Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Jueves, 30 de agosto de 2007 - 22:38 GMT
Protestas en Chile: el balance
Andrea Henríquez, colaboradora de la BBC en Santiago de Chile
Andrea Henríquez
Santiago de Chile

Luego de los incidentes de este miércoles durante una movilización nacional de trabajadores, Chile vuelve a la calma.

Policía lanza agua contra manifestantes
Además de detenidos, hubo varios heridos en la jornada.

En el centro de la capital los trabajadores marcharon por las calles 24 horas antes.

La policía utilizó carros lanzaaguas y gases lacrimógenos para impedir el avance de la movilización por lugares no autorizados.

Hasta altas horas de la madrugada se levantaron barricadas en los sectores periféricos de la capital y hubo enfrentamientos entre la policía y los manifestantes.

También hubo destrozos, saqueos, fogatas y cortes de luz.

Según indica el último informe policial, casi 700 personas fueron detenidas.

Dos miradas

Arturo Martínez, presidente de la Central Unitaria de Trabajadores (CUT) calificó la jornada como "limpia de nuestra parte".

Ciudadano detenido por la policía en Chile
El gobierno dice que está analizando las exigencias de los trabajadores.

"Los dirigentes pueden sentirse conformes de lo que hemos hecho. Hoy la voluntad consciente del país se ha expresado contra el modelo neoliberal. Este pueblo ya empezó a caminar y se avecinan nuevos tiempos", dijo.

El ministro vocero de gobierno, Ricardo Lagos Weber, también hizo un balance de la intensa jornada de protestas.

"La conclusión es que Chile no amaneció un país mejor después de lo que vivimos ayer. Aquéllos que llamaron a un acto para hacer presentes puntos que son muy legítimos no lograron avanzar un ápice para crear conciencia", dijo en el palacio presidencial.

Violencia

Los enfrentamientos entre la policía y los manifestantes fueron violentos y tuvieron consecuencias.

Carabineros chilenos arrestan a manifestante
Al menos 700 personas fueron detenidas.

En la mañana del jueves fue formalizado, por porte ilegal de armas, un joven acusado de lanzar una bomba molotov en el centro de Santiago.

El joven permanecerá libre hasta que se pruebe si efectivamente es responsable del delito que se le imputa.

A la vez, el efectivo de fuerzas especiales que agredió al senador socialista Alejandro Navarro en la cabeza con un bastón retráctil, fue trasladado a otra unidad hasta que finalice la investigación.

Abogados de derechos humanos calificaron como excesivo el uso de la fuerza por parte de la policía, y la CUT interpuso un recurso de amparo en favor de los manifestantes detenidos, que fue acogido por el tribunal.

Sin embargo, para el ministro del Interior, Belisario Velasco, "el comportamiento de Carabineros fue ejemplar, una vez más".

Hasta altas horas de la madrugada se produjeron fuertes disturbios en el sur de la capital.

Según cifras oficiales, entre las decenas de lesionados hay 33 policías heridos, cinco de ellos en estado grave.

Para el presidente de la CUT la responsabilidad de la violencia nocturna recae sobre las autoridades y el clima que generaron.

"Nosotros terminamos a las cinco y media de la tarde y todo lo que ocurrió después no es parte de nuestra convocatoria", aseguro Martínez.

Desigualdad social

Los trabajadores se movilizaron para exigir al gobierno de Michelle Bachelet profundos cambios políticos, económicos y sociales.

La presidenta de Chile, Michelle Bachelet
Los trabajadores exigen al gobierno de Michelle Bachelet cambios políticos, económicos y sociales.
"Ya nos expresamos, queremos respuestas, y conversar con los empresarios y con el gobierno para un nuevo trato", dijo Martínez.

El gobierno sostiene que está abordando cinco de las seis exigencias planteadas por los trabajadores.

"Nosotros haremos nuestra tarea. El gobierno trabajará desarrollando todas las políticas sociales que nos permitan ir disminuyendo con fuerza o eliminando en algunos casos desigualdades, discriminación, segregación", dijo Michelle Bachelet.

Según la Comisión Económica para América Latina y el Caribe (CEPAL), organismo de las Naciones Unidas, desde 1990 en Chile se ha logrado reducir el índice de pobreza de un 38,6% a un 18,7%.

Sin embargo, diferentes sectores coinciden en que "hay que hacer más" porque la gran deuda pendiente sigue siendo la desigualdad social.



NOTAS RELACIONADAS
Chile: centenares de arrestos
30 08 07 |  América Latina
Chile/desigualdad: el gran escollo
29 03 06 |  Educación
Chile a la cabeza
03 10 05 |  Barómetro económico
Chile: estudiantes exigen reforma
30 05 06 |  América Latina
Chile sí, Latinoamérica no
16 10 04 |  Barómetro económico
Bachelet y el nuevo Chile
16 01 06 |  América Latina
¿Quién es Michelle Bachelet?
15 01 06 |  América Latina

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


banner watch listen