OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Martes, 8 de mayo de 2001 - 22:25 GMT
FARC: "el proceso de paz está andando"
En entrevista exclusiva con la BBC, el portavoz oficial de las Fuerzas Armadas Revolucionarias de Colombia (FARC), Raúl Reyes, afirmó que el proceso de paz está en marcha pese a que reconoció sus dificultades.

Sin embargo, responsabilizó al gobierno de Bogotá por el lento avance del diálogo.

La periodista Beatriz Gómez, de la BBC, conversó con Raúl Reyes.

¿Desde el punto de vista de las FARC en qué estado se encuentra el proceso de paz con el gobierno colombiano?

El proceso está andando, tenemos la agenda, tenemos el área desmilitarizada para los diálogos y hay ante todo una expectativa nacional e internacional para que esos diálogos fructifiquen en algo que a la gente le dé la confianza de que podemos construir la paz.

Nosotros en las FARC estamos absolutamente convencidos de que la paz es posible construirla en la medida en que podamos resolver sino todos por lo menos una gran parte de los problemas generadores del conflicto.

La negociación para el intercambio humanitario, que es un punto que ustedes han planteado desde el comienzo del proceso, es muy lenta. Se le atribuye a usted la afirmación de que el proceso de paz estaría al borde de la ruptura por este motivo. ¿Usted qué piensa de este tema?

Pienso que el intercambio humanitario es absolutamente necesario puesto que hay una exigencia y una esperanza de los familiares de los prisioneros, tanto guerrilleros que están en las cárceles como policías y militares que están privados de la libertad, para que se resuelva cuanto antes.

Nosotros propusimos inicialmente la ley de canje por una sola vez, el gobierno se negó a eso. Después trabajamos el intercambio humanitario y resulta que ahora tampoco se quiere trabajar en ese sentido, que es la fórmula para que aquellos que tienen problemas más graves de salud recuperen la libertad inmediatamente.

¿Qué les argumenta el gobierno, por qué no se ha podido proceder con este intercambio humanitario?

Luego de la reunión que hubo entre el presidente (Andrés) Pastrana y el comandante en jefe de las FARC (Manuel Marulanda) se firmó el documento donde las partes se comprometieron en agilizar el intercambio humanitario.

Ahora viene a proponer que las FARC entregue todos los prisioneros que tiene en su poder y ellos entregarían sólo una pequeña parte de todos los guerrilleros que están en las cárceles, algo que es inaceptable para nosotros.

Exigimos que se cumpla con lo del acuerdo humanitario para darle salida inmediata a quienes sufren problemas de salud más graves y luego proceder a seguir el intercambio hasta lograr la liberación definitiva de todo los demás que están privados de la libertad.

¿Qué es lo que le impide al gobierno proceder con el intercambio humanitiario?

El intercambio humanitario es absolutamente necesario
Raúl Reyes
Falta voluntad política. El gobierno es víctima de una fuerte presión del sector más militarista del país que se opone al intercambio humanitario argumentando triunfos militares contra la guerrilla y mayor capacidad de combate como forma disuasiva contra la insurgencia y contra los diálogos.

¿El gobierno reconoce que es víctima de ese tipo de presiones?

El gobierno sabe que tiene muchísimas presiones y eso se explica cuando el propio presidente tiene que darle tranquilidad a los mandos militares.

Un problema grave que tiene Colombia es que el verdadero poder, el poder real sigue siendo el militarismo, no solamente quienes visten el uniforme militar sino también los sectores que propugnan por más guerra y más violencia para poder imponer el modelo económico y la política neoliberal.

Hay muchos sectores del país que piensan que tampoco de la parte de ustedes ha habido muestras de buena voluntad.

Por ejemplo se les ha pedido de muchos sectores que cesen el uso de las pipas de gas con explosivos, que cesen los ataques contra los civiles indefensos que dejen de destruir poblaciones; en fin, que se saque a los civiles del conflicto y la sociedad colombiana siente que no recibe tampoco una muestra de voluntad de parte de las FARC.

Vea, en la mesa hay dos partes dialogando, el Estado y la insurgencia de las FARC y todavía no hemos llegado a ningún acuerdo de cese de operaciones militares o cese de hostilidades porque este proceso tiene el grave problema, que también lo hace inédito, de que empezamos a dialogar en medio de la guerra.

Por esa razón continúa la confrontación, dolorosa desde luego, con muertes de por medio de colombianos de ambos lados.

No hemos firmado ningún cese de hostilidades, por eso continúa la confrontación
No se ha firmado ningún acuerdo por lo que es injusto que se le pida a la guerrilla que deje de realizar sus acciones cuando desde la otra parte lo que se hace es bombardear, ametrallar y asesinar a la población permanentemente todo encubierto en el Plan Colombia. Antes de existir dicho plan ese también era el comportamiento.

El tratamiento a la población civil en este conflicto es un punto sensible para la opinión pública de Colombia. ¿Ustedes en sus reuniones sopesan ese sentimiento de la sociedad colombiana?

Claro. En cada reunión del estado mayor discutimos la problemática que vive el país y las FARC no tiene como política atacar a la población civil. Eso es una gran mentira.

Las FARC es una organización del pueblo en armas que responde a las agresiones del Estado que no solamente están en la confrontación con el Ejército, y la policía con sus paramilitares sino que también están en las medidas económicas que dejan cada vez más gente desempleada, en la miseria producto de la corrupción y producto de las políticas que nada resuelven.

Pero llegar a una población como hacen tan frecuentemente, atacar con pipas de gas, destruir media población sin importar si mueren civiles, ¿qué tiene que ver con las agresiones o ataques que usted denuncia hace el gobierno?

No Beatriz, nunca se usan las pipetas ni ninguna forma de la guerra nuestra contra la población civil, eso es otra gran mentira y una gran desinformación que difunden los medios de comunicación cumpliendo directrices del Ejército y de la policía.

Nunca se usa ninguna forma de guerra nuestra contra la población civil
Las FARC llegan a los puestos del Ejército y dispara contra ellos en sus acciones de respuesta, de defensa. Por medio puede ocurrir que algo pase con algún civil y eso lo hemos lamentado y lo seguimos lamentando.

Estamos tomando todas las medidas que dependan de nosotros para que eso no ocurra. Hay que tener en cuenta otro elemento.

Muchas veces transcurre un combate y llegan el avión fantasma o los helicópteros y ametrallan y disparan indiscriminadamente contra todo lo que hay alrededor para después presentar a la guerrilla como el responsable de la destrucción que causa el bombardeo.

¿Ustedes no considerarían como gesto humanitario liberar a esos 500 policías y soldados que tienen en su poder?. ¿Qué más lograrían teniendo presos a esos policías y soldados?

Nosotros estamos de acuerdo en que todos los prisioneros deben recuperar la libertad. Es que nosotros también tenemos una cantidad de guerrilleros y guerrilleras en las cárceles, son colombianos también, hermanos de todos nosotros. ¿Por qué a ellos no se les da la libertad cuando no tienen otra responsabilidad que ser luchadores del pueblo?

Por eso bregamos con el gobierno a que se logre el acuerdo para que sean liberados todos los que nosotros tenemos y los que están de nuestro lado privados de la libertad.

El conflicto colombiano no es el mexicano
Hay otra guerrilla en América Latina que llama la atención que es la del Ejército Zapatista de Liberación Nacional. Pero ellos han criticado las acciones de las FARC y el subcomandante Marcos dijo en una entrevista reciente con la BBC que ninguna causa justifica los ataques a la población civil incluso si esa población civil es enemiga. ¿Usted qué le responde?

Lo único que puedo decir sobre eso es que el conflicto colombiano no es el mexicano. Las causas de la confrontación que vive Colombia no son las causas por las que está luchando esa organización en México.

¿Pero los humanos no son los mismos en Colombia y México?

Si pero eso mismo lo preguntamos desde el otro lado. Allá en México no han utilizado la fuerza como aquí la han utilizado toda la vida contra la población civil presentando que es amiga de la guerrilla o auxiliar.

Nosotros lo que le podemos decir a esos compañeros de México es que el conflicto colombiano es distinto y que los objetivos del pueblo colombiano no son los que ellos están buscando allá.

Existe mucha preocupación entre los gobiernos de los países vecinos por la acción de las guerrillas y los grupos paramilitares en sus fronteras. Por ejemplo el reciente caso del secuestro de técnico petroleros en Ecuador. ¿Ustedes tuvieron algo que ver en el secuestro de esos técnicos?

Las FARC es una organización que está luchando por el poder para gobernar a Colombia y no para otra cosa
En absoluto. Hicimos un comunicado oportuno señalando que en eso no hay ninguna responsabilidad de nuestro lado. Sin embargo se apresuraron a acusarnos sobre eso y después tuvieron que reconocer que no era cierto.

Los países fronterizos tienen razón en estar preocupados. Los efectos de la confrontación y ahora con mayor volumen producto del Plan Colombia los afecta. No solamente por la confrontación sino porque contamina el ambiente, aumentan los desplazamientos y la gente que vivía del comercio en esas fronteras ha tenido que abandonarla.

Desde luego que esos países están afectados por la confrontación. Eso es absolutamente cierto. Por eso es que la mayoría se ha pronunciado en contra del Plan Colombia y piden con mucha justeza que podamos llegar a acuerdos para a paz en la mesa de diálogo.

Ustedes accionan como FARC, tienen varios frentes. ¿Tienen acciones en Ecuador por ejemplo?

En ningún país fuera de Colombia. Las FARC es una organización que está luchando por el poder para gobernar a Colombia y no para otra cosa.

Las FARC propuso en la última reunión de su estado mayor la legalización de las drogas como una fórmula para que todos asuman la responsabilidad y podamos ponerle fin a ese grave cáncer que afecta la humanidad
En el caso de Brasil, el caso de Fernandinho, el narcotraficante que fue recientemente capturado, la Fiscalía General de la Nación ha dictado una orden de captura contra el llamado "Negro Acasio", comandante de uno de sus frentes. La Fiscalía señala que hay indicios graves de que ese frente de las FARC traficaba coca por armas con Fernandinho.

Lo que le puedo decir sobre el caso es que ahí armaron una telenovela bien organizada. El propio ministro de Defensa y la cúpula militar viajó allá a convencer a Fernandinho que tenía que vincular a las FARC en esos negocios para evitar la extradición. Olvidaron que Fernandinho era un brasileño. Es todo un montaje destinado a deslegitimar la guerrilla.

¿Usted conoce a Fernandinho, lo conoció en algún momento?

En ningún momento. Lo vi ahora que apareció en la prensa y la televisión, no tenía idea de quién era.

¿Usted niega ese presunto tráfico entre Fernandinho y las FARC?

Yo desconozco absolutamente esa versión y lo que sé es que hay es una patraña orquestada desde la inteligencia militar para justificar el Plan Colombia y pedirle más recursos a Estados Unidos contra la guerra. No contra la mafia porque el problema no es el narcotráfico, el problema es la insurgencia colombiana.

¿Ustedes sueñan con gobernar desde el palacio presidencial de Nariño?

Obviamente, nosotros luchamos por el poder. Nosotros queremos gobernar junto a todos los sectores que crean en la formación de una democracia verdadera.

¿Cómo ve la idea que se ha planteado de dividir el país, dar a las FARC la parte que controlan?

Esa propuesta hace parte del desespero de la gente que ve que no hay soluciones a los problemas. Son propuestas que habrá que conversar muy bien. Ya de por sí hemos hecho algunos intercambios sin llegar a nada definitorio, desde luego porque nosotros somos colombianos y estamos luchando por toda Colombia.

¿Están las FARC de acuerdo con la legalización de las drogas?

Es un tema muy importante. Las FARC propuso en la última reunión de su estado mayor la legalización de las drogas como una fórmula para que todos asuman la responsabilidad y podamos ponerle fin a ese grave cáncer que afecta la humanidad.

También propusimos la sustitución de las plantaciones de coca por productos lícitos.

¿Cómo ve usted a Pastrana?

Yo lo veo como un hombre muy interesado en que el proceso avance, es su política. Pero es víctima de muchas presiones y él busca quedar bien con todo el mundo, los militares, los empresarios, Estados Unidos y eso es muy difícil. Para eso necesita ser uno un mago.

¿Usted se sienta a veces a soñar cómo le gustaría que fuera el país?

Yo soy un soñador por la paz, por la justicia social. Estoy convencido de que a nuestro país no le queda otro camino sino lograr los objetivos de tener un país construido dentro de la filosofía de la paz social para todos los colombianos.



[an error occurred while processing this directive]
NOTAS RELACIONADAS
Respaldo de la Unión Europea a Colombia
30 04 01 |  Latin America
Habla Carlos Castaño
22 02 01 |  Latin America
Marcos: la entrevista
16 03 01 |  Latin America

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

banner watch listen