OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Lunes, 12 de mayo de 2008 - 17:35 GMT
"Jóvenes sepultados pedían ayuda"
Redacción BBC Mundo

Mujeres chinas lloran tras el terremoto en Chengdu
Se han sentido varias réplicas en Chengdu.
Las autoridades chinas lanzaron una importante operación de rescate en la provincia de Sichuan, luego que ésta se viera afectada por el terremoto más poderoso que ha golpeado el suroeste del país en 30 años.

De acuerdo con medios de comunicación oficiales se teme la muerte de más de 8.500 personas, mientras otros miles de víctimas podrían estar heridas o sepultadas bajo los escombros de los edificios que se derrumbaron en el movimiento telúrico.

El terremoto de 7,8 grados en la escala de Richter se registró el lunes en la mañana y se sintió en varias partes de Asia, ocasionando el tambaleo de edificios en lugares tan lejanos como en la capital china, Pekín, y la tailandesa, Bangkok.

Algunas personas que se encuentran cerca de donde se registró el epicentro del terremoto -ubicado a 92 kilómetros al noroeste de Chengdu, la capital de la provincia de Sichuan- hablaron sobre su conmoción y describieron las secuelas inmediatas.

Testimonios

Casper Oppenhuisdejong, quien trabaja para una compañía holandesa en esa ciudad, le dijo a la BBC que inicialmente se registraron una serie de pequeñas réplicas.

"De repente sentí pequeños temblores y, en cuestión de segundos, todo el mundo estaba de pie. Cada vez eran más intensos, todos corrimos", afirmó.

"Estábamos en una calle estrecha donde todo se comenzó a sacudir. Las alarmas de los automóviles se dispararon y se escuchaba cómo los vidrios de las ventanas se rompían unas con otras", añadió.

"Edificios enteros fueron evacuados. La gente estaba en estado de pánico, especialmente cuando los teléfonos dejaron de funcionar. El tráfico estaba embotellado, todo era muy surrealista", agregó.

Derrumbe en escuela

Gilles Barbier, quien se estaba quedando en Chengdu, le comentó a la BBC que aparentemente no se registraron daños estructurales en los edificios, pero aseguró que las personas estaban preocupadas por las réplicas.

Un edificio derrumbado en Dujiangyan
Edificios enteros fueron evacuados, la gente estaba en estado de pánico, especialmente cuando los teléfonos dejaron de funcionar. El tráfico estaba embotellado, todo era muy surrealista
Casper Oppenhuisdejong
"Daba miedo. Durante las últimas dos horas, creo que cada 20 ó 30 minutos, podíamos sentir cómo se movía la tierra", expresó.

En la cercana ciudad de Dujiangyan, ubicada más cerca del epicentro, se realizan esfuerzos para encontrar a los sobrevivientes debajo de los escombros de una escuela de tres pisos que se derrumbó; aproximadamente 900 estudiantes quedaron sepultados.

Informes de la agencia de noticias estatal Xinhua, indicaron que los residentes y los rescatistas estaban sacando a la gente de los escombros de la escuela Juyuan mientras padres ansiosos observaban la operación.

"Algunos adolescentes que estaban sepultados luchaban para salir debajo de las ruinas mientras que otros gritaban pidiendo ayuda", señaló Xinhua.

Gao Shangyuan, un residente que ayuda en las labores de rescate, le contó a Xinhua que había escapado de su casa cuando sintió el terremoto y vio cómo algunos estudiantes salían apresurados del edificio antes de que éste se viniera abajo.

"Algunos se lanzaron de las ventanas y otros corrieron por las escaleras que no se derrumbaron", afirmó.

Dos jovencitas aseguraron que habían logrado escapar porque "corrimos más rápido que los demás", reportó Xinhua.

"Eran aproximadamente las 2:30 p.m. y repentinamente el edificio comenzó a balancearse", dijo una de ellas.



VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

banner watch listen