Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Lunes, 11 de junio de 2007 - 16:45 GMT
EE.UU. enfrenta a sunitas contra al-Qaeda
Jim Muir
BBC, Bagdad

Hay cada vez más señales de que Estados Unidos está recurriendo a una nueva táctica para enfrentar a la insurgencia de comando sunita en Irak.

Reclutas sunitas para el ejército iraquí
EE.UU. arma a grupos sunitas para asegurar sus propias áreas.
El domingo, comandantes del ejército de EE.UU. y funcionarios locales iraquíes sostuvieron una reunión con 130 jeques tribales sunitas en Tikrit, lugar de origen de Saddam Hussein.

De acuerdo con EE.UU., los dirigentes tribales alcanzaron un "acuerdo histórico" para desempeñar un papel más activo en la defensa de su agitada provincia, Salahuddin, contra al-Qaeda y otros grupos insurgentes de corte radical.

Es el más reciente desarrollo en lo que claramente se está convirtiendo en uno de los principales ejes de la estrategia de retirada de tropas de Irak: dar poder y armas a tribus y facciones árabes sunitas, con la condición de que prometan resistir a grupos extremistas foráneos como al-Qaeda.

"Bastión insurgente"

Uno de los comandantes estadounidenses de más alto rango, el general Rick Lynch, confirmó que Estados Unidos se está moviendo en la dirección de adiestrar y armar grupos sunitas para asegurar sus propias áreas, con frecuencia bajo el manto de la fuerza policiaca iraquí.

"Hay jeques tribales que dicen: 'Tan sólo déjenme ser la fuerza de seguridad local. No me importa cómo me llamen. Pueden llamarme como quieran. Nada más denme el entrenamiento correcto y el equipo y aseguraré mi área.' Y esa es la dirección hacia donde nos estamos moviendo", dijo Lynch.

Los comandantes de EE.UU. en el terreno han recibido autorización y estímulo para alcanzar treguas y acuerdos con las facciones sunitas locales dondequiera que eso sea posible, incluso si se sospecha que han usado sus armas contra EE.UU. en el pasado.

Doctores ayudan a un hombre herido en un ataque con bomba en una estación de policía cerca de Tikrit, el 10 de junio de 2007
El sello de intransigencia del fundamentalismo islámico extremo ha empezado, aparentemente, a enajenar a las corrientes iraquís más nacionalistas de la insurgencia
Ésta es una táctica que se estima ha funcionado exitosamente en la provincia occidental de al-Anbar, donde tribus sunitas se enfrentan cada vez con más frecuencia a al-Qaeda y sus aliados.

Hasta hace poco, al-Anbar era sinónimo de "bastión insurgente", pero comandantes de EE.UU. registran una caída marcada en el nivel de violencia desde que varias de las tribus sunitas de la provincia se alistaron con el gobierno y animaron a sus seguidores a unirse a la policía local.

Algunos puestos de reclutamiento policial en al-Anbar han sido atacados por insurgentes vinculados con al-Qaeda, lo que ha aumentado el resentimiento local contra ellos.

La insurgencia siempre se ha constituido de múltiples corrientes.

Los gobiernos estadounidense e iraquí consideran a los grupos como al-Qaeda en Iraq como del todo irreconciliables.

Conocidos de diversas maneras como yihadistas o salafistas, se presume que varios de los combatientes y atacantes suicidas de los grupos son islamistas radicales que han llegado de fuera del país.

El sello de intransigencia del fundamentalismo islámico extremo ha empezado, aparentemente, a enajenar a las corrientes iraquís más nacionalistas de la insurgencia, algunas de ellas ex baazistas, otras sólo sunitas con sentimientos de rencor hacia la coalición dirigida por EE.UU. y hacia un gobierno al que consideran un mal representante de sus intereses.

Admisión tácita

Sin embargo, una declaración reciente de Estado Islámico en Irak, grupo ligado a al-Qaeda, busca poner en duda la extensión en que las tribus se han vuelto contra éste.

En la declaración agradecen a los dirigentes tribales por "asistir y brindar apoyo a los muyahedines en su confrontación con los cruzados y por rechazar a quienes vendieron su religión y su gente a un precio muy barato".

Patrullaje de EE.UU. en Faluya (foto de archivo)
La nueva estrategia padece los fracasos de la policía iraquí.
El grupo dijo que "hemos recibido decenas de promesas de los jefes y nobles de las tribus".

Señala que las tribus, "incluso luego de cuatro años de pelear y matar, continúan ofreciendo sus hijos (y) suministrando refugio a los muyahedines".

Sin embargo, ha habido conflicto entre el Estado Islámico en Irak y el Ejército Islámico de Irak, una facción suni nacionalista más local, por el control del distrito Amariya en el suroeste de Bagdad.

Los dos bandos, antiguos aliados contra la presencia de EE.UU., acordaron una tregua, aunque las tensiones subyacentes permanecen.

La decisión de EE.UU. de recurrir cada vez más a la seguridad local es una admisión tácita de que, al menos en algunas áreas, la política de confiar en las fuerzas armadas iraquíes y la policía simplemente no ha funcionado.

Tales instituciones están plagadas de problemas.

Se ha probado lo difícil que es encontrar funcionarios experimentados que tomen las riendas. El sectarismo y la penetración de las milicias son imparables, especialmente dentro de la policía.

Funcionarios militares de EE.UU. admiten que la estrategia de elevar el número de tropas estadounidenses en Bagdad ha padecido el hecho de que la policía iraquí ha mostrado no estar a la altura de la tarea de mantener las áreas aseguradas por la nueva ofensiva.

Dar poder a las tribus y grupos sunitas para cuidar su propia seguridad podría ser parte de la solución, aunque, de ninguna manera, resolverá todos los problemas del país.

NOTAS RELACIONADAS
Irak: mal día para EE.UU. y R. Unido
29 05 07 |  Internacional
Irán y EE.UU.: reunión "positiva"
28 05 07 |  Internacional
Irán "desmanteló redes de espionaje"
27 05 07 |  Internacional
Irak: jefe chiita respalda plan de paz
25 05 07 |  Internacional
La guerra de Irak: el reto del arte
23 05 07 |  Cultura y Sociedad
Irak "al borde del colapso"
17 05 07 |  Internacional

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


banner watch listen