Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Miércoles, 27 de septiembre de 2006 - 23:01 GMT
"En perjuicio de nuestros hijos"
MR
Mariusa Reyes
BBC Mundo, México

María del Carmen Ricardez
Yo he escuchado a niños decir ¿cómo es posible que los maestros nos piden que no rayemos los pizarrones en las escuelas, si ellos pintarrajean las paredes en la ciudad?
María del Carmen Ricardez, madre oaxaqueña

Por primera vez desde que comenzó el conflicto de los maestros en Oaxaca, hace poco más de cuatro meses, un grupo numeroso de padres de familia, acompañados de autoridades locales y representantes de varios sectores de la sociedad en ese estado, viajaron a la capital mexicana, para exigir al gobierno federal una pronta y definitiva solución del problema.

Más de 2.000 personas protestaron esta semana frente a la sede de la Secretaría de Gobernación (ministerio del Interior), y una comisión que los representó se entrevistó con el titular del despacho, Carlos Abascal.

Entre otras demandas, los maestros están pidiendo un reajuste en sus salarios, y la renuncia del gobernador de Oaxaca, Ulises Ruiz, como condición fundamental para llegar a un acuerdo con las autoridades.

BBC Mundo conversó sobre el punto de vista de los padres de familia con María del Carmen Ricardez, de 39 años y madre de una niña de ocho años que desde mayo pasado no ha podido asistir a la escuela.


¿Por qué se decidió a venir a Ciudad de México y participar en esta manifestación?

Ya no aguantamos la situación en Oaxaca. Nuestros hijos están perdiendo clases.

Manifestación de maestros de Oaxaca
Los maestros "han actuado irresponsablemente".

Los maestros han dejado de ir a la escuela irresponsablemente.

Cada año piden más salarios, más días de vacaciones, más aguinaldo, más dinero y menos trabajo.

Todo eso en perjuicio de nuestros hijos.

¿Ustedes no reconocen como válidas algunas de las demandas de los maestros en huelga?

Si el país diera para más estaríamos de acuerdo, pero mientras los maestros tienen más de tres meses de aguinaldo, el resto de la población no tiene ni siquiera un mes.

Nosotros como padres, quisiéramos que aunque sea debajo de un árbol, pero que dieran clases, que educaran realmente a nuestros hijos.

Los maestros trabajan sólo cuatro horas, porque entran a las nueve de la mañana y salen a las doce, y la verdad es que ganan mejor que cualquier persona en Oaxaca.

Tienen prestaciones de casa, médicas, piden becas para sus hijos, y dicen que piden mejores escuelas, y yo digo, qué importa que tengamos escuelas extraordinarias, si no tenemos clases.

Nosotros, como padres, quisiéramos que aunque sea debajo de un árbol, pero que dieran clases, que educaran realmente a nuestros hijos.

¿Qué piden ustedes al gobierno para que se solucione el conflicto?

Exigimos que se reanude la educación en forma inmediata, o que el ejército mande a sus militares a dar clases en nuestras escuelas, o que el gobierno federal garantice la educación de los niños de Oaxaca, que es un derecho constitucional que ellos tienen.

... Que se reestablezca el estado de derecho, que se garantice el libre tránsito en la ciudad. Ya a las ocho de la noche no podemos salir de nuestras casas

Pedimos también que se reestablezca el estado de derecho, que se garantice el libre tránsito en la ciudad. Ya a las ocho de la noche no podemos salir de nuestras casas, porque la ciudad está sitiada.

Hay barricadas por todas partes. ¿Qué están esperando el presidente de la república y gobernación para actuar? Ya llevan veinte días que supuestamente están en diálogo y no se dan cuenta que lo único que quieren los maestros es que el conflicto crezca.

Las autoridades no han descartado que se haga uso de la fuerza para terminar este conflicto. ¿Ustedes, como padres de familia, apoyarían una medida radical que implique la fuerza?

Diálogo del gobierno mexicano con los maestros de Oaxaca
Ya llevan veinte días que supuestamente están en diálogo y no se dan cuenta que lo único que quieren los maestros es que el conflicto crezca.
No es lo deseable, pero es como un padre en una casa; si él no pone orden y si no impone su autoridad pues al rato la hija le llega borracha, al rato el hijo no le llega a dormir, y al rato la mujer le pone el cuerno.

Entonces lo que pasa es que la autoridad cree que con pláticas va a solucionar el conflicto, pero no es así.

Que haga lo que tiene que hacer, lo que sea necesario. Nosotros no deseamos que haya violencia, porque yo creo que la violencia engrendra más violencia, pero exigimos que no estén con contemplaciones con esta gente.

La salida del gobernador Ulises Ruiz es una condición que ponen los maestros en huelga para que se pueda solucionar este problema; ¿usted qué piensa?

Por supuesto que no estamos de acuerdo. Al gobernador lo eligió el pueblo en forma constitucional, y si el gobierno federal cede a una presión así, pues al rato va a tener que ceder para que quiten a Calderón de la presidencia.

La ley es la ley, y al gobernador se le eligió libre y democráticamente. Lo único que ha querido hacer Ulises Ruiz es lo que ningún otro gobernador estuvo dispuesto a hacer, que es poner orden.

¿Cómo ha hecho usted y los otros padres de familia en Oaxaca con los niños mientras no han podido ir a la escuela? ¿Los están educando ustedes mismos?

Hemos tomado varias medidas. Por ejemplo, yo he comprado las guías de maestros que venden en las escuelas para poder ir poniendo más o menos a los niños a que estudien.

Al gobernador lo eligió el pueblo en forma constitucional, y si el gobierno federal cede a una presión así, pues al rato va a tener que ceder para que quiten a Calderón de la presidencia.

El problema es que hay cosas que nosotros no entendemos o que no podemos enseñarles. Por otro lado, estamos pidiendo a los estudiantes de preparatoria, a los padres de familia, y a los maestros jubilados para que den clases en las escuelas.

Esto es a pesar de que nos exponemos, porque los propios maestros que están en huelga nos han ido a sacar de las escuelas.

¿Y los niños, que son los más afectados, qué dicen de todo esto?

Es una cosa muy triste, porque los niños ahora tienen la peor impresión de sus maestros. Le están perdiendo el respeto.

Yo he escuchado a niños decir ¿cómo es posible que los maestros nos piden que no rayemos los pizarrones en las escuelas, si ellos pintarrajean las paredes en la ciudad?

Los niños tienen muy claro que tienen derecho a la educación y que es la única esperanza para que les vaya mejor en la vida.

En este conflicto, ellos ven algo con mucha objetividad: los maestros quieren más salarios, quieren trabajar menos, y nosotros somos los que estamos perdiendo, éso es lo que dicen.



ESCUCHE/VEA
Padres de familia cuestionan a los maestros de Oaxaca
BBC MUNDO HOY 27.09.06



NOTAS RELACIONADAS
Crisis en Oaxaca, aún sin solución
26 09 06 |  América Latina
Más violencia en Oaxaca
25 09 06 |  América Latina
Oaxaca: un muerto en protesta
22 08 06 |  América Latina
Radicalizan protestas en Oaxaca
21 08 06 |  América Latina
Crecen protestas en Oaxaca
19 08 06 |  América Latina
México: tensión en Oaxaca
17 08 06 |  América Latina

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


banner watch listen