Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Lunes, 11 de junio de 2007 - 22:08 GMT
Managua-Teherán: ¿enemigo en común?
Karim Hauser
Karim Hauser
BBC Mundo

Daniel Ortega, mandatario de Nicaragua, y Mahmud Ahmadinejad, presidente de Irán
Los une en el abrazo su oposición a Estados Unidos.
Un nuevo contacto entre Centroamérica y el Medio Oriente se ha realizado. Hace tan sólo dos semanas el presidente de El Salvador y el vicepresidente de Honduras visitaban El Cairo, luego de pasar por Jordania en el marco de la reunión del G11.

Este lunes el presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, y Mahmud Ahmadineyad, su homólogo iraní, se comprometieron a promover la cooperación entre sus respectivos países, destacando los ámbitos político, económico y energético.

"Nada puede obstaculizar el fortalecimiento de la cooperación entre nuestros dos países que estarán juntos y el enemigo no podrá hacer nada contra ellos", dijo el líder iraní en una rueda prensa conjunta.

A su vez el mandatario nicaragüense, quien se reunió también con el líder supremo Ayatolá Ali Jamenei, tildó de "muy importante la unidad entre Irán y Nicaragua para la defensa de la paz y la justicia", al tiempo que instó a la formación de una comisión conjunta para promover la cooperación económica, comercial, de energía y electricidad.

Contexto global
Mahmud Ahmadinejad, presidente de Irán y su homólogo de Nicaragua, Daniel Ortega
Ortega instó a la cooperación económica y energética.

Para Arturo Díaz Lacayo, historiador nicaragüense y analista de política internacional, la gira del presidente Ortega, que incluye Venezuela, Libia, Argelia, Italia y Cuba, se está realizando en el contexto de la política internacional global.

"Estoy convencido que aún no se resuelve la coyuntura planteada por la caída del socialismo real", dijo Díaz Lacayo en diálogo con BBC Mundo desde Managua. "Eso ha causado la unilateralidad de Estados Unidos al margen de la legalidad internacional, y eso ha provocado una reacción más o menos organizada de los países del Sur".

"El mundo está viviendo momentos cruciales en el sentido de restablecer el orden internacional, y los países árabes e Irán tienen un peso específico en ello", agregó Díaz Lacayo.

En Irán también queda claro que el contexto internacional determina visitas como la del mandatario nicaragüense.

Esto es parte del frente de Centro y Suramérica que incluye a Hugo Chávez, Fidel Castro, Evo Morales. Un frente que quiere demostrar que no acepta el abuso de Washington
Ali Pahlavan

"Esto es parte del frente de Centro y Suramérica que incluye a Hugo Chávez, Fidel Castro, Evo Morales. Es un frente que quiere demostrar que no acepta la beligerancia y el abuso de Washington", indicó desde Teherán el periodista Ali Pahlavan.

"En esta parte del mundo tenemos a la República Islámica de Irán", agregó.

Hablando sobre el enemigo

Pero, ¿cómo ha tratado la prensa iraní esta visita inusual?

"Ha sido ampliamente cubierta por todos los medios oficiales. El régimen iraní está usando esta visita nuevamente para afirmar que es un actor regional de peso que no puede ser aislado, por más que Estados Unidos lo intente", señaló a BBC Mundo el periodista iraní Ali Pahlavan.

Daniel Ortega y el ayatolá Jamenei
Ortega con el líder espiritual de un país que desafía a Washington.

Pero miles de kilómetros separan a Managua de Teherán y muchos cuestionan la existencia de elementos en común.

"No hay mayor comercio bilateral ni relaciones históricas. Pero al mismo tiempo, si tienes a un adversario común, eso solidifica tu relación bilateral. En el futuro creo que podría haber más cooperación en materia de energía pero por ahora se limita a ideología y publicidad", sostuvo Pahlavan del diario Iran News.

Sin embargo, el historiador Aldo Díaz Lacayo no concuerda. "No creo que los tintes ideológicos sean determinantes de la visita. Lo que sí está de por medio es una lucha por la multilateralidad en foros apropiados".

En cualquier caso, las críticas a Ortega por parte de Israel y de legisladores estadounidenses no pasaron desapercibidas. Ante ellas, el presidente nicaragüense aclaró que "nosotros escogemos a nuestros amigos y no le pedimos permiso a nadie."

Países revolucionarios
Mahmud Ahmadinejad, presidente de Irán y su homólogo de Nicaragua, Daniel Ortega
También los hay quienes dudan la existencia de elementos en común.

Hay algo que distingue a Managua de sus vecinos y a su vez la distancia de Washington.

"En Nicaragua creo que existe una percepción distinta al resto de los países latinoamericanos, porque seguimos sintiendo las secuelas de la revolución popular sandinista y el pueblo está más abierto a las relaciones internacionales múltiples", afirmó Aldo Díaz Lacayo.

De hecho, el presidente Ortega dio un discurso en la Universidad de Teherán en el que dijo que las revoluciones de 1979 en Irán y Nicaragua eran gemelas y buscaban lo mismo: "Justicia, libertad, autodeterminación y la lucha contra el imperialismo".

Entonces, ¿esto se traduciría en simpatía por otra nación posrevolucionaria como Irán? "Si no una simpatía, por lo menos una comprensión. Aunque creo que el pueblo en general sí siente simpatía", dijo.

¿Y en Irán? "Es un país complicado y no es homogéneo. Hay parte de la población que apoya al gobierno iraní y su postura desafiante en lo nuclear", aclaró.

"Hay otra parte importante preocupada por esa postura y piensan que la visita de Ortega es irrelevante. Hay que resolver nuestras diferencias con los vecinos y con occidente primero", concluyó Ali Pahlavan desde Teherán.

NOTAS RELACIONADAS
Nicaragua e Irán, "unión invencible"
11 06 07 |  América Latina
Ortega de visita en Irán
10 06 07 |  América Latina
Jomeini: 18 años después
05 06 07 |  Internacional
Ortega le recuerda a EE.UU. el pasado
15 03 07 |  América Latina
Nicaragua: EE.UU. pide desarme
06 02 07 |  América Latina

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


banner watch listen