Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Viernes, 3 de junio de 2005 - 18:01 GMT
Un rompecabezas difícil de armar

Alberto Souviron
BBC Mundo

Abel podría ser fácilmente el nombre de una de las personas que se encuentran hace varias semanas en La Paz, Bolivia, exigiendo la convocatoria a una Asamblea Constituyente.

Protesta en Bolivia
Los manifestantes en Bolivia exigen la convocatoria a una Asamblea Constituyente.

Abel seguramente vive en la ciudad de El Alto, a pocos kilómetros de La Paz, en un barrio seguramente pobre, y gana su sustento por medio del comercio informal o yendo todos los día hacia La Paz para ejercer alguna labor manual en la construcción, etc.

O podría ser un campesino del occidente boliviano, que a diario lucha para hacer llegar sus productos a los mercados de La Paz o simplemente subsiste con ellos, practicando una agricultura que le debe más a sus ancestros que a la modernidad.

Julio, por su parte, podría ser fácilmente el nombre de algún joven de Santa Cruz, una ciudad situada en el oriente de Bolivia y considerada el polo económico de ese país.

Julio seguramente es un muchacho de clase media acomodada, cuya familia está vinculada al comité cívico de esta ciudad, y está convencido de que la única manera de poder alcanzar un mayor desarrollo en su región es logrando la autonomía política a través de un proceso de descentralización.

Desconfianza

Protesta en Bolivia
Los bloqueos han aislado a La Paz.

Abel desconfía de la exigencia de autonomía que se hace en Santa Cruz. Para él, se trata de una demanda de una oligarquía económica que busca mantener sus privilegios y finalmente separarse del país.

Él acepta que la autonomía es un pedido legítimo, que debe darse a todas las regiones, pero considera que el tema debe ser discutido dentro de la Asamblea Constituyente, que además debe fundar nuevamente a Bolivia para hacerla más equitativa.

Para Abel, su país -inmensamente rico en recursos naturales - ha sufrido siglos de explotación y humillación y los beneficios nunca han llegado a los más pobres y necesitados del país, que representan hoy en día un 60-70% de la población.

Es probable que Abel acuda aquellos sectores sociales más radicales que creen que el gas debe ser nacionalizado para que todos los beneficios lleguen sólo a la población y que no queden en manos de empresas transnacionales.

O tal vez sea menos radical y apoye el planteamiento de Evo Morales según el cual el tema principal es la Asamblea Constituyente y sólo son necesarias algunas modificaciones a la nueva ley de hidrocarburos, sobre todo en el tema de regalías.

Julio, por el contrario, seguramente mira con desconfianza estas protestas en La Paz y considera que son motivadas por "trasnochados de izquierda y demagogos" que sólo llevarán al país a la ruina.

No sería nada raro que Julio considere una Asamblea Constituyente no responderá a la necesidad de autonomía, una demanda añeja en Santa Cruz y otras regiones como Tarija, que consideran que el centralismo del Estado ha perjudicado el desarrollo de Bolivia.

Descontento

Protesta en Santa Cruz
En Santa Cruz exigen la autonomía.

Es probable que este ciudadano cruceño esté descontento con el presidente Carlos Mesa, al que acusa de no hacer respetar su autoridad presidencial y ser demasiado "blando" con los movimientos sociales.

Abel, por su parte, comparte el descontento con el mandatario, aunque no por la mismas razones. Considera que no ha cumplido con las promesas que hizo en octubre de 2003, cuando cayó el gobierno de Gonzalo Sánchez de Lozada.

Además, este ciudadano alteño tampoco confía en el Congreso, al que mira como un centro de reunión de partidos tradicionales que sólo han respondido a los intereses oligárquicos.

Julio y Abel están muy convencidos de sus posiciones y están dispuestos a defender sus creencias hasta el final. Ellos ya no creen en los consensos políticos que caracterizaron las últimas décadas en Bolivia y consideran que sólo protestando y presionando podrán ser escuchados.

Ambos son personajes ficticios, pero representan dos piezas del rompecabezas que es hoy en día Bolivia, que se debate en una aguda falta de consenso.



VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.


 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


Portada | Internacional | América Latina | Economía | Ciencia y Tecnología | Cultura | Deportes | Participe | A fondo | Multimedia | Aprenda inglés | Tiempo | Quiénes somos | Nuestros socios
Programación | En FM, AM, OC |
banner watch listen