Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Miércoles, 9 de marzo de 2005 - 05:21 GMT
Bolivia: Mesa continúa en el cargo

Martin Murphy
Enviado especial de la BBC a Bolivia

Carlos Mesa (centro) acompañado de su esposa y el canciller de Bolivia.
Mesa aceptó continuar en el cargo y pidió el apoyo de los bolivianos.

El presidente de Bolivia, Carlos Mesa, anunció que continuará en su cargo después de que el Parlamento rechazó su renuncia presentada el lunes.

Durante una sesión nocturna, el mandatario dijo ante los legisladores estar dispuesto a seguir trabajando con el congreso y que desea que los bolivianos apoyen a su presidente.

Con anterioridad, el congreso de Bolivia había rechazado la renuncia de Mesa quien fue ratificado por amplia mayoría, a las 21:25 hora local (01:25 GMT), sin debate previo y después de que fuera presentado un preacuerdo de gobernabilidad firmado entre el mandatario y la mayoría de las bancadas parlamentarias.

Horas antes, el Presidente Carlos Mesa y los diferentes partidos políticos, salvo uno, habían llegado a un preacuerdo para salvar al país de la crisis política que atraviesa.

El partido que se negó a sumarse al pacto es el Movimiento al Socialismo (MAS), uno de los principales grupos políticos del país, que es conducido por el diputado y líder cocalero, Evo Morales.

"Es un pacto político a lo tradicional, por lo tanto no lo vamos a firmar. Lo que queremos es un encuentro social de los movimientos sociales populares y de las fuerzas progresistas en Bolivia," señaló a la BBC el diputado del MAS, Santos Ramírez.

"Siguen los bloqueos"

El principio de acuerdo prevé, entre otros puntos, que las regalías que pagan las empresas petroleras extranjeras en el país no aumentarán del 18% al 50%, tal como reclamaba el MAS.

Por esta razón, el diputado Ramírez señaló que los bloqueos que se han visto a lo largo del país en las últimas semanas continuarán.

Diputado socialista Evo Morales
El MAS partido de Evo Morales se negó a sumarse al preacuerdo.

"Las marchas, los bloqueos...van a continuar, porque ellos (los manifestantes) piden una asamblea constituyente y regalías del 50% para el Estado boliviano," agregó.

Según se informó a la prensa, el acuerdo también incluye la convocatoria a una asamblea constituyente para redefinir los lineamientos políticos del país.

También se menciona la necesidad de llamar a un referendo sobre autonomías regionales. En este sentido, el departamento de Santa Cruz ha sido el primero en impulsar la idea de declarase autónomo.

El corto y largo plazo

Pero sin duda el principal punto del preacuerdo es la Ley de Hidrocarburos que se está debatiendo en el Parlamento.

Mediante este documento, el presidente Mesa logra que prevalezca su postura de que las regalías no deben aumentar del 18% al 50%.

Hasta el momento Mesa, un presidente independiente, se había manejado al margen de los partidos políticos, pero ahora ha buscado el apoyo de gran parte de ellos.

A primera vista, el presidente ha salido fortalecido de esta negociación. Sin embargo, habrá que ver qué sucede en el largo plazo.

El MAS es uno de los principales grupos opositores y uno de los que ha llevado a que el presidente se viera en la difícil situación de presentar su renuncia al Parlamento.

Y si su postura, tal como señaló el diputado Ramírez, es continuar con los bloqueos a lo largo del país, es difícil vislumbrar el fin definitivo de la crisis.

Otro problema: el agua

Además, este no es el único problema que enfrenta el gobierno de Mesa. En la localidad de El Alto, ubicada doce kilómetros al oeste de La Paz, los opositores del presidente también han bloqueado varios caminos en los últimos días.

Simpatizante de Carlos Mesa espera frente al palacio Presidencial
El preacuerdo la convocatoria a una asamblea constituyente para redefinir los lineamientos políticos del país.

Al igual que durante la crisis de octubre del 2003, cuando renunció el ex presidente Gonzalo Sánchez de Lozada y asumió Carlos Mesa, entonces su vicepresidente, El Alto se ha convertido algo así como en el centro neurálgico del conflicto.

El Alto es una localidad de bajos ingresos, donde uno de los opositores de Mesa, Abel Mamani, encabeza desde el miércoles pasado un paro general de actividades.

En el centro de la disputa está la empresa Aguas de Illimani, que es controlada por la francesa Lyonnaise des Eaux.

Mamani y su gente exigen que el gobierno rompa el contrato con esta empresa, que está encargada del suministro de agua en El Alto y en La Paz, por considerar que su servicio es deficiente.

El gobierno sostiene que una ruptura del contrato acarrearía serios problemas para el país, entre ellos, un posible juicio por US$ 50 millones.



ESCUCHE/VEA
Bolivia: qué viene después
BBC Enfoque 09.03.2005



NOTAS RELACIONADAS
Bolivia: alcanzan preacuerdo
09 03 05 |  América Latina
Bolivia: ¿qué decidirá el parlamento?
08 03 05 |  América Latina
Bolivia: renuncia Mesa
07 03 05 |  América Latina
Mesa reestructura gabinete
04 02 05 |  América Latina
Bolivia: renuncia ministro
27 01 05 |  América Latina
Análisis: crisis política
11 01 05 |  América Latina


VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.


 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


Portada | Internacional | América Latina | Economía | Ciencia y Tecnología | Cultura | Deportes | Participe | A fondo | Multimedia | Aprenda inglés | Tiempo | Quiénes somos | Nuestros socios
Programación | En FM, AM, OC |
banner watch listen