Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Lunes, 17 de marzo de 2008 - 12:15 GMT
Claves: Bear Stearns y la crisis bancaria
Redacción, BBC Mundo

Bear Stearns
Bear Stearns fue fundado en 1923.

El banco de inversiones estadounidense Bearn Stearns, a punto de desplomarse, será adquirido por su rival JP Morgan Chase a US$2 por acción, una fracción de su valor anterior, con apoyo de la Reserva Federal de Estados Unidos, el banco central de ese país.

¿Cuán grave será esta transacción para el futuro del sistema bancario y qué nos dice sobre la crisis crediticia?

Participe: ¿Habrá recesión mundial?

¿Cuán grande es Bear Stearns?

Bear Stearns es uno de los bancos de inversiones de Estados Unidos que han dominado a Wall Street durante varias generaciones.

Fundado en 1923, es una de las más importantes compañías bancarias a nivel mundial y opera al por mayor con gobiernos, empresas y otras instituciones financieras.

Su campo de acción incluye la compra y venta de acciones y de bonos corporativos y del Estado, inversiones, servicios de compensación global, gestión de activos y asistencia a clientes privados.

Antes de la crisis, su capitalización de mercado era de US$17.000 millones, gestionaba activos por un monto de US$385.000 millones y contaba con una plantilla de 15.000 empleados en diferentes partes del mundo.

El colapso del precio de sus acciones, de US$169 en abril del año pasado a US$2 este lunes, implica que ha perdido más del 98% de su valor en el mercado bursátil.

¿Por qué este banco cayó tan bajo?

Bear Stearns ha sido afectado gravemente por la falta de confianza en los mercados crediticios.

La compañía había hecho grandes inversiones en instrumentos hipotecarios de tipo subprime y en otros títulos que ahora se consideran de muy alto riesgo y que han perdido gran parte de su valor.

Bear Stearns admitió que debía US$48.000 millones en títulos respaldados por hipotecas, de los cuales US$17.000 millones podrían ser difíciles de valorar.

Además, contaba con menos capital para salir a flote que sus rivales, como Citigroup y Merrill Lynch, que también estaban muy expuestos a la crisis.

A mediados del año pasado, dos de sus fondos especulativos (hedge funds) tuvieron que ser rescatados, lo que contribuyó a precipitar la primera etapa de la crisis crediticia global.

Como consecuencia, otros bancos se han negado a invertir dinero en Bear Stearns para mantener el funcionamiento de sus operaciones.

Esto conllevó a que el banco se quedara sin suficiente dinero al contado - o liquidez - para financiar sus operaciones.

¿Cuán peligrosa es la situación?

La preocupación es que si Bear Stearns colapsara, tendría que vender al mercado sus activos, incluidos los títulos de hipotecas de tipo subprime, a precios muy reducidos.

Esto disminuiría todavía más su valor y podría afectar la solvencia de varios otros grandes bancos de Estados Unidos.

Si otros grandes bancos se desplomaran, se agotarían rápidamente los créditos en toda la economía, disminuyendo la actividad económica.

En el mundo financiero, esto se conoce como "contagio".

Es por eso que la Reserva Federal de Nueva York llegó a la conclusión de que no le quedaba más remedio que intervenir para apoyar un paquete de rescate a corto plazo.

Sin embargo, es posible que haya otros bancos a punto de correr la misma suerte que Bear Stearns.

¿Por qué JP Morgan Chase se interesó en comprar Bear Stearns?

JP Morgan, en su condición de gran banco comercial, quería aprovechar la crisis crediticia para expandir sus operaciones, siempre y cuando no corriera ningún riesgo.

Ya que la Reserva Federal le garantizó que puede tomar prestado hasta US$30.000 millones frente al valor de sus activos, es poco probable que pierda dinero en la adquisición.

A cambio, JP Morgan se ha comprometido a pagar todo lo que Bear Stearns les debe a sus clientes.

Sin embargo, no se prevé que las actividades de Bear Stearns se mantengan a su nivel actual por lo que habrá grandes recortes de empleos.

La Reserva Federal también ha bajado la tasa de interés por prestamos directos a los bancos al 3,25% y les permitió a otros bancos de inversión tomar dinero prestado contra sus valores en riesgo.

El banco central de EE.UU. ya había anunciado una facilidad de préstamo de emergencia por US$200.000 millones, que entra en vigor el 27 de marzo.

¿Qué podría pasar ahora?

La Reserva Federal tiene previsto otro recorte en la tasa de interés, el martes, que podría ser de hasta un 1%, con el objetivo de estimular la economía.

Esto pondría a la tasa de interés por debajo de la tasa de inflación, lo que dificultaría hacer otros recortes.

Mientras tanto, los mercados de valores siguen cayendo por la preocupación de que los problemas del sector financiero sean más amplios y profundos de lo que se pensaba.

Pase lo que pase con las tasas de interés, es poco probable que los mercados financieros recuperen su confianza a corto plazo.



NOTAS RELACIONADAS
JPMorgan comprará Bear Stearns
17 03 08 |  Economía
Tambalea banco Bear Stearns
14 03 08 |  Economía
FBI investiga crisis "sub-prime"
30 01 08 |  Internacional
Bancos centrales toman medidas
18 12 07 |  Economía
Subprime: ni los suizos se salvan
01 10 07 |  Economía
"Subprime": lejos de A. Latina
01 08 07 |  Economía

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


banner watch listen