OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Viernes, 15 de agosto de 2008 - 18:40 GMT
Georgia firma plan de paz
Redacción BBC Mundo

Condoleezza Rice y el presidente de Georgia, Mijail Saakashvili

El presidente de Georgia, Mijail Saakashvili, firmó un acuerdo de paz con Rusia propuesto por Francia para poner fin al conflicto desatado en el Cáucaso.

El mandatario hizo el anuncio en la capital, Tiflis, luego de una reunión de más de cuatro horas con la secretaria de Estado de Estados Unidos, Condoleezza Rice, al tiempo que subrayó que es un plan temporal y "no una capitulación".

"La soberanía de Georgia sobre Abjasia y Osetia del Sur es inapelable", expresó.

Un soldado ruso recibe en Gori una bandera de Georgia como símbolo de paz
Georgia dice que es un plan transitorio y no firma una "capitulación".
La jefa de la diplomacia de Washington, por su parte, aclaró que Saakashvili aceptó el plan de seis puntos, luego de que ella -gracias a su encuentro de la víspera en París con Nicolas Sarkozy- le pudiera aclarar algunas dudas que tenía.

Al mismo tiempo, recordó que el presidente ruso, Dmitry Medvedev también había firmado el acuerdo y "no cumplió su palabra" de detener todas las operaciones militares en Georgia.

Un mensaje similar le dirigió en persona la canciller de Alemania, Angela Merkel, quien fue recibida por Medvedev en el balneario ruso de Sochi, a orillas del Mar Negro, a 35 kilómetros de la región separatista georgiana de Abjasia.

"Desproporcionada"

La jefa del gobierno alemán, al tiempo de pedir que Moscú retire sus tropas de Georgia lo más pronto posible respetando el principio de integridad territorial, calificó de "insensata" y "desproporcionada" la incursión en la región separatista de Osetia del Sur.

Canciller alemana, Angela Merkel y presidente de Rusia, Dmitry Medvedev
Merkel urgió al presidente ruso a retirar las tropas y cumplir el plan de paz.
La corresponsal de la BBC en Moscú Sarah Rainsford indica que el presidente ruso reiteró su compromiso a seguir el plan de paz, pero a la vez advirtió que responderá del mismo modo ante cualquier ataque a sus ciudadanos.

Por otra parte, Medvedev consideró que, después de estos combates, los habitantes de Osetia y Abajasi nunca podrán volver a vivir como parte de Georgia, por lo que es necesario que fuerzas de paz rusas estén en la región para protegerlos.

La presencia de este tipo de fuerzas está contemplada por el plan de paz promovido por el presidente francés, Nicolas Sarkozy, luego de que las tropas se retiren a las posiciones antes del conflicto.

En el terreno

Pero este punto genera ciertas dudas e incertidumbres en el terreno, según se infiere del relato del corresponsal de la BBC Richard Galpin, quien se encuentra en Poti, el principal puerto de Georgi.

Tropas rusas trasladándose desde Gori
Rusia siguió movilizando tropas este viernes en territorio de Georgia.
Galpin indica que las fuerzas rusas tomaron este viernes el control del muelle y que vio un vehículo acorazado y unos diez camiones transportando tropas rusas que llevaban insignias de las fuerzas de mantenimiento de paz.

No obstante el correponsal dice que estos soldados más bien parecían estar dedicados a destruir o retirar equipos militares georgianos, entre otras medidas punitivas, y no precisamente a la protección de la población.

Agrega que hasta avanzado el día, las fuerzas rusas seguían en control de la ciudad de Gori, ubicadas a unos 15 km de Osetia del Sur y una ruta clave a la capital, Tiflis.

Mientras tanto, un importante contingente militar continúa apostado cerca de la ciudad de Senaki.

La estrategia de Washington

De todos modos, la firma del plan de paz por parte del presidente de Georgia, Mijail Saakashvili, es vista como un triunfo de Washington, quien según la corresponsal de la BBC Jane O'Brien está aplicando una estrategia de dos vías: diplomacia y dureza discursiva.

George W. Bush
El acoso y la intimidación no son formas aceptables de dirigir la política exterior en el siglo XXI
George W. Bush, presidente de EE.UU.
En efecto, mientras Condoleezza Rice llevaba a Tiflis, el plan para que Saahashvili lo refrendara, el presidente George W. Bush abría una guerra de plabras contra Rusia, acusando a su gobierno de "intimidación y acoso" en sus acciones militares en Georgia.

"Sólo Rusia puede decidir si volverá al camino de las naciones responsables o continuará con una política que promete únicamente confrontación y aislamiento", dijo Bush en un mensaje por televisión.

"Rusia debe respetar la libertad de sus vecinos", agregó.

De todos modos, es difícil prever cuál será el escenario diplomático tras este conflicto, en especial en lo referente a los planes de Washington de establecer un escudo de defensa antimisiles en el este europeo y las pretensiones de Georgia de ingresar a la OTAN.

La estrategia de Moscú

Mientras tanto, el especialista de la BBC en política rusa Steven Eke indica que Moscú está llevando dos líneas de acciones en Georgia.

Por un lado -dice- está la militar, con lo que parece ser una campaña que continúa destinada a destruir la mayor cantidad posible de la infraestructura militar del país, incluyendo estaciones de radar y embarcaciones de guerra.

La segunda línea de acción de la política rusa parece estar orientada a una guerra de información.

El Ministerio para Situaciones de Emergencia de Rusia ya comenzó a suministrar equipos de comunicación electrónica a Osetia del Sur y anunció que compañías rusas proveerán de una red de telefonía celular que estará integrada al sistema ruso, no al de Georgia.

Para este viernes, tres canales rusos de televisión (que se suponen aliados del Kremlin) tenían previsto comenzar a transmitir sus programas en la región separatista.

Sin embargo -apunta Eke- hay otro dato más importante sobre la estrategia de Moscú de tomar el control de Osetia del Sur: la apertura de sucursales de un banco estatal con el objetivo de brindar ayuda financiera a la población local.



VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

banner watch listen