Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Miércoles, 19 de marzo de 2008 - 13:22 GMT
Gran movimiento de tropas hacia Tibet
Redacción BBC Mundo

Tropas en chinas en la provincia de Qinghai, donde también se presentaron protestas.  3/16/08
En las últimas horas ha aumentado el número de tropas
China está enviando gran número de soldados a Tibet, luego de las violentas protestas de la semana pasada en contra del gobierno de ese país.

En dís pasados día se han visto pasar convoyes militares hacia Tibet, pero éstos han aumentado de manera significativa en las últimas horas, informaron corresponsales de la BBC en la provincia de Sichuan, cerca Tibet.

Un corresponsal de la BBC contó hoy más de 400 vehículos militares dirigiéndose hacia el paso montañoso que une a Sichuan con el Tibet.

China dice que la situación dentro del Tibet está bajo control. Por lo que yo veo es claro que cree que necesita refuerzos
James Reynolds corresponsal de la BBC
"Hemos contado alrededor de veinte camiones militares montados sobre plataformas en un tren. También cuatro vehículos todo terreno y una ambulancia en la que decía "Policía Armada Popular, fuerza de reacción rápida'", informó el periodista James Reynolds.

 Imágenes inéditas

Nuestro corresponsal agregó que, más al sur, otro equipo de la BBC vio tres caravanas militares más.

"China dice que la situación dentro del Tibet está bajo control. Por lo que yo veo es claro que cree que necesita refuerzos", indicó Reynolds.

Entrega "voluntaria"

Más temprano, medios de prensa chinos habían anunciado que al menos 100 personas se entregaron voluntariamente a la policía luego de las protestas contra China en Lhasa, la más importante ciudad de Tíbet.

Manifestación de monjes tibetanos en el exilio,  Dharmsala, India, marzo 18, 2008, AP
China había dicho que castigaría duramente a quienes no se rindieran. Según activistas, la policía en Lhasa ha estado allanando viviendas y realizando arrestos.

La entrega busca la indulgencia de las autoridades, al cumplirse el plazo que fijaron para que se ponga fin a las manifestaciones, indicó la agencia estatal china de noticias, Xinhuá.

China había advertido que castigaría duramente a quienes no se rindieran. Según activistas, la policía en Lhasa ha estado allanando viviendas y realizando arrestos.

China acusó al Dalai Lama de las protestas, una imputación que el líder espiritual de los tibetanos niega rotundamente.

El Dalai Lama hizo un llamado para que se ponga fin a la violencia y dijo que los tibetanos tendrán que convivir con los chinos, quieran o no.

"Lucha de vida o muerte"

El Dalai Lama
El Dalai Lama pidió el fin de la violencia, y dijo que ésta va contra la naturaleza humana.

El secretario del Partido Comunista de Tíbet, Zhang Qingli, advirtió que la batalla contra el movimiento del exilio tibetano es una lucha "a largo plazo".

"Estamos en medio de una fiera batalla a sangre y fuego, una lucha de vida o muerte con la camarilla del Dalai", dijo el miércoles en una reunión de líderes regionales.

"Los líderes de todo el país deben comprender profundamente la dificultad, complejidad y naturaleza de largo plazo de esta lucha", afirmó Zhang Qingli, según informó el China Tibet News.

Las protestas empezaron el 10 de marzo pasado -49 aniversario de un levantamiento tibetano contra China- y escalaron gradualmente, hasta terminar en violencia.

China dice que los manifestantes en Lhasa mataron a 13 personas. Exiliados tibetanos sostienen que al menos 99 manifestantes fueron muertos por fuerzas de seguridad chinas.

"Arrestos masivos"

Según el gobierno regional tibetano, 105 personas involucradas en las protestas se entregaron a la policía en la tarde del martes, informó la agencia Xinhuá.

Policías chinos en las calles de Lhasa, marzo 19 de 2008, AFP
Las autoridades chinas han insistido en que no se ha utilizado fuerza letal para aplacar las protestas que ya se han extendido a zonas fronterizas de Tibet.

Baena Chilain, vice-presidente del gobierno regional, dijo que todos habían estado involucrados en "palizas, ruptura de vidrios, saqueos e incendios".

A la prensa extranjera no se le ha permitido entrar a Lhasa y el flujo de información es estrictamente controlado, pero grupos de derechos humanos dicen que han escuchado informes de arrestos generalizados.

"Nos han dicho que en Lhasa ha habido centenares de arrestos", dijo Kate Saunders de International Campaign for Tibet, a la agencia AFP.

En una declaración, la organización estadounidense, Human Rights Watch, urgió a China a permitir el acceso de monitores independientes a los detenidos.

Manifestante en Indonesia es detenido cuando trata de izar la bandera de Tibet.
La prensa extranjera no ha podido entrar a Lhasa y la información es estrictamente controlada.

Las autoridades chinas han insistido en que no se ha utilizado fuerza letal para aplacar las protestas que ya se han extendido a zonas fronterizas de Tibet.

 "Paren de matar"

Pero los grupos de derechos humanos han acusado a las autoridades chinas de haber recurrido al uso de la violencia.

Investigación

El martes, activistas tibetanos publicaron imágenes que según ellos confirman su acusación de que ha habido muchas muertes y de la brutalidad de las fuerzas chinas.

Ellos afirman que las fotografías muestran a activistas asesinados el domingo por las fuerzas de seguridad chinas en el monasterio Kirti, en la provincia de Sichuan. Sin embargo, la BBC no ha podido confirmar las denuncias.

Yu Jing, representante de la embajada china en Londres, dijo que era "difícil juzgar a partir de unas fotografías", pero que en caso de que fueran correctas, habría una explicación.

La funcionaria dijo que algunos informes sugieren que los oficiales de policía habían sido atacados, y que los funcionarios chinos estaban analizando las denuncias.

Un tibetano se quita el zapato y golpea a un chino, en Lhasa, marzo 14 de 2008, AP
El Dalai Lama dijo que los tibetanos tendrán que convivir con los chinos, quieran o no.

El gobierno tibetano en el exilio dijo que escuchó informes de 19 muertes en la vecina provincia de Gansu.

El lunes, el primer ministro chino, Wen Jiabao, acusó al Dalai Lama de instigar los recientes disturbios en Tibet, en parte para sabotear los próximos Juegos Olímpicos de Pekín.

Acusaciones

El Dalai Lama negó que esté detrás de los disturbios y aseguró que renunciaría al gobierno en el exilio si éstos empeoran.

"Si las cosas se salen de control, entonces la opción es renunciar. Este movimiento está fuera de nuestro control", dijo en Dharamsala, India.

El guía espiritual tibetano, quien en 1989 ganó el Premio Nóbel de la Paz por su oposición al uso de la violencia en la búsqueda de autonomía en Tibet, ha llamado en repetidas ocasiones al diálogo con China.

"La violencia va contra la naturaleza humana", dijo. "No debemos desarrollar sentimientos contra los chinos. Nos guste o no, tenemos que convivir con ellos".

El Dalai hizo un llamado para que se realice una investigación internacional sobre los sucesos.

China sostiene que Tibet ha sido siempre parte de su territorio, pero Tibet disfrutó de prolongados periodos de autonomía antes del siglo 20, y muchos tibetanos siguen siendo leales al Dalai Lama, quien se exilió en 1959.



NOTAS RELACIONADAS
China culpó al Dalai Lama por violencia
18 03 08 |  Internacional
China: no se usó fuerza en Tibet
17 03 08 |  Internacional
Tibet: marcha del regreso
10 03 08 |  Internacional
Turismo "récord" en Tibet
17 12 07 |  Cultura y Sociedad
Dalai Lama: ¿sucesión papal?
27 11 07 |  Cultura y Sociedad
"Que China hable con el Dalai Lama"
17 10 07 |  América Latina
El Tibet, paso a paso
12 02 05 |  Cultura y Sociedad

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


banner watch listen