Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Martes, 8 de mayo de 2007 - 17:29 GMT
Lo extremos llegaron al poder

Catalina Esparza
Catalina Esparza
BBC Mundo Enfoque

Muchos han catalogado a la juramentación del gobierno compartido de Irlanda del Norte este martes como un día histórico y trascendental para esta provincia del Reino Unido.

Rogelio Alonso.
Después de que 4 mil personas han sido asesinadas, lo que tenemos es que en este día tan histórico como se califica, lo único que tenemos es que por fin los dos extremos aceptan lo que hace más de 30 años no habían aceptado
Rogelio Alonso

Por décadas la división de unionistas, leales a la corona británica y nacionalistas o republicanos, afines a una Irlanda unida y opositores al control de Londres, se enfrentaron más allá de los escenarios políticos, en una lucha armada que dejó cerca de 4 mil muertos y millones de norirlandeses que no se vieron representados en estas dos facciones.

Tras 10 años de un proceso de paz, este martes se concretó el principio de una autonomía compartida entre unionistas y nacionalistas.

¿Pero es esta fecha sólo motivo de celebración y optimismo? Se lo preguntamos a Rogelio Alonso Pascual, profesor de Ciencia Política de la Universidad Rey Juan Carlos y ex catedrático de la Universidad de Ulster, en Belfast.


¿Es esta fecha algo más que un motivo de celebración, un día histórico como la mayoría lo ha calificado?

A lo que estamos asistiendo es a una inauguración de un gobierno compartido. Son precisamente los extremos, como consecuencia de la gestión gubernamental, los que van a administrar el poder político en la región. Mientras los extremos ocupan la escena política, los moderados han sido desplazados, es decir, que aquellas personas que durante 30 años se han opuesto a la violencia valientemente en Irlanda del Norte han sido desplazados porque las gestiones gubernamentales han fortalecido a los extremos que hoy inauguran esta autonomía compartida. Y al fortalecer a los extremos se ha debilitado a los moderados.

¿A quiénes exactamente se está refiriendo?

A esos dirigentes políticos que han representado a la mayoría de las comunidades en Irlanda del Norte. No debemos olvidar que el terrorismo siempre ha sido una práctica por una minoría en Irlanda del Norte, tanto de la comunidad nacionalista como de la comunidad unionista. Los dirigentes como John Hume o David Trimble que han representado a la mayoría de la comunidad nacionalista y unionista, hoy son justamente partidos minoritarios.

Justamente hablaba con John Hume hace pocos minutos y él reconocía la importancia y la trascendencia de que finalmente esos extremos de los que usted habla están sentados en una mesa y van a tener que gobernar y decidir por un pueblo que estuvo viviendo un conflicto de décadas.

Desde luego que es importante que esos extremos acepten los mecanismos democráticos, sin duda alguna, pero al mismo tiempo lo que tenemos que tener presente en estos momentos para valorar adecuadamente a esa situación, es lo que supone realmente un hecho de estas características.

En primer lugar supone que ahora, y no hace 30 años, están aceptando lo que podían haber aceptado hace 30 años. Y esto es enormemente importante y creo que no debemos olvidarlo en momentos como estos.

En el año 1973 estos mismos personajes que hoy son objeto de atención de la opinión pública internacional, se opusieron a un sistema de gobierno compartido más ambicioso que el que ahora se intenta poner en marcha.

Después de que 4 mil personas han sido asesinadas, lo que tenemos es que en este día tan histórico como se califica, lo único que tenemos es que por fin los dos extremos aceptan lo que hace más de 30 años no habían aceptado.

Si se mira hacia delante, ¿cuáles creen que sean esas grandes complicaciones o dificultades que va a tener que enfrentar este gobierno compartido?

Hay diversas, una de ellas son las propias de la gobernabilidad en cualquier sistema democrático. Es decir, las frustraciones lógicas de cualquier sistema político en una democracia no pueden ir acompañadas de amenazas de violencia, y eso es algo a lo que estas personas que van a ejercer el poder deben acostumbrarse.

Otro tipo de dificultades se derivan de lo que estaba tratando de explicar anteriormente; no podemos borrar 40 años de terrorismo insistiendo en que debemos mirar al futuro, ignorando las consecuencias de lo que ha sucedido, porque hay una sociedad que necesita comprender y necesita que se vea reconocido lo que ha padecido, y eso afecta a la escena política.

Ian Paisley y Martin McGuinness
El gobierno autónomo asume funciones nueve años después del acuerdo de Viernes Santo.

Londres ha desempeñado un papel importante como mediador en el proceso de paz pero a la vez a partir de este lunes, en teoría pierde poderes sobre la provincia, ¿qué tan cierto va a ser esto en la práctica?

Sí, lógicamente con un sistema de devolución de competencia, el sistema de centralización disminuye, pero tampoco podemos olvidar cuáles son esas competencias que ahora administran, que son relativamente limitadas.

En segundo lugar, Irlanda del Norte sigue por completo bajo jurisdicción y soberanía del Reino Unido, y que de hecho esas capacidades ejecutivas y legislativas que va a tener el nuevo gobierno están en todo momento condicionadas a lo que se denomina la aprobación real, es decir, a esa jurisdicción y esa soberanía del Reino Unido.

¿Qué lecciones se pueden aprender puntualmente en países como el suyo, por ejemplo, que tiene un problema similar al de Irlanda del Norte, con o en Colombia, donde hay un conflicto interno?

En efecto la organización terrorista ETA mira hacia Irlanda del Norte porque lo que ha percibido es que una organización terrorista como el IRA ha sido recompensada en un momento determinado de ese proceso.

Si fue la presión política, policial, social y judicial de los gobiernos británico e irlandés, lo que forzó al grupo terrorista IRA a decretar un alto al fuego en una segunda fase de ese proceso, los gobiernos mostraron una disposición a realizar ciertas concesiones a la organización terrorista que le dieron fuerza al nacimiento de su brazo político el Sinn Fein.

(...) la organización terrorista ETA mira hacia Irlanda del Norte porque lo que ha percibido es que una organización terrorista como el IRA ha sido recompensada en un momento determinado de ese proceso.
Rogelio Alonso

Pero ese mensaje, ese reconocimiento es enormemente sugerente para una organización terrorista como ETA, que intenta que precisamente el gobierno español haga lo mismo.

Y por eso que es una lección muy importante evitar ese tipo de concesiones a la organización terrorista, que al final lo que hacen es debilitar a los moderados, a quienes durante años se han opuesto al terrorismo y, por el contrario, lo que hacen es fortalecer a esos extremos que siguen sirviéndose de la amenaza terrorista para esperar concesiones.

¿Puede haber diálogo sin concesión, sin negociación?

Creo que es fundamental, creo que hay una corriente de opinión que asume lo que usted me está planteando. En una democracia no tiene por qué haberlo, y es posible y es realista.

Nuestra experiencia en España nos dice, por ejemplo, que en los periodos en los cuales el Estado ha utilizado sus mecanismos para hacer frente a la organización terrorista negando la posibilidad de diálogo con la organización terrorista, la lucha antiterrorista ha sido más eficaz. En cambio, cuando se ofrece la posibilidad de diálogo, la organización terrorista se ve fortalecida.

NOTAS RELACIONADAS
Sinn Fein: hacia una Irlanda unida
27 03 07 |  Internacional
Irlanda del Norte, elecciones cruciales
07 03 07 |  Internacional
Historia de un conflicto centenario
28 07 05 |  Internacional
Irlanda del Norte: presionan acuerdo
06 04 06 |  Internacional

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


banner watch listen