OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Lunes, 3 de noviembre de 2008 - 13:49 GMT
"Tenemos que reducir el consumo de drogas"
Lourdes Heredia.
Lourdes Heredia
BBC Mundo, Washington

Dan Restrepo (cortesía de Center for American Progress)
Restrepo es descendiente de colombianos y españoles.

Mayor compromiso por parte de Estados Unidos en la lucha contra el narcotráfico, dudas en torno a la firma de un tratado de libre comercio con Colombia y cambios en la política hacia Cuba, son algunos de los puntos de la política del candidato demócrata Barack Obama hacia América Latina.

Así lo explica Dan Restrepo es uno de los principales asesores de Obama para la región.

Actualmente, Restrepo se desempeña como director de la sección de las Américas del Center for American Progress, un centro de investigación progresista basado en Washington.

Descendiente de españoles y colombianos, Restrepo trabajó en el equipo de América Latina que asesoraba al comité de relaciones internacionales de la Cámara de Representantes durante parte de la presidencia de Bill Clinton.


SOBRE EL CANDIDATO

¿En qué se diferencia la política de Barack Obama con la de John McCain en relación con América Latina?

Las diferencias son muy claras. McCain quiere continuar con las malas políticas de la administración Bush, mientras que el Senador Obama quiere abrir un nuevo capítulo en las relaciones con el resto del hemisferio.

El principio es muy distinto: para Obama es importante hablar con la gente del continente, porque cree que esto también beneficia a EE.UU.

Además, quiere trabajar con los países del continente como socios, conjuntamente, en temas de democracia y seguridad.

(McCain) da la misma respuesta a todas las preguntas: "un tratado de libre comercio" a todo, como si eso fuera una varita mágica.

Obama quiere encontrarse y hablar con los líderes de esos países para ver en que están.

Esto sería una diferencia fundamental de la política que tendría McCain hacia la región, pues buscaría imponer la visión de Washington.

Pero yo viajé con McCain a la región y fue claro que también le interesa y que no está de acuerdo con Bush en muchos temas...

El senador McCain está siguiendo las mismas políticas de Bush.

Además, da la misma respuesta a todas las preguntas: "un tratado de libre comercio" a todo, como si eso fuera una varita mágica. Y, además de eso, no ha mostrado un gran compromiso con la región.

Usted dice eso, pero por lo menos McCain ha viajado a América Latina. Obama no ha puesto un pie allí...

Contar el número de días que estás en suelo latinoamericano no define tu compromiso con la región. Por ejemplo, el presidente Bush fue uno de los mandatarios que ha pasado mas días en Latinoamérica en la historia de los Estados Unidos y mire dónde nos encontramos: nunca ha habido tan poco diálogo con la región.

Pues, la verdad, la posición sobre los tratados de libre comercio parece ser lo único que los diferencia. Además, ¿qué pasa si Obama llega a la Casa Blanca y le dice unilateralmente a México "las reglas tienen que cambiar"?

Cuando Obama llegue a la Casa Blanca creará una posición dentro de la Casa Blanca dedicada total y únicamente a la región, 24 horas al día, 52 semanas al año.

Cuando Obama llegue a la Casa Blanca creará un puesto dedicado total y únicamente a la región, 24 horas al día, 52 semanas al año. Ésta persona tendrá acceso directo al presidente y no dejará que la región pase desapercibida como lo ha hecho la administración Bush.

Además, en términos de comercio, Obama entiende la importancia de mantener un mercado abierto y dinámico y sabe que vivimos en una economía globalizada.

Pero Obama quiere que esa economía le sirva a los trabajadores y consumidores tanto en Estados Unidos, como en los países latinoamericanos, y que no sea un mecanismo en donde los más ricos y las grandes empresas perciban todos los beneficios.

SOBRE LIBRE COMERCIO

Durante las primarias demócratas, Obama dijo que iba a cambiar las reglas del NAFTA, el tratado de libre comercio con México. ¿Es esto verdad?

El tratado ya tiene 15 años y las circunstancias han cambiado. Es tiempo de que los líderes se sienten y hablen de cómo profundizar las relaciones económicas de los tres países.

En relación con el TLC con Perú y CAFTA en Centro América, ¿Obama también espera cambiar las reglas de esos tratados?

Obama apoya el TLC con Perú porque tiene los beneficios económicos y ambientales que él en cualquier momento podría usar para defender nuestros intereses de una manera en la cual el CAFTA no lo hizo y no lo hace. Entonces necesitamos asegurarnos que estos tratados defiendan a la gente y no los intereses especiales.

¿Y qué va a pasar entonces con el TLC con Colombia (que sigue esperando la aprobación del Congreso estadounidense para poder implementarse)?

Obama reconoce la importancia de Colombia para la región y también reconoce las mejoras que ha logrado el presidente Álvaro Uribe en términos de seguridad.

Por ahora, la larga historia que tiene Colombia de violencia en contra de líderes sindicalistas y otros líderes de ONGs no nos permite estar en la posición de negociar un tratado de comercio

Pero, por ahora, la larga historia que tiene Colombia de violencia en contra de líderes sindicalistas y otros líderes de ONGs no nos permite estar en la posición de negociar un tratado de comercio.

Por eso, queremos trabajar con los colombianos para arreglar esos problemas y llegar al punto donde podríamos profundizar nuestras relaciones económicas.

SOBRE MÉXICO

¿Cuál es la posición de Obama frente a la guerra contra el narcotráfico y la colaboración con México?

Con respecto a la guerra en contra de las mafias del narcotráfico que afectan tanto a México, como a EE.UU., la diferencia entre Obama y McCain es que el senador de Illinois cree que la Iniciativa Mérida es un paso, un paso importante, pero sólo un primer paso para arreglar el problema.

Estados Unidos tiene que hacer su parte. No es solamente una cuestión de apoyar a otros gobiernos, tenemos que reducir el consumo de drogas en EE.UU. y volverle a dar fondos a programas a los que el presidente Bush se los quitó y que McCain no promete restablecer.

También necesitamos restablecer los programas de vigilancia comunitaria y necesitamos tomar responsabilidad y cortar el flujo de vehículos, armas y dinero que cruza la frontera. Esto es algo de lo que McCain no ha hablado.

SOBRE VENEZUELA

¿Nos podría hablar más del encuentro que Barack Obama podría tener con el presidente Hugo Chávez de Venezuela...

Obama está dispuesto, si es que se dan las condiciones correctas, con ciertas reglas que impondría el candidato, a reunirse con Chávez

Lo que tengo que decir sobre Venezuela es que las erráticas medidas tomadas por el gobierno estadounidense en la región, de las cuales John McCain es uno de sus principales seguidores, han dado cabida para que Chávez llene ese espacio con sentimientos antidemocráticos en Venezuela.

La gran pregunta es ¿cómo lidiar con este problema? ¿Seguir con esta política incorrecta de Bush o empezar a llenar ese vacío en la sociedad?

¿Pero cómo lo van a lograr? Porque, seamos sinceros, no creo que ningún país en América Latina esté interesado en más intervencionismo estadounidense...

No es intervencionismo, es cooperación. Es llegar a estos países y analizar en conjunto cómo podemos trabajar.

Y sobre la pregunta de diplomacia directa, el presidente Kennedy dijo: "Nunca debemos negociar por miedo, pero tampoco debemos tener miedo a negociar".

Obama está dispuesto -si es que se dan las condiciones correctas y con ciertas reglas que impondría- a reunirse con Chávez y mandar el mensaje de los valores democráticos, que Chávez no está demostrando ahora.

SOBRE CUBA

¿Los cubanoamericanos y los estadounidenses podrán viajar a la isla cuando quieran y no como ahora, que tienen prohibido ir a Cuba?

Basado en las políticas de los últimos 48 años, Barack Obama quiere modificar lo que no funciona y establecer una verdadera política que apoye la libertad humana. Lo primero que hará Obama será permitir las visitas de familiares a la isla. Es lo moralmente correcto.

Barack Obama estaría dispuesto a mandar un mensaje al pueblo cubano sobre derechos civiles, sociales y humanos, que el mismo gobierno cubano no está mandando

Lo segundo (sería) permitir el envío de dinero a la isla. Esos serían los dos primeros pasos y ahí empezaríamos.

El embargo continuaría. Obama todavía no está listo para levantarlo.

¿Se sentaría a hablar con Raúl Castro?

En el momento correcto, con las condiciones correctas y con el objetivo de que el encuentro sirva a los estadounidenses, Barack Obama estaría dispuesto a mandar un mensaje al pueblo cubano sobre derechos civiles, sociales y humanos, que el mismo gobierno cubano no está mandando.

No podemos seguir haciendo lo mismo y esperar un resultado diferente. Barack Obama no tiene miedo de usar todo su repertorio por la libertad y el bien del pueblo cubano.



VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

banner watch listen