Skip to main contentAccess keys helpA-Z index
BBCMundo.com
OTROS IDIOMAS
English
Português
mas idiomas
Lunes, 6 de marzo de 2006 - 10:05 GMT
EE.UU.: ¿sin mexicanos?
Mariana Martínez
Mariana Martínez
Columnista, BBC Mundo

Trabajadores con bandera mexicana
Los mexicanos son el grupo inmigrante más numeroso en Estados Unidos.
¿Se imagina a Estados Unidos sin los 11,2 millones de mexicanos que viven, trabajan y sueñan con una vida mejor en ese país, y que, con el sudor de su frente, ayudan a levantar a una de las economías más poderosas del planeta?

Así, tal y como esboza la película titulada "Un día sin mexicanos", fue el llamado a la imaginación que hizo el presidente mexicano, Vicente Fox, al vaticinar en conversaciones con nuestra corresponsal en México, Mariusa Reyes, que "en 10 años Estados Unidos estará suplicando, estará rogándole a México que le envíe trabajadores".

Una proyección que le hace esperar en el corto plazo, después de casi 80 años de espera por un acuerdo migratorio y a seis meses de terminar su mandato, un cambio favorable en la política de Estados Unidos que permita disminuir las tensiones en la frontera y regularizar la situación de millones de mexicanos en ese país.

Según el presidente Fox, en poco menos de una década, Estados Unidos rogará porque los mismos inmigrantes mexicanos que hoy trata de alejar con la propuesta de construir un muro fronterizo, ingresen al país y ayuden a nivelar los fuertes desequilibrios que sufrirá la economía estadounidense en el futuro cercano.

Fox y sus pronósticos

Mexicanos esperando para cruzar ilegalmente la frontera con Estados Unidos.
Muchos mexicanos emigran a Estados Unidos en busca de mejores oportunidades.

El presidente Fox basa sus afirmaciones en los poco alentadores pronósticos de algunos analistas que aseguran que la economía estadounidense no creará los suficientes puestos de trabajo para hacer frente a la jubilación de los llamados "baby boomers", es decir, aquellos que nacieron entre 1946 y 1964, y que en 2010 estarán listos para el retiro.

En ese momento, Estados Unidos demandará más inmigrantes trabajadores pero, con la actual tasa de crecimiento de población a la baja que tiene México y la necesidad de cubrir el retiro de los mexicanos en el país, eso no será posible. "Los mexicanos ya tendrán trabajo", aseguró el mandatario mexicano.

Para evaluar qué tan certeros pueden llegar a ser los pronósticos del mandatario mexicano y qué tan factible es la cercanía de un acuerdo migratorio con Estados Unidos, es importante analizar entonces ¿qué papel juegan los mexicanos en la economía estadounidenses y qué desequilibrios podrían estos llegar a cubrir en el futuro?

Los mexicanos en números

El Centro Hispano Pew, una organización sin fines de lucro, calcula que existen 36 millones de residentes nacidos en el extranjero que viven en Estados Unidos, de los cuales, un 31,1% o 11,2 millones, son de origen mexicano.

Los mexicanos son entonces la población inmigrante más abultada en ese país. Cerca del 57% o 5,9 millones de ellos, no tienen estatus legal en el país.

Datos de la Oficina de Estadísticas y Censos de Estados Unidos y estudios del Pew, coinciden en que los estados en donde se localiza el mayor porcentaje de la población mexicana son California, Nueva York, Texas y Carolina del Norte.

El Centro Hispano Pew, una organización sin fines de lucro, calcula que existen 36 millones de residentes nacidos en el extranjero que viven en Estados Unidos, de los cuales, un 31,1% o 11,2 millones, son de origen mexicano.

Una encuesta realizada por el Pew en esos estados arroja que estos inmigrantes vuelcan su fuerza laboral en tres áreas que juegan un rol central en la economía estadounidense: los servicios, la construcción y la manufactura.

Mientras que un abultado porcentaje de esos mexicanos inmigrantes trabaja en la agricultura y en pequeño comercio.

Se calcula también que unos 40 mil "trabajadores golondrinas" mexicanos (aquellos que se desplazan de un lado a otro) llegan para desempeñarse en el campo estadounidense en épocas de zafra.

Alcanza con darse una vuelta por los suburbios de cualquiera es esos estados o recorrer las zonas rurales, para descubrir qué hacen estos mexicanos para ganarse el pan de cada día y cómo contribuyen con la economía estadounidense.

¿Qué se puede esperar?

Vicente Fox, presidente de México.
El presidente Fox ha dicho que en el futuro, Estados Unidos "rogará" por trabajadores mexicanos.

Si se toma en cuenta que la tasa de crecimiento de la población de México ha bajado de 1,4% anual en 2000 a 0,99% en 2005, y que se espera que continúe por la misma tendencia, se puede decir que el presidente Fox está, al menos parcialmente, acertado en sus pronósticos.

Este ajuste en el crecimiento permitirá que le sea más fácil a los mexicanos encontrar trabajo dentro de su propio país y, por ende, menos se verán tentados a buscar suerte del otro lado de la frontera.

Pero sin embargo también es cierto que, para 2011, 76 millones de "baby boomers" estarán listos para el retiro en Estados Unidos y que trabajadores inmigrantes serán necesarios para cubrir ese déficit (más que nada si los jóvenes no ahorran y el estado sigue gastando más de lo que tiene y, por ende, incrementado su déficit fiscal). Lo que podría actuar como un motor para impulsar la migración mexicana tanto legal como ilegal en el futuro.

La decisión de emigrar o no, estará basada entonces en la habilidad de la economía mexicana para generar puestos de trabajos bien remunerados y de calidad en los próximos 10 años. Algo que sin dudas dependerá en buena medida de la política económica que aplique el gobierno de turno.

Mientras en el congreso estadounidense se debaten entre dar legalidad a los trabajadores temporales o incrementar las medidas de seguridad en la frontera, y Fox aspira concretar un acuerdo migratorio con Bush en la reunión bilateral prevista este fin de mes, en Cancún.

Sólo cabe esperar que Bush y sus colegas en el Congreso tengan la creatividad suficiente como para imaginar, o en su defecto, darle una mirada a la película, qué pasaría si un día Estados Unidos se despertara sin ningún inmigrante y que no tuviera quién desempeñara el trabajo que los "gringos" no quieren realizar. Y, de esa forma, tomar la decisión correcta.

Para que ningún mexicano más tenga que arriesgar su vida al cruzar la frontera o derramar otra lágrima por no poder volver a ver una vez más la tierra que dejó atrás



Barómetro económico
ÍNDICE DE NOTAS

ARCHIVO 2005

ARCHIVO 2004

ARCHIVO 2003


VÍNCULOS
El contenido de las páginas externas sugeridas no es responsabilidad de la BBC.




 

BBC MUNDO - PRODUCTOS Y SERVICIOS


banner watch listen