Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Miércoles, 4 de febrero de 2004 - 19:26 GMT
Bolivia dispuesta a hablar con Chile
Canciller de Bolivia, Juan Ignacio Siles
Juan Ignacio Siles

El canciller de Bolivia, Juan Ignacio Siles, dijo que su gobierno está dispuesto a llevar adelante negociaciones bilaterales con Chile para resolver la disputa por el reclamo boliviano de tener acceso al Pacífico.

Al responder a las preguntas enviadas por los lectores de BBC Mundo, Siles afirmó: "Nuestra intención, en primer lugar, es buscar un encuentro que puede ser una reunión reservada entre los dos presidentes".

Bolivia perdió su salida al mar en la guerra que, junto a Perú, libró con Chile en 1879. Años después, en 1904, las fronteras entre ambas naciones fueron definidas en un Tratado de Paz y Amistad, que -según Siles- ya ha sido revisado en tres oportunidades a petición de Chile.

El gobierno del presidente Carlos Mesa relanzó recientemente una campaña internacional para recuperar ese territorio.

Siles dijo a BBC Mundo que el asunto será presentado ante la Organización de Estados Americanos (OEA) y que "si las negociaciones con Chile no llegan a feliz término, habría disponibilidad de conversar con Perú otras soluciones".

Ante la ofensiva del gobierno de Bolivia, Santiago ha manifestado que los límites ya establecidos están fuera de discusión y que es "absurdo" aceptar una mediación de terceros países para resolver el diferendo.

Ésta es la transcripción del diálogo que Siles mantuvo desde La Paz, vía telefónica, con BBC Mundo.


¿Cuál es el reclamo concreto de Bolivia a Chile? ¿Qué porción de territorio están pidiendo? ¿Es la totalidad del territorio que se perdió durante la guerra de 1879 o es sólo una porción?

Más que hablar de porciones de territorio, el reclamo de Bolivia es concretamente recuperar la cualidad marítima, de modo que se le otorgue un acceso al Océano Pacífico, y en este sentido quisiera hablar muy concretamente de la posibilidad de un acceso que, por supuesto, tendría que ser discutido y negociado con Chile.

No estamos hablando de la recuperación de territorios pertenecientes a Bolivia antes de la guerra del Pacífico en 1879. Estamos hablando de la recuperación de la cualidad marítima, de modo que nosotros no pretendemos cortar el territorio chileno.

No estamos hablando de la recuperación de territorios pertenecientes a Bolivia antes de la guerra del Pacífico en 1879 (...) No pretendemos cortar el territorio chileno.

Lo más aconsejable sería hablar de un territorio que ha sido planteado en oportunidades anteriores, específicamente en 1920, en 1950 y en 1975 y en 1977, que es un territorio que va al norte de la ciudad de Arica, una franja de unos diez kilómetros.

Ahora bien, éste es un territorio que perteneció a Perú antes de la guerra del Pacífico y que fue cedido tras una definición que debió haber sido un plebiscito pero que finalmente, por el tratado de 1929 entre Chile y Perú, quedó parte en Perú, que es la zona de Tacna, y parte en Chile, que es el área de Arica.

Este territorio quedó de alguna manera sin definir a partir del protocolo complementario de 1929, que señala que cualquier sesión a una tercera potencia, que no puede ser sino Bolivia, tiene que ser consultada entre Perú y Chile.

Por eso en algún momento se ha hablado y se ha hecho una consulta al Perú para ver si aceptaría la sesión de ese territorio a Bolivia.

¿Ustedes están buscando territorio con soberanía para este corredor?

Desde luego, cuando yo hablo de cualidad marítima estoy hablando de un territorio que sea útil y que sea soberano.

Sin embargo, Chile se ha negado a esto. ¿Ustedes no tienen una propuesta que se acerque más a la posición chilena?

Habría que negociarlo. En todo caso, ésta es la propuesta que nosotros hacemos inicialmente. Pero quiero señalar que, para el pueblo boliviano, el tema de la soberanía es un tema vital.

Porque no se trata simplemente de un tema de libre acceso, sino de una posibilidad de recuperar en la mentalidad de los bolivianos el acceso al mar que se perdió en 1883.

Señor canciller, usted el mes pasado dijo que están buscando los oficios de un tercer país para concertar una reunión entre el presidente Carlos Mesa y el presidente chileno, Ricardo Lagos. ¿Han tenido algún éxito en esa búsqueda?

Mire, estamos viendo todas la posibilidades de realizar un encuentro entre los dos países e incluso vamos a ver si lo planteamos en forma directa, pero yo quisiera dejarme en reserva esta posibilidad porque a veces en el ámbito diplomático es mejor mantener las negociaciones en reserva.

En ese sondeo, ¿ustedes ya tienen claro qué países y organizaciones apoyan el reclamo de Bolivia?

Vamos a plantear el tema en la Asamblea General de la OEA

Nosotros no estamos buscando un apoyo concreto de los países. Hemos recibido muestras de solidaridad, pero creemos que en último término tenemos dos opciones. Vamos a plantear el tema, como ya he señalado, en la Asamblea General de la OEA, donde el problema marítimo es un tema de cuestionamiento permanente.

Pero también estamos en plena disponibilidad para realizar un encuentro bilateral entre los dos países.

¿Qué piensa de la posición de Francia y Estados Unidos, que consideran justamente que se trata de un tema bilateral?

Nosotros no hemos negado que sea un asunto bilateral, pero también consideramos que es un tema de interés regional, tal como ha reconocido la OEA desde 1979.

Incluso en 1980, 1982 y 1983 se ha reconocido que no solamente es un asunto de interés regional, sino que las resoluciones de esos tres años fueron aprobadas con el reconocimiento de Chile, es decir que Chile hace un reconocimiento expreso de que el tema es de interés regional.

¿Qué pasos siguen ahora? ¿Hacia dónde se dirige la estrategia de Bolivia?

Nuestra intención, en primer lugar, es buscar un encuentro que puede ser una reunión reservada entre los dos presidentes. Podría ser primero una reunión entre los dos cancilleres inicialmente, pero lo que vamos a buscar es volver a conversar, volver al ámbito de la negociación entre los dos países que nos encamine a la búsqueda de una solución.

A partir de aquí, las preguntas de los lectores de BBC Mundo.

¿No se trata de una cortina de humo, de una apelación al nacionalismo para desviar la atención de los graves problemas internos de Bolivia? (Marcelo Iguarán, Santa Cruz, Bolivia).

No hay ninguna cortina de humo, simplemente que el tema marítimo, como se demostró en el levantamiento popular de octubre del año pasado, es un tema vital para Bolivia

En primer lugar, en cuanto a que esto podría ser una cortina de humo, el programa económico que ha lanzado el gobierno el pasado domingo demuestra claramente que el gobierno del presidente Mesa no tiene en absoluto ninguna intención de crear cortinas de humo. Más bien tiene la intención de enfrentar y solucionar los graves problemas económicos, políticos y sociales por los que atraviesa Bolivia.

No hay ninguna cortina de humo, simplemente que el tema marítimo, como se demostró en el levantamiento popular de octubre del año pasado, es un tema vital para Bolivia. Por lo tanto, es un tema para el cual hay que buscar una solución.

¿No cree que los problemas de Bolivia, más que por una falta de acceso al Pacífico, se deben básicamente a un problema de inestabilidad político-institucional que históricamente ha enfrentado su país? (Héctor Toledo, Santiago, Chile).

En cuanto a la supuesta inestabilidad de Bolivia, quisiera responderle al amigo chileno muy claramente. Bolivia es un país que tiene estabilidad democrática desde hace 21 años, vale decir que está bajo un régimen democrático hace más tiempo que Chile y los cambios que se han introducido en Bolivia en los últimos tres años están enmarcados dentro del sistema democrático.

La renuncia del presidente Banzer se produce por una enfermedad y el vicepresidente Quiroga concluye ese mandato constitucional. Tras la renuncia del siguiente presidente, que es Sánchez de Lozada, el vicepresidente Mesa asume el gobierno para concluir ese periodo constitucional.

Vale decir que todos estos cambios se enmarcan dentro de lo que establece la Constitución, por lo que es difícil de hablar de inestabilidad política.

¿No le parece que Bolivia está sobreactuando en el reclamo en términos de la soberanía de territorio con Chile? ¿No le parece que este reclamo debiera hacerse por vías diplomáticas únicamente, sin alentar el militarismo en toda la región de Sudamérica? (Claudio Morales, Buenos Aires, Argentina).

Bueno, no veo qué forma de alentar el militarismo hemos realizado. Nuestra demanda es una demanda pacífica y no es de los últimos años. Comienza inmediatamente después de la pérdida del territorio del litoral. Bolivia ha quedado de alguna manera amputada de su acceso al mar y eso indudablemente ha limitado su desarrollo.

Bolivia ha quedado de alguna manera amputada de su acceso al mar y eso indudablemente ha limitado su desarrollo

Para Bolivia fue prácticamente imposible acceder al mar después de la guerra, lo que nos obligó a ver la posibilidad de firmar el tratado de 1904, si bien esto nos obligaba a ceder la posesión del litoral.

No estamos sobreactuando, es una necesidad vital y Bolivia lo ha reclamado desde 1895, cuando se buscó el acceso al mar por el territorio de Arica y Tacna y después en 1920, 1921, en 1950. Es una preocupación permanente del pueblo boliviano, no es algo que haya nacido por una preocupación del actual gobierno boliviano.

¿Hay alguna probabilidad de que el caso de la salida al mar de Bolivia sea llevado a un organismo internacional como la corte de La Haya, si Chile da una negativa al reclamo boliviano? Y en tal caso, ¿cuánto tiempo podría tardar el fallo? (Gustavo Guzmán, Bogotá, Colombia).

Eso sería realmente mucho más difícil, porque desde el punto de vista jurídico nosotros no podemos llevar el caso a La Haya porque tendrían que ser los dos países que, de mutuo acuerdo, vayan a ese tribunal internacional.

Por eso, nosotros consideramos que no estamos hablando sólo de un derecho, sino de la necesidad vital de un pueblo de tener acceso al Pacífico.

¿Qué ocurriría si todos los países empiezan a desconocer sus tratados internacionales? ¿Deberíamos, por ejemplo, entre todos los países presionar a EE.UU. para que devuelva California y Texas a México? (Luis Castro, Santiago, Chile).

Mire, en ese sentido, ésta es una discusión muy larga. En este momento, Bolivia no está pidiendo la revisión del tratado de 1904. Eso no lo hemos planteado en ningún momento.

Y ésa no es nuestra meta. Nuestra meta es buscar un acceso soberano al Océano Pacífico.

Comprendemos que si de mutuo acuerdo los dos países llegaran a una solución al tema marítimo, tendríamos que pensar en un nuevo tratado

Sin embargo, comprendemos que si de mutuo acuerdo los dos países llegaran a una solución al tema marítimo, tendríamos que pensar en un nuevo tratado. Podría ser el tratado del año 2004, 2005...

Yo quisiera decirle al amigo chileno que en tres oportunidades el tratado de 1904 ha sido revisado: en 1907 dos veces y en 1908, a pedido del gobierno chileno, no del gobierno boliviano.

Si eso ya se hizo, de mutuo acuerdo los dos países también podrían llegar a un nuevo acuerdo para hacer una revisión del tratado de 1904.

¿Por qué no hacer un tratado directamente con Perú, dado que Chile no tiene intención de darnos una salida al mar? Si en una ocasión ya le entregamos territorios a Perú, ¿por qué no intercambiar unos cuántos kilómetros? (Paulo Callisaya, Santa Cruz, Bolivia).

La propuesta nos parece interesante. No quisiera descartarla. En algún momento si las negociaciones con Chile no llegan a feliz término, habría disponibilidad de conversar con Perú otras soluciones.

Quiero recordarle al amigo cruceño que Perú ya ha hecho una concesión en Ilo de una playa y de un puerto para Bolivia, en condiciones que no son de soberanía, pero que son muy importantes para nuestro país.

Señor canciller, quisiera saber si en las futuras negociaciones con Chile, en caso de que ese país acepte entablarlas, nuestro país empleará sus recursos naturales, como el gas, como un arma de presión (Mauricio Rodrigo, Cochabamba, Bolivia).

Lo he señalado ya, ésa es una posibilidad, yo no diría como un arma de presión, sino de negociación. Pero en este punto yo quisiera ser absolutamente claro: el gobierno nacional ha determinado que el tema de la exportación del gas debe ser decidido por el pueblo boliviano en un referendo.

Mientras el pueblo boliviano no se exprese claramente sobre qué hacer con el gas natural, no podremos pensar en que eso sea una herramienta de negociación

Por lo tanto, mientras el pueblo boliviano no se exprese claramente sobre qué hacer con el gas natural, no podremos pensar en que eso sea una herramienta de negociación.

Si el pueblo boliviano decide que sí, entonces podremos pensar en eso.

Considerando la crisis que vive Bolivia y lo frágil e inestable de sus instituciones, ¿es un interlocutor válido el actual gobierno para conversar "asuntos pendientes"? (Marco Godoy, Santiago, Chile).

Yo creo que el apoyo que ha recibido el presidente Mesa de la población permite pensar en este gobierno en otros términos.

El apoyo de un 78% para el gobierno nacional y especialmente para el presidente que han marcado varias encuestas, permite pensar que este país ha encontrado una solución a su crisis económica, social y política, y que vamos a tener una estabilidad y que el presidente Mesa va a poder concluir con el mandato presidencial que él tiene.

Teniendo en cuenta que su país ya tiene libre acceso a los puerto chilenos de Arica, Iquique y Antofagasta, que incluye la exención del pago de aranceles por el paso de mercancías desde y hacia Bolivia, ¿cuál es el real impacto de la falta de acceso al mar en la economía boliviana? (Ernesto Reyes Pavez, Concepción, Chile).

Yo quisiera señalarle que en este momento lo que ha sucedido es que, en el caso de Antofagasta, Chile ha privatizado el puerto, violando en forma clara el tratado de 1904.

Y en este momento se ha hecho una licitación para el puerto de Arica, que va a entrar en discusión la próxima semana entre autoridades bolivianas y chilenas, pero también en ese caso se produce una violación unilateral del tratado de 1904.

¿Qué significa para nosotros el libre acceso? Por supuesto, la posibilidad de tener acceso al puerto de Arica, que es el que más usa Bolivia. Pero hay una diferencia, porque no hay cobro de tributos en ese puerto por parte de Bolivia y no hay una presencia soberana.

Nosotros lo que queremos es tener una presencia concreta, que incluso nos dé la posibilidad de proyección al mar.

¿Cuáles son los beneficios inmediatos que traería la salida al mar para Bolivia y no sería esto tan sólo un remedio moral hasta que se dieran cuenta del subdesarrollo en que viven? (David González, Talca, Chile).

Quiero empezar por la parte final. Eso de que nos demos cuenta del subdesarrollo en que vivimos, me parece un tanto absurdo: lo vivimos todos los días, tenemos plena conciencia de la pobreza generalizada en la que vive la población boliviana. O sea, no es algo que tengamos que comprender o darnos cuenta.

En cuanto al beneficio moral que ha mencionado, yo creo que ese es el beneficio inicial. Hay una solución a un problema que tiene más de cien años y eso sería una reparación moral en primera instancia.

Pero además hay un beneficio concreto: es la posibilidad de tener acceso al mar. Eso nos abre la posibilidad de tener un puerto propio y nos abre la proyección marítima a la que me he referido anteriormente, con todo lo que ello significa: derechos de pesca, etcétera.



ESCUCHE/VEA
Entrevista interactiva a Juan Ignacio Siles
Participe @ BBC Mundo 04.02.2004



NOTAS RELACIONADAS
Bolivia presenta plan económico
02 02 04  |  Economía
Bolivia arremete por salida al mar
28 01 04  |  América Latina
Bolivia: postergan referendo sobre gas
27 01 04  |  América Latina
Bolivia: Congreso también pide mar
21 01 04  |  América Latina
Chile no acepta mediación
19 01 04  |  América Latina
Un comité para Bolivia
17 01 04  |  América Latina
Bolivia busca ayuda en Washington
16 01 04  |  América Latina


VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.


 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


Portada | Internacional | América Latina | Economía | Ciencia y Tecnología | Cultura | Deportes | Participe | A fondo | Multimedia | Aprenda inglés | Tiempo | Quiénes somos | Nuestros socios
Programación | En FM, AM, OC |
banner watch listen