Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Lunes, 27 de marzo de 2006 - 09:40 GMT
Ecuador y sus descontentos
Mariana Martínez
Mariana Martínez
Columnista, BBC Mundo

Alfredo Palacio, Presidente de Ecuador
Alfredo Palacio insiste en que el TLC traería beneficios para su país.

Las protestas no son nuevas en Ecuador. Los reclamos hacia el gobierno de turno están a la orden del día desde hace ya varios años, dejando al descubierto el escaso éxito de los mandatarios para solucionar los problemas sociales de fondo que tiene el país.

Hoy, sobre el escaparate está el gobierno de Alfredo Palacio, quién asumiera el mandato luego de que su antecesor, Lucio Gutiérrez, fuera derrocado por el Congreso en abril de 2005, en medio de violentas protestas encabezadas por el poderoso movimiento indígena, el mismo grupo que lo llevó al poder en 2002.

Desde hace ya meses, el descontento social se ha hecho más fuerte en Ecuador. Los sindicatos vienen reclamando al gobierno de Palacio por mejoras salariales, mientras que los trabajadores de las zonas petrolíferas lo hicieron alegando falta de pago y exigiendo que las ganancias petroleras se inviertan en obras públicas en las regiones del sudeste donde se produce el combustible.

Pero la gota que derramó el vaso parece haber sido la voluntad del gobierno de firmar un tratado de libre comercio (TLC) con Estados Unidos, justo en momentos en que el país se prepara para los comicios electorales de octubre próximo.

Un acuerdo que, según Palacio, autodeclarado defensor de las bonanzas del libre comercio, será beneficioso para el país en la era de la globalización.

Punto de vista que no comparten los grupos indígenas del país -que representan el 30% de la población del país y pertenecen a los sectores más pobres de la sociedad ecuatoriana-, quienes optaron por bloquear las rutas principales de acceso a Ecuador, a modo de protesta.

Las dos caras de la moneda

Protestas en Ecuador
Todos estos reclamos no hacen más que mostrar que una parte de la sociedad, la liderada por los más pobres y excluidos, busca que la riqueza del país sea mejor distribuida.

Todos estos reclamos no hacen más que mostrar que una parte de la sociedad, la liderada por los más pobres y excluidos, busca que la riqueza del país sea mejor distribuida. Mientras que al mismo tiempo, deja al descubierto las profundas diferencias que existen al interior del país cuando de política económica se trata.

Por un lado, los grupos indígenas temen que el acuerdo con EE.UU. pueda perjudicar tanto la economía ecuatoriana como su cultura, alegando que afectará a los pequeños productores y la agricultura, en beneficio únicamente de los sectores más ricos del país.

Estos grupos indígenas reclaman un plebiscito, algo que el presidente Palacio ha descartado, expresando su intención de someter la negociación comercial con EE.UU. al Congreso, como representante del pueblo.

Por otro lado, los empresarios y sectores vinculados difunden las bondades del libre comercio, asegurando que quedarse fuera del TLC es un "mal negocio", en momentos en que sus vecinos -Perú y Colombia-, han firmado.

Según estos sectores, el TLC con EE.UU. es importante debido a que las preferencias arancelarias para Ecuador representan el 31% de las exportaciones totales del país.

Divididos sobre la dolarización

Pero este no es el único de tema que divide a los ecuatorianos. La dolarización de la economía, puesta en práctica en el año 2000, también es objeto de discusión.

Los candidatos presidenciales deberán entonces esforzarse para mostrar cuáles son sus planes para corregir el gasto público.

Por un lado, los partidarios de la dolarización aseguran que entre sus logros está la estabilidad macroeconómica y el crecimiento. Según datos del gobierno, el Producto Interno Bruto (PIB) se ha duplicado en los últimos cinco años y la hiperinflación que reinaba hace seis años quedó en el olvido. La inflación anual se redujo de 60,7% en 1999 a 4,36% en 2005.

También afirman que con la dolarización Ecuador, ha logrado separar lo político de lo económico, refiriéndose al escaso impacto que han tenido sobre la economía la creciente ola de protestas y manifestaciones.

Por su parte, los que se oponen, se dividen entre los que dice que "la dolarización no tiene vuelta atrás" pero que hay que amortiguar entonces los problemas que ésta acarrea, y los que consideran que hay que regresar al sucre, la moneda local.

Ambos coinciden en que la dolarización no ayudó a reducir los egresos estatales -se triplicaron en seis años- y no dinamizó las exportaciones -que crecieron a menor ritmo que las importaciones-.

También muestran que el desempleo creció -ronda el 10% y unido al subempleo, alcanza al 46% de la población económicamente activa-, la productividad bajó y el poder adquisitivo de los ecuatorianos se deterioró, alentando la emigración.

¿Qué se puede esperar?

Imágenes de protestas en Ecuador
Las protestas en Ecuador se podrían intensificar si se firma un acuerdo de libre comercio con Estados Unidos.

De cara a las elecciones del próximo octubre, lo que está claro es que si bien no se puede negar que la dolarización ha actuado como un paredón ante la inestabilidad política y ha permitido cierta estabilidad macroeconómica, ésta por sí misma no es suficiente como para garantizar una mejora en la productividad y alentar el crecimiento sostenible de la economía.

Los candidatos presidenciales deberán entonces esforzarse para mostrar cuáles son sus planes para corregir el gasto público, actuar ante un rebrote de la inflación y poner en marcha reformas al sector eléctrico y de telefónicas, la seguridad social y la producción petrolera. Tareas que han quedado en el tintero en los últimos seis años.

Pero más que nada, mejorar el empleo, sacar de la pobreza a 8 millones de ecuatorianos -70% de la población-, y mejorar la redistribución de la pobreza.

Si sus propuestas no son los suficientemente creíbles -y si en el futuro estas metas no se cumplen-, será difícil detener la lucha y los reclamos de los más pobres y desfavorecidos. Y la sociedad ecuatoriana seguirá divida.

Barómetro económico
ÍNDICE DE NOTAS

ARCHIVO 2005

ARCHIVO 2004

ARCHIVO 2003


NOTAS RELACIONADAS
"Se está buscando el bien colectivo"
23 03 06 |  América Latina
Desbloquean vías en Ecuador
22 03 06 |  América Latina
Suspenden protestas en Ecuador
17 03 06 |  América Latina
Palacio pide proteger la democracia
16 03 06 |  América Latina
"Si Palacio firma el TLC se irá a la casa"
14 03 06 |  América Latina

VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


banner watch listen