Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Jueves, 21 de diciembre de 2006 - 00:36 GMT
"Dios, danos seguridad"
Marta Miera
Gaza

Mujeres y niños palestinos en Gaza
"Los vecinos de Gaza están asustados y su único deseo es que su vida recupere algo de normalidad si es que alguna vez la tuvieron"

Por segunda vez en menos de cuatro días las facciones palestinas han acordado un alto el fuego.

En esta ocasión, los efectos de la tregua entre Hamas y Fatah se han palpado sobre el terreno en la franja de Gaza. Gran parte de las fuerzas de seguridad de ambos bandos han abandonado las calles en las que se impusieron violentamente durante toda esta semana.

Calle de Gaza
La violencia entre las facciones palestinas ha llevado la anarquía a las calles de Gaza.
Por fin este territorio mediterráneo recuperaba este miércoles una cierta normalidad.

La municipalidad ya ha comenzado a limpiar las calles para borrar las huellas de los enfrentamientos.

Los bloques de cemento y los contenedores de basura que bloqueaban las carreteras ya han sido retirados y los vehículos circulaban con más facilidad.

Los comerciantes han abierto con prudencia sus puertas al público pero algunas escuelas y universidades continúan cerradas por temor a nuevos altercados.

Pesimismo

A pesar del incidente que se ha producido esta madrugada, en el que dos agentes de las fuerzas de seguridad leales al presidente palestino, Mahmud Abbas, han muerto y otras siete personas resultaron heridas, parece que las milicias ya han tenido suficiente y están dispuestas a cumplir la orden de sus dirigentes.

Los palestinos quieren terminar con esta espiral de venganza. Los vecinos de Gaza están asustados y su único deseo es que su vida recupere algo de normalidad, si es que alguna vez la tuvieron.

Vehículo incendiado en Gaza
"Han sido muchas las muertes, los heridos y los secuestros".
Pero ante la ausencia de un horizonte político nítido entre la población domina un clima de pesimismo.

"No confió en absoluto en este acuerdo porque dicen una cosa y luego hacen lo contrario. En los periódicos anuncia la tregua pero luego la gente se mata en las calles. Las dos partes intentan buscar una solución pero yo lo veo muy difícil", asegura Basma Ebrehem, una mujer de 36 años de edad, que vive en Beit Hanun, localidad situada al norte de la ciudad de Gaza.

Ebrehem argumenta que lo que ha ocurrido tiene una explicación muy sencilla: "la gente se está matando por conseguir un liderazgo, por permanecer o alcanzar un gobierno y conseguir el poder".

Según Ebrehem, "no tienen en cuenta a la gente corriente y no la respetan. Solo actúan de acuerdo con sus propios intereses. Dicen que quieren que los palestinos vivamos mejor pero lo que buscan son sus beneficios".

No confió en absoluto en este acuerdo porque dicen una cosa y luego hacen lo contrario
Basma Ebrehem, habitante de Gaza

Para ella su mayor preocupación es su hija, Yehen, de cinco años de edad, que lleva una semana si poder asistir a la escuela.

"Nuestros hijos no han podido ir al colegio ¿qué culpa tienen los niños? No hemos podido ir al trabajo, ni comprar nada en las tiendas. No me siento segura en mi propia ciudad y lo más triste de todo es que no veo una paz cercana. Tienes miedo de coger un taxi porque piensas que quizás te van a disparar. No hay ley. Ni siquiera la policía pueda controlar esto".

La solución para ella es la celebración de unas elecciones anticipadas. "Hamas nos prometió que nuestra vida iba a ser mejor y es todo lo contrario. Las elecciones son una gran idea y espero que se celebren. Tengo miedo de cómo pueda reaccionar Hamas pero no tenemos otra oportunidad. Tenemos que defender nuestros derechos".

Optimismo

Para Farez Akram, un palestino de 21 años de profesión periodista, este miércoles ha sido un gran día porque por fin ha podido salir con su novia a la calle, darse un paseo y comprar alguna que otra cosa en una tienda.

Milicianos palestinos
Él, a diferencia de Ebrehem, confía en la tregua alcanzada entre ambas partes.

"Creo que sí es posible que se mantenga. Algo va a cambiar. ¿Cómo? No lo sé, pero sé que ambas partes están interesadas en llegar a una solución", dice.

"Además los palestinos apoyan la tregua porque quieren continuar con su vida. Han sido muchas las muertes, los heridos y los secuestros. La gente no soporta más esta situación y están contentos con el acuerdo, sobre todo los vendedores de las tiendas", apunta Akram.

En opinión de este periodista hay un factor muy importante para que el acuerdo continúe y es que a principios de enero se celebrará la fiesta de Aid Al Adha, que recuerda el sacrificio de Abraham y que supone la celebración más importante del calendario musulmán, en la que los palestinos se desplazan durante esos días a las casas de sus familiares y amigos para felicitarse los unos a los otros.

Sé que ambas partes están interesadas en llegar a una solución
Farez Akram, periodista

Respecto a unas nuevas elecciones legislativas y presidenciales anticipadas, Akram no piensa que se efectúen. "Hamas es muy duro, en Gaza tiene mucho poder y las boicoteará".

Cada palestino piensa de una forma distinta. La sociedad está dividida. Y mientras los enfrentamientos se han desencadenado ininterrumpidamente algunos, lo más devotos han optado por pedir a Alá que les ayude.

"Dios, ¡devuelve la seguridad a este país!", es una de las frases desperadas que se pueden leer en las calcomonías que los palestinos colocan en la parte trasera de sus automóviles.

NOTAS RELACIONADAS
Gaza: acuerdan cese el fuego
19 12 06 |  Internacional
Hamas boicoteará elecciones palestinas
18 12 06 |  Internacional
Crisis palestina: los dilemas de Israel
19 12 06 |  Internacional
Tensión por doquier en Gaza
19 12 06 |  Internacional

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


banner watch listen