisieran que Venezuela se incendiara y fuera sacudida por un terremoto social y político (...) me atrevo a decir que Venezuela no es incendiable
Presidente de Venezuela, Hugo Chávez

Tensiones crecientes en Venezuela en la recta final del referendum sobre la reforma de la constitución.

El presidente venezolano Hugo Chávez advirtió que su gobierno no tolerará "que se incendie" al país, en referencia a los disturbios que se produjeron en varias ciudades del país por parte de grupos opuestos a la reforma constitucional.

Hablando ante un grupo de empresarios simpatizantes de su proyecto político en el Hotel Alba de Caracas -hasta hace unos meses el Caracas Hilton- Chávez aseguró que antes del referendum del domingo cuando se aprobará o rechazará la reforma que propuso el mandatario.

"Pequeños grupos de fascistas, teledirigidos por los enemigos de la patria, que quisieran que Venezuela se incendiara y fuera sacudida por un terremoto social y político (...) me atrevo a decir que Venezuela no es incendiable".

"(Venezuela) tiene una primera estructura antisísmica que nos permite y nos puede permitir resistir cualquier arremetida desde dentro o desde fuera contra esta arquitectura nacional". El gobierno asegura que factores de oposición estarían promoviendo la desestabilización para evitar que se realice el referendum. El mismo argumento presenta la oposición que afirma que el gobierno promueve el clima de violencia.

Primera muerte

El lunes se produjeron varios cortes de vías, o "guarimbas", organizados por pequeños grupos opositores radicales en Maracay y Valencia dos de las más importantes ciudades industriales del centro del país.

Disturbios en Valencia.
Una persona murió durante una manifestación en contra de la reforma constitucional.

Los bloqueos fueron disueltos por policías antimotines y la Guardia Nacional y dejaron decenas de personas detenidas.

En Valencia una persona murió cuando aparentemente intentaba cruzar una de esas barricadas establecida en las afueras de la ciudad.

Pese a que la policía no ha concluido sus investigaciones, el vicepresidente Jorge Rodríguez responsabilizó a la oposición de la muerte de esta persona, quien trabajaba en una empresa pública local.

Es la primera muerte de una campaña electoral que ha sido corta pero tumultuosa, y en ocasiones violenta por los enfrentamientos entre la policía y opositores de la reforma, sobre todo grupos de estudiantes universitarios.

Guarimbas

También en Caracas la policía actuó contra estudiantes de la Universidad Simón Bolívar quienes la mañána del lunes intentaban repartir folletos a las afuerzas del centro educativo llamando a votar No en el referendum.

Simpatizantes del gobierno bailan.
Los simpatizantes del gobierno invitan a votar por el Sí en medio de celebraciones populares.

Aunque los jóvenes aseguran que no estaban interrumpiedo el tráfico la policía los dispersó con gases lacrimógenos y perdigones, que llegaron a detonar dentro del campus, según denunciaron las autoridades unversitarias.

La fuerza pública en las principales ciudades de Venezuela sigue en alerta por la posible reedición de las "guarimbas" o bloqueos a los que algunos factores radicales de oposición estuvieron convocando por e mail y mensajes de textos en las últimas semanas.

Son pequeños grupos de oposición que consideran inconstitucional la reforma y llaman a no votar en el referendum para "no legitimar" una acto que consideran ilegal.

El grueso de la oposición condena la abstención, en parte arrastrado por el éxito de un movimiento estudiantil que se ha convertido en la la vanguardia de los detractores del proyecto político de Chávez, y en parte por el fracaso de la estrategia abstencionista de diciembre de 2005, cuando la oposición se retiró de las elecciones parlamentarias.

"Moralmente inaceptable"

La Conferencia Episcopal Venezolana se unió a quienes llaman a participar en el referendum. Los obispos llamaron a los ciudadanos a "expresarse libre y conscientemente", pero añadieron que consideran la propuesta "innecesaria, moralmente inaceptable e inconveniente para el país".

Un mujer y su hijo con un cartel en contra de Chávez.
La oposición continúa con las movilizaciones en contra de la reforma constitucional.

Los obispos también respondieron al presidente Chávez quien durante el fin de semana insultó en programas de televisión a varios religiosos venezolanos que han expresado su desacuerdo con la reforma.

"Nadie tiene derecho a agraviar o insultar a quienes disientan de ella. Rechazamos los ataques difamatorios e injuriosos contra el cardenal Jorge Urosa, los obispos en general y otras personalidades" expresa el documento de la Conferencia Episcopal.

El viernes en una entrevista con la televisora estatal Chávez calificó al cardenal de "jalamecate" (adulante), "maleante", "estúpido" y "retrasado mental".



NOTAS RELACIONADAS
Nuevos disturbios en Venezuela
27 11 07 |  América Latina
Venezuela: reforma entre piedras
08 11 07 |  América Latina
Venezuela: incidente en universidad
08 11 07 |  América Latina
Venezuela: marcha a favor de reforma
04 11 07 |  América Latina
Venezuela: parlamento aprueba reforma
03 11 07 |  América Latina
Nueva marcha contra reforma
02 11 07 |  América Latina
Estudiantes contra reforma de Chávez
23 10 07 |  América Latina
"Que la oposición participe más"
19 10 07 |  América Latina

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

banner watch listen