Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Jueves, 8 de julio de 2004 - 20:30 GMT
Ascenso y caída de un magnate

Lourdes Heredia
BBC, Washington

El colapso de Enron a fines de 2001 causó una crisis de confianza en Wall Street, pero además dejó en la calle a miles de empleados y eliminó las pensiones de muchos de ellos.

Kenneth Lay, ex presidente de Enron.
Lay fue un cercano colaborador y contribuyente de la campaña de Bush en 2000.
Ahora muchas de estas personas ven con satisfacción la imagen del que fue el fundador del gigante energético, Kenneth Lay, esposado y acusado oficialmente ante la Justicia.

"Quisiera que me devolvieran parte de mi dinero, pero por lo menos esto demuestra que nadie está por encima de la ley", señaló Roger Boyce, uno de los ex empleados de Enron a una cadena de televisión estadounidense.

Definitivamente, tras casi tres años de investigaciones, a muchos sorprendió que por fin ahora al ex presidente de Enron fuera acusado formalmente.

Según los analistas legales, los investigadores se tardaron tantos meses porque usaron la estrategia de la "pirámide", comenzando con las personas que tenían cargos menos importantes, hasta llegar a la cima, con todas las pruebas necesarias como para acusar a Lay, quien ha reiterado desde siempre su inocencia.

Pero el caso de Enron es más que un escándalo financiero. Y a pesar que la Casa Blanca se ha mantenido alejada del asunto, lo cierto es que Lay fue un cercano colaborador y contribuyente de fondos políticos de la campaña presidencial de George W. Bush en 2000.

Cuantiosas donaciones

Según datos suministrados por varios medios, Enron fue la principal fuente de financiación de la carrera política del actual presidente, con unas donaciones calculadas en US$623.000 entre 1993 y noviembre de 2001.

En su momento, el nombre de Lay fue barajado incluso como posible integrante del gabinete, un hecho que le ha dado un fuerte componente político al caso.

Y posteriormente se conoce que las propuestas de Enron constituyeron la base del plan energético elaborado por el vicepresidente Dick Cheney. Un plan que ha sido muy polémico.

Cuando estalló el escándalo, algunos comentaristas previeron que estas relaciones afectarían gravemente a Bush, aunque hasta ahora el efecto ha sido mucho menor de lo que esperaban.

Pero ¿quién es Lay?

Antiguo edificio central de Enron
Las propuestas de Enron sirvieron de base para el plan energético del vicepresidente Cheney.
A pesar de su actual riqueza, Lay nació en el seno de una modesta familia, hijo de un predicador bautista de Missouri.

Tras obtener su doctorado en economía y trabajar en la administración de Exxon, pasó a dictar clases en la Universidad George Washington como profesor adjunto en teoría micro y macroeconómica.

En 1986, Kenneth Lay asumió como presidente y director ejecutivo de la entonces pequeña compañía de gas Enron.

En los siguientes años, Enron se convirtió en la séptima compañía más grande de EE.UU. y la comercializadora de energía más poderosa del mundo, con oficinas en 40 países y más de 20.000 empleados.

Tan vertiginoso como el crecimiento de Enron, fue también el del patrimonio y el poder de Lay.

Aunque, a diferencia de la quiebra de la compañía, el ex director no quedó en la bancarrota porque vendió la mayor parte de sus acciones en los últimos tres años de la empresa por un valor estimado en US$100 millones.

"Crema y nata"

El esplendor de Kenneth Lay lo llevó a rodearse con la "crema y nata" de la política, y conoció personalmente no sólo a Bush, pero a muchos otros políticos incluyendo a Bill Clinton.

Su ascenso, sin embargo, terminó el 2 de diciembre de 2001, cuando Enron anunció la bancarrota.

Otros directores fueron inculpados antes que Lay.

Jeffrey Skilling, ex gerente ejecutivo de la empresa, y Richard Causey, su director de contabilidad, enfrentaron juicio por conspiración, fraude y realizar transacciones en base a información privilegiada.

En 2005, Causey se declaró culpable de fraude con valores tras cerrar un acuerdo con la fiscalía para ayudar en la investigación

Entre los testigos del caso figuró Andrew Fastow, quien también se declaró culpable de conspiración contable tras llegar a un acuerdo con el Departamento de Justicia por el cual accedió a dar información sobre cómo se maquillaron las cuentas en Enron.

Fastow recibió una condena de 10 años de prisión.

NOTAS RELACIONADAS
Enron: Lay se declara inocente
08 07 04 |  Internacional
Enron: acusan a ex presidente
07 07 04 |  Economía
Se entrega ex director de Enron
19 02 04 |  Economía
A dos años de Enron
02 12 03 |  Economía


VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.


 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


Portada | Internacional | América Latina | Economía | Ciencia y Tecnología | Cultura | Deportes | Participe | A fondo | Multimedia | Aprenda inglés | Tiempo | Quiénes somos | Nuestros socios
Programación | En FM, AM, OC |
banner watch listen