Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Miércoles, 21 de noviembre de 2007 - 23:16 GMT
Ley para salvar los bosques nativos
Max Seitz
Max Seitz
BBC Mundo, Buenos Aires

El Senado de Argentina aprobó este miércoles un proyecto de ley que intenta frenar la rápida destrucción de los bosques nativos en todo el país y que es considerado pionero en Sudamérica.

En Argentina hay más de 30 millones de hectáreas de bosques nativos.

La norma obliga a las provincias a definir zonas de conservación de distinta categoría y a regular en ellas las actividades forestales, agrícolas y ganaderas con el fin de evitar la degradación del ambiente.

Además, plantea una moratoria total a la tala indiscriminada y los desmontes por un año, hasta que se demarquen áreas de protección y se tomen medidas concretas para garantizar su sostenibilidad.

El proyecto de ley deberá ser aprobado en la Cámara de Diputados, lo que está previsto para antes del 10 de diciembre, fecha en la que Cristina Fernández de Kirchner asume la presidencia.

Según cifras oficiales, en Argentina hay más de 30 millones de hectáreas de bosques nativos, lo que representa un 15% del total del territorio.

Pero antes el área boscosa era mucho mayor: a principios del siglo XIX había unas 100 millones de hectáreas.

"Emergencia"

Esta comparación no hace más que mostrar una realidad preocupante: en cien años se ha perdido más de dos tercios de los bosques nativos.

María Eugenia Di Paola
No tenemos mucho tiempo para realizar un ordenamiento ambiental de las zonas boscosas, porque corremos el riesgo de que desaparezcan
María Eugenia Di Paola
Se trata de un proceso que se ha acentuado en los últimos años, fundamentalmente por el avance de la frontera agropecuaria debido al auge de las exportaciones de soja.

Datos de la Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable muestran que cada año se destruyen en Argentina cerca de 300.000 hectáreas de bosques nativos, un equivalente a 40 canchas de fútbol por hora.

"Estamos en situación de emergencia", le dijo a BBC Mundo la directora de la Fundación Ambiente y Recursos Naturales, María Eugenia Di Paola.

"No tenemos mucho tiempo para realizar un ordenamiento ambiental de las zonas boscosas, porque corremos el riesgo de que desaparezcan", añadió.

Flora y fauna autóctonas

Di Paola explicó que los bosques nativos son ecosistemas forestales formados por flora y fauna autóctonas, es decir, no aquellos creados artificialmente por el hombre.

Bosque en Esquel, Argentina  Foto: Manuel Toledo, BBC Mundo
La ley busca proteger la biodiversidad de los bosques. Foto: Manuel Toledo, BBC Mundo
"Esto los hace únicos y por eso la nueva norma es crucial para protegerlos", señaló.

La aprobación de la llamada ley de bosques en el Senado es considerada un paso importante en materia ecológica no sólo en Argentina, sino también en toda Sudamérica.

"No hay en la región una norma de las mismas características, que plantee una moratoria total a los permisos de desmontes en todo el país", le explicó a BBC Mundo Hernán Giardini, de la organización ambientalista Greenpeace.

"Hay una ley parecida en Paraguay pero que abarca algunas áreas, y en Brasil sólo hay acuerdos de protección entre el gobierno nacional y empresas en algunos estados. Únicamente en Chile están discutiendo un proyecto similar", agregó.

Se estima que el 40% de las zonas boscosas de América Latina permanecen sin protección.

Resistencia

En Argentina, la ley de bosques ha sido resistida por legisladores de las provincias del norte del país, donde las actividades forestales son más importantes, porque temen que sus economías se vean afectadas.

No hay en la región una norma de las mismas características, que plantee una moratoria total a los permisos de desmontes en todo el país
Hernán Giardini, Greenpeace
Con todo, los analistas afirman que la aprobación de la norma en la cámara alta no sólo significa un avance en materia ecológica, sino también en el aspecto social.

Es que la tala sin control ha dejado sin su hábitat a comunidades indígenas que viven de la caza y de la recolección de frutos.

Esto ha derivado en algunos casos en olas de desnutrición como la registrada desde julio entre la comunidad toba de la provincia de Chaco, en el noreste del país, donde más de 20 aborígenes han muerto por la falta crónica de alimento.

En Argentina ya existía una ley general de ordenamiento ambiental, aprobada en 2002, pero no había una norma específica para la preservación de los bosques nativos.

NOTAS RELACIONADAS
Argentina: "genocidio" a fuego lento
09 08 07 |  América Latina
Bosques aumentan en zonas prósperas
13 03 07 |  Ciencia y Tecnología
Árboles: sus imágenes
13 03 07 |  Espacio del lector
Brasil hace un mapa de sus bosques
10 07 07 |  Ciencia y Tecnología
Más protección para la Amazonia
05 12 06 |  Ciencia y Tecnología
Peligran los bosques tropicales
26 05 06 |  Ciencia y Tecnología
Colombia pierde bosque por incendio
11 07 06 |  América Latina

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


banner watch listen