Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Domingo, 5 de septiembre de 2004 - 03:41 GMT
El dolor de un pueblo
Artyom Liss
Corresponsal de la BBC en Beslan

"¿Por qué, por qué, por qué, por qué dejaron entrar a los chechenos? ¿Por qué permitieron que esto pasara? ¿Por qué nadie dice la verdad?"

Un hombre llora entre los cadáveres de los fallecidos en Baslan
Para muchos la ansiosa espera tuvo un terrible final.

En la plaza principal de Beslan, una mujer de cerca de 40 años llora frente a docenas de cámaras de televisión.

Como muchas personas en este pueblito de Osetia del Norte, ella aún no sabe lo que le pasó a su hija, una de las más de 1.200 personas que fueron tomadas como rehenes por un grupo de extremistas hace tres días.

Y como cientos de sus vecinos, ella ha pasado tres días en esta plaza, en el agobiante calor, intentando conseguir cualquier información, cualquier noticia, cualquier cosa que le de una esperanza.

"Cuando los disparos comenzaron el viernes", nos dice otro residente, "fue terrible, pero por lo menos era algo de lo que estábamos seguros, una señal de que todo estaba por terminar".

"Es sólo ahora que comenzamos a asimilar todo el horror de lo ocurrido en los últimos días".

Con un saldo de más de 300 muertos y 700 heridos, la tragedia ha tocado a casi todas las familias en el pueblo.

"Infierno en la tierra"

Frente a la morgue principal, en la capital regional de Vladikavkaz, cerca de 150 personas esperan para identificar los cadáveres.

Familiares de los rehenes
Frente a la morgue, muchos familiares siguen a la espera de noticias.

Una de ellas es Alina, una enfermera en el hospital local, y vino directamente desde el pabellón. Aún no sabe donde está su prima de 16 años.

Alina no ha podido encontrarla en los hospitales ni en las morgues de Beslan, Vladikavkaz, ni en los depósitos de cadáveres de los pueblos vecinos.

Alina describe la situación en el hospital local, señalando que fue "el infierno en la tierra".

De vez en cuando una urna sale de la morgue. Más frecuentemente bolsas con cadáveres llegan al lugar.

Los residentes miran por encima de la reja de la morgue y cuentan los muertos. Las mujeres lloran y elevan plegarias; los hombres están parados a su lado, murmurando palabrotas.

Cuando mi hijo cierra sus ojos en su mente ve a un hombre de barba, uno de los captores. Tiene miedo de cerrar sus ojos. Se queda despierto, a pesar de estar tan débil
Danya, residente de Beslan

A poca distancia, frente a la entrada de emergencia de Vladikavkaz, la gente revisa una lista no oficial de heridos.

Algunos de los heridos están demasiado débiles para dar su nombre y los doctores les toman fotografías y las colocan en la pared detrás de la lista.

Tamerian sólo recibió heridas leves, pero está demasiado traumatizado para hablar de su terrible experiencia. Sin embargo, su madre nos dijo que él no quiere regresar a Beslan, ni volver jamás a clases.

"Cuando cierra sus ojos", Daya dice, "en su mente ve a un hombre de barba, uno de los captores. Tiene miedo de cerrar sus ojos. Se queda despierto, a pesar de estar tan débil.

De regreso en Beslan, el ambiente es tenso y dominado por el dolor y la rabia. Los residentes no pueden creer que más de 30 rebeldes pudieron atravesar los puntos de control establecidos en el Cáucaso norte desde que la guerra de Chechenia comenzó.

"Para ellos en la cumbre, todo es sobre dinero y política. Para nosotros, es sobre nosotros y nuestros seres queridos", nos dijo Rustam, un residente de Beslan.

¿Armas escondidas?

Los servicios de seguridad rusos están ahora intentando verificar si las armas fueron introducidas a la escuela mucho antes de que los rebeldes la tomaran por asalto, un rumor que se escucha con insistencia.

Un niño mira un salón de clases de la escuela
El resto del edificio será demolido.

Y es que algunos de los rehenes dijeron que fueron obligados a levantar tablas del suelo para sacar municiones y explosivos que se encontraban allí.

Al caer la noche, se le permitió a algunos familiares entrar al gimnasio, donde estaban los rehenes.

Bajo los resto del techo que se vino abajo sobre los rehenes después de una de las explosiones y por los aros de baloncesto quemados algunos la gente dejaba flores.

Las autoridades de Beslan prometieron demoler lo que queda del edificio del colegio.

Están planificando levantar un monumento a los muertos en el lugar de una de las peores tragedias en la historia rusa.



NOTAS RELACIONADAS
Rusia: familiares regresan al colegio
05 09 04  |  Internacional
Análisis: los secuestradores
05 09 04  |  Internacional
Putin: "una tragedia terrible"
04 09 04  |  Internacional
Una discreta opinión
04 09 04  |  Internacional
Rusia: al menos 300 muertos
04 09 04  |  Internacional
Rusia: sangriento desenlace en Beslan
03 09 04  |  Internacional
ONU discute ola de atentados en Rusia
02 09 04  |  Internacional


VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.


 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


Portada | Internacional | América Latina | Economía | Ciencia y Tecnología | Cultura | Deportes | Participe | A fondo | Multimedia | Aprenda inglés | Tiempo | Quiénes somos | Nuestros socios
Programación | En FM, AM, OC |
banner watch listen