Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Miércoles, 4 de julio de 2007 - 16:59 GMT
McLaren en escándalo de espionaje
Un McLaren sale de pits
El más exitoso de los equipos británicos está en el ojo de la tormenta.
La escudería McLaren de Fórmula Uno quedó involucrada en un proceso de espionaje trás acusaciones contra uno de sus directivos que habría recibido información ilegal de Ferrari, su gran rival.

El equipo suspendió a un "alto dirigente" de su grupo de diseño después de conocer que "personalmente había recibido información técnica de un empleado de Ferrari".

Se entiende que el dirigente en cuestión es Mike Coughlan, el Jefe de Diseño de la escudería británica, quien ocupaba el cargo desde 2002.

McLaren dijo en un comunicado oficial que ningún otro empleado tuvo acceso a la información y que el equipo no se ha beneficiado de ella.

Coughlan fue suspendido luego de que Ferrari expulsó a su su ex-director de desarrollo técnico, Nigel Stepney, como consecuencia de una investigación interna de la escudería italiana.

El equipo, con sede en Maranello, cree que Stepney robó partes y dio información técnica a sus rivales.

Crece la polémica

La policía italiana está investigando a Nigel Stepney, después de que Ferrari presentó una denuncia formal ante la fiscalía general del distrito de Modena, aunque no se presentaron cargos concretos.

Un McLaren delante de un Ferrari
El nuevo escándalo de la rivalidad entre McLaren y Ferrari, habría alcanzado los niveles del espionaje.

"Tenemos pruebas de que Stepney estuvo suministrando información técnica a un empleado de McLaren", dijo un portavoz del equipo.

El portavoz agregó que "se realizó una pesquisa en la casa del ingeniero -de McLaren- donde se encontró la información".

Ferrari considera que se trata de una situación muy seria. "Estamos hablando de una gran cantidad de información que fue entregada a un importante ingéniero. No son rumores ni especulación", afirmó el portavoz de Ferrari.

McLaren dijo por su parte en un comunicado, que "ha completado una minuciosa información y puede confirmar que ninguna propiedad intelectual de Ferrari fue dada a ningún otro miembro del equipo o incorporada en sus monoplazas".

La situación es altamente embarazosa para McLaren, cuyo director deportivo, Ron Dennis, periódicamente ha denunciado que varios de sus rivales han sido descubiertos tratando de espiar al equipo.

La FIA toma cartas en el asunto

En su comunicado, la escudería británica señaló que ha "abierto los archivos sobre el tema a la FIA (la Federación Internacional del Automóvil que rige la F1) y a Ferrari, y desea satisfacer cualquier inquietud que haya surgido sobre el tema".

Un mécanico de McLaren.
La FIA será la encargada de aclarar el nuevo escándalo que afecta a la F1 en vísperas del GP de Gran Bretaña.

Agregó el equipo que "para responder a las especulaciones, McLaren ha invitado a la FIA a que realice una revisión completa de sus autos para que compruebe que la escudería no se ha beneficiado de ninguna propiedad intelectual de otro competidor".

McLaren y Ferrari tienen una larga historia de relaciones difíciles y ha existido una atmósfera de mutua desconfianza entre ellos.

Mike Coughlan y Nigel Stepney trabajaron juntos en la escudería Benetton a comienzos de los años 90 y después en la oficina de diseño de Ferrari que hasta 1997 tuvo su sede en Surrey, en el suroeste de Inglaterra.

Stepney, quien fue el director técnico de carrera y de ensayos técnicos de Ferrari durante el período de dominación del equipo (2000-2004), ha dicho que la escudería "adelanta una campaña para ensuciar su nombre".

Su abogado dijo el mes pasado que "Nigel desea aclarar que no tuvo nada que ver con las denuncias y no es culpable de nada".



NOTAS RELACIONADAS

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


banner watch listen