Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Sábado, 2 de abril de 2005 - 20:26 GMT
Los problemas de salud del Papa

La salud del Papa, que murió a los 84 años, estuvo en el centro de la atención mundial desde hace algunos años, aunque Juan Pablo II raramente canceló por enfermedad sus compromisos oficiales.

Salud papal
Juan Pablo II
Mayo, 1981: Un atentado le ocasiona herida de bala en la mano y el estómago
Julio, 1992: Una cirugía le remueve tumor intestinal
1992: Aparecen síntomas del Mal de Parkinson
Noviembre, 1993: Se disloca un hombro en una caída
Abril, 1994: Se quiebra la pierna derecha
Diciembre, 1995: Deja de celebrar misa de Navidad por padecer gripe
Octubre, 1996: Una cirugía le extirpa el apéndice
Junio, 1999: Cancela misa en Polonia tras una caída
Marzo, 2002: Cancela compromisos debido a dolores de artritis
Septiembre, 2003: Cancela compromisos debido a padecimientos intestinales
Febrero, 2005: Pasa una semana en el hospital por gripe. Reingresa dos semanas después por recaída y se le practica una traqueotomía para ayudarle a respirar
Marzo, 2005: Se le coloca una sonda nasogástrica para que pueda alimentarse
Marzo, 2005: Padece una infección urinaria que le causa fiebre alta, choque séptico y más tarde un fallo cardiaco y circulatorio

Desde hace casi una década el pontífice venía sufriendo mal de Parkinson y artritis, enfermedades que le imposibilitaron permanecer de pie sin ayuda.

Durante los últimos tres años, Juan Pablo II tuvo dificultades para completar sus homilías, y se le vio muy cansado en sus apariciones públicas.

Recientemente sus colaboradores lograron persuadirlo de que aceptara sus limitaciones físicas, descansara más y limitara sus frecuentes viajes por todo el mundo.

Desde su ascenso al papado, en 1978, Juan Pablo II visitó más de cien países. Incluso el pasado mes de agosto celebró una misa pública en el santuario de Lourdes, en Francia, ante la presencia de 200.000 fieles.

Peregrino

Cuando su salud comenzó a deteriorarse, algunos católicos creyeron que había llegado el momento de que el Papa se retirase a un monasterio y se aliviara el peso de sus responsabilidades. Pero el pontífice siempre dejó claro que no tenía intenciones de hacerlo.

Incluso en la enfermedad, Juan Pablo II mantuvo su "extraordinario poder" para congregar multitudes.

En su última visita a su nativa Polonia, Juan Pablo II congregó en Cracovia a una multitud de dos millones de personas.

Los últimos meses

El pasado 24 de febrero el pontífice fue ingresado en el hospital de Gemmelli, en Roma, aquejado de gripe.

Sus doctores decidieron practicarle una traqueotomía para ayudarle a respirar con mayor facilidad.

A finales del mes de marzo, los médicos le colocaron también una sonda nasogástrica para facilitar su alimentación.

Ya el último día de ese mes la salud del Papa se deterioró notablemente, al desarrollar una infección urinaria que le provocó una fiebre alta.

Esa misma noche, el Vaticano comunicó que el Pontífice había sufrido un "colapso cardiocirculatorio" y que su estado era "muy grave".

Poco después el Papa recibió el sacramento de la Unción de Enfermos, normalmente reservado para aquellos que están cerca de la hora final.

Esa hora llegó este sábado a las 21:37 de la noche.



VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.


 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


Portada | Internacional | América Latina | Economía | Ciencia y Tecnología | Cultura | Deportes | Participe | A fondo | Multimedia | Aprenda inglés | Tiempo | Quiénes somos | Nuestros socios
Programación | En FM, AM, OC |
banner watch listen