Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Martes, 14 de noviembre de 2006 - 10:46 GMT
Condicionan diálogo sobre Irak
Los gobiernos de Estados Unidos y el Reino Unido indicaron que no suavizarían sus posiciones respecto a Irán y Siria, a pesar de sus llamados para que ayuden a estabilizar la vecina Irak.

Padre de un soldado estadounidense muerto en Irak recibe una bandera de EE.UU.
EE.UU. no está dispuesta a cambiar radicalmente su política en Irak.
El presidente estadounidense, George W. Bush, dijo que Irán debe interrumpir su programa nuclear y Siria debe mantenerse alejada de Líbano antes que puedan comenzar las conversaciones.

A su vez, el primer ministro británico, Tony Blair, pidió a Teherán que "deje de apoyar el terrorismo" en la región o se enfrentará al aislamiento internacional.

Se espera que Blair hable este martes con el Grupo de Estudios sobre Irak por videoconferencia sobre la situación en Irak.

Buscando alternativas

El Grupo, liderado por el ex Secretario de Estado James A. Baker III y el ex congresista demócrata Lee Hamilton, es un panel de expertos y estadistas internacionales al cual el Congreso estadounidense pidió que reevaluase la estrategia de EE.UU. en Irak.

Este lunes Bush se reunió con el Grupo, que debería presentar sus recomendaciones antes de fin de año.

Las opciones que están considerando son una retirada escalonada de tropas de Irak y la apertura de diálogo con Irán y Siria.

En un discurso este lunes en Londres, Blair culpó completamente a fuerzas externas por la violencia en Irak.

Bush no cede

Tony Blair
Blair dijo que Irán debe de dejar de apoyar el terrorismo internacional.
El corresponsal de la BBC en Washington, Justin Webb, afirma que la derrota de los republicanos en las elecciones legislativas en EE.UU. ha hecho que el gobierno de Bush esté más receptivo a recibir consejos pero hay límites a lo que puede aceptar.

Contestando preguntas junto al primer ministro israelí, Ehud Olmert, Bush dijo que no habría cambio radical en la política internacional de EE.UU. y que un objetivo de su gobierno es convencer a Irán que abandone su programa nuclear o se enfrente al aislamiento.

Tanto EE.UU. como otros gobiernos occidentales sospechan que Irán quiere fabricar una bomba nuclear, a pesar que Teherán insiste que sólo quiere satisfacer sus necesidades energéticas.

Siria tampoco

Bush también mostró poco entusiasmo frente a un posible diálogo con Siria y enfatizó que EE.UU. le ha dejado claro a Damasco que debe dejar de interferir en Líbano.

El mandatario estadounidense también advirtió a Siria que no debe seguir brindando refugio a extremistas.

Una investigación de Naciones Unidas culpó a altos oficiales sirios de estar involucrados en el asesinato el año pasado del ex primer ministro libanés, Rafik Hariri, pero Damasco niega cualquier implicación.

Bush también dijo, en respuesta a la pregunta de un periodista, que la retirada de tropas de Irak estará ligada a la situación sobre el terreno.

El embajador sirio en Washington, Imad Moustapha, afirmó anteriormente que Siria estaría contenta de jugar un papel en Irak, siempre que los iraquíes soliciten su ayuda y EE.UU. reconozca que su política en ese país ha fracasado.

Más de 2.800 soldados estadounidenses han muerto en Irak desde la invasión liderada por EE.UU. en 2003.

La ONU estima que 100 personas mueren en Irak diariamente víctimas de la violencia sectaria.

NOTAS RELACIONADAS
Bush condiciona diálogo sobre Irak
14 11 06 |  Internacional
Blair presiona a Irán y Siria
14 11 06 |  Internacional
Bush receptivo respecto a Irak
13 11 06 |  Internacional
Londres también pide diálogo
13 11 06 |  Internacional
Maliki quiere cambios
12 11 06 |  Internacional
Irak: nueva jornada de violencia
12 11 06 |  Internacional
Irak: 100.000 muertes
10 11 06 |  Internacional
EE.UU: buscan nuevo curso en Irak
11 11 06 |  Internacional

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


banner watch listen